Diario Judío México - El día 5 de octubre por la noche, salimos hacia la montaña de Guerrero, una de las zonas con mayor pobreza de nuestro país y la cual fue afectada por “Ingrid y Manuel” de gran manera.

En esta misión entregamos ayuda, despensas, y esperanza a miles de personas con grandes necesidades; ser parte de todo esto fue una experiencia inigualable, que abrió mi panorama de vida y sin duda me hizo reflexionar sobre todo nuestro alrededor.

Entendí la importancia de valorar todo lo que tengo y pude analizar los contrastes que existen en las diferentes sociedades del mundo, pude salir de la burbuja que nos rodea y pensar que no se necesita ir muy lejos para ver situaciones como estas, en nuestro país miles de personas viven en condiciones inimaginables, y aun así vive, sonríen y se esfuerzan para salir adelante cada día, nosotros no podemos ser indiferentes, o solo espectadores ante estas realidades, debemos aprender de todo esto que bajo ninguna circunstancia podemos rendirnos porque donde hay deseo de ser feliz y de lograr algo, no hay imposibles.

cadena-2
cadena-2

Esta misión me llevo a entender que el mundo es una cadena, y que en lugar de parecernos a la cadena alimenticia en la que el más fuerte se come al más débil, es nuestra responsabilidad hacer que nuestra cadena sea de empatía, que debe basarse en que todo tenemos algo que aportar, en que todo el que tiene más debe ayudar y compartir con el que tiene menos, y no solo cosas materiales, sino alegría, apoyo, y presencia.

Debemos hacer de este mundo un lugar mejor y aunque sé que no es posible cambiar al mundo en un día, eslabón por eslabón podemos hacer que esta cadena crezca y se vuelva algo masivo…. Así que los invito a ser parte de esta cadena, en la que más que dar… todos recibimos!
Leah Halavani Charaf


SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.