Diario Judío México - El pasado jueves 1 de marzo se llevó a cabo la celebración de Purim en el Colegio Atid, la cual consistió en diversas actividades a lo largo de todas las secciones del colegio, propiciando un ambiente de gozo y diversión sana dentro de la comunidad escolar.

Alumnos, docentes y personal administrativo asistieron disfrazados para celebrar la más alegre de las fiestas judías.  Las diferentes áreas incluso se pusieron de acuerdo, por ejemplo: Preescolar se vistió de animales, los docentes de Upper High School fueron “pitufos” por un día y el área de Tecnología llegó al colegio en pijama.

Como cada año, se realizaron desfiles para mostrar los disfraces de los estudiantes y dar reconocimiento a los más creativos. Para preescolar y primaria se montaron pasarelas, sobre las que caminaron varios ‘Spider-Man’, ‘Mujer Maravilla’, ‘Princesas’, ‘Tiburones’ y atuendos más elaborados, como una máquina expendedora de dulces. Por su parte, secundaria tuvo un show especial de stand-up comedy, y  Upper High School realizó su desfile con automóviles utilizando la temática de “Vaselina”. Alumnos y alumnas vistieron chamarras de cuero y se tomaron divertidas fotos con sus compañeros y profesores.

Un evento muy esperado de la celebración fue la obra de teatro que cada año montan las mamás de APA (Atid Parents Association). Tal como en ediciones anteriores, se tomó una temática conocida que fue adaptada a la historia de Purim. En esta ocasión, la obra se tituló “The Toy Story of Purim”, y las actrices encarnaron a clásicos personajes pero con un giro diferente. Los alumnos de todos los grados disfrutaron al ver al rey AjashverBuzz y Barbie Vashti. La calidad de este musical hizo evidente el gran trabajo que, durante meses, realizaron las madres de familia.

Los alumnos de Lower, Middle y Upper High School gozaron al final del día con la presencia de Isaac Salame, quien a través de un “stand up comedy” los hizo reir con temas alusivos a la fiesta.

Por último, pero no menos importante, se realizó la lectura de la Meguilá con cada sección del colegio. Fue un día completo de alegría, reflexión y compañerismo que se hizo visible con el intercambio de Mishloaj Manot.