El primer ministro, Benjamín Netanyahu, anunció la oferta en una sesión de preguntas y respuestas en vivo con una reunión de las Federaciones Judías en Los Ángeles. La asistencia tiene como objetivo mostrar el compromiso de Israel con la amistad con el pueblo de Irán e Irak, a pesar de las actividades de sus gobiernos, afirmó el premier.

Un terremoto de 7.3 grados de magnitud sacudió las tierras fronterizas entre esos dos países el domingo, causando la muerte de unas 530 personas y heridas a más de 7.500 más.

El Departamento de Estado ofreció sus pensamientos y oraciones a las víctimas del terremoto del lunes: “Estados Unidos expresa sus sinceras condolencias a todos los afectados por el terremoto en Irán e Irak”, expresó la portavoz Heather Nauert. “Mantenemos a las familias de aquellos que fueron asesinados y heridos, en nuestros pensamientos, así como en las comunidades que sufrieron daños a hogares y propiedades”.

Ni Bagdad ni Teherán reconocen a Israel, o su derecho a existir, y no respondieron de inmediato a su oferta de ayuda.

No hay comentarios

Leave a Reply