Diario Judío México -

Queridos amigos,

En esta ocasión no sabía qué decir, ni cómo empezar.

Hoy recibí un libro extraordinario y una carta que dice lo siguiente:

“Para ti Amelie la educación no es un trabajo; es una vocación interminable que demanda toda tu presencia y tu ser, como la definición del imperativo ético, de Emanuel Levinás”.

Yo creo que eso define mi vida. Hoy frente a todos ustedes, solamente quiero agradecer de nuevo, una y otra vez. Primero al Todopoderoso, luego a mi familia por su amor incondicional, al Colegio Hebreo Sefaradí por haberme dado tanto y a todos los dirigentes que trabajaron siempre de la mano conmigo. A ustedes, mis compañeros de trabajo, y me refiero a todos, quiero agradecerles de manera especial, ya que sin sus brazos jamás hubiera podido extender los míos, y a mis amigos de hoy y siempre que me hacen el honor de estar hoy aquí.

Se abren nuevos retos y horizontes para todos, para mí y para ustedes. La educación seguirá abriendo nuestros caminos, seguirá permitiéndonos construir.

Sigamos abriendo esos caminos que todos necesitamos, pongamos juntos un granito de arena para ser mejores personas, sigamos educando, ya que la educación es como el polvo de estrellas que ilumina la vida del maestro.

Que el Todopoderoso los colme siempre de bendiciones, y los vea siempre con buenos ojos hasta que nuestros caminos se vuelvan a encontrar. Reciban un fuerte abrazo y un caluroso Shalom como siempre.

Amelie Esquenazi

Discurso del Sr. CARLOS SANDOVAL, PRESIDENTE DE LA COMUNIDAD SEFARADI

Queridos amigos

Aprovecho esta ocasion para felicitar a todos los profesores y personal administrativo aqui presentes en su dia y darles las gracias por la gran labor que sabemos hacen todos los dias.

Ma tov u ma naim shebet ajim can yahad.

Que grato y bueno es el poder estar reunidos para agradecer a Amelie una labor de vida que ha dado tanto.

Tras 20 años en la dirección de nuestra SEFA y 35 años de dedicarse a la educación llega el momento del cambio de estafeta.

Que mejor manera de decir gracias que en una reunión como esta en la que maestros,comite de madres, padres de familia, patronato de la escuela y dirigentes comunitarios podamos expresar nuestra gratitud a quien fuera responsable de la formación de nuestros hijos y que tuviera presencia permanente en la vida de nuestra alma mater.

Todos vivimos la transformación de la escuela estos últimos años y atestiguamos como, con pasos seguros y claros, se trabajó para llegar a los niveles de excelencia que tenemos hoy día.

Fuimos testigos de cómo el cuerpo académico se capacito y preparo para estar a la altura de las circunstancias.

Hoy podemos estar tranquilos. Las labores de más de 20 años de Amelie Esquenazi y Esther Mondlak, nos permitieron sentar las bases de una mejora constante en la calidad académica y que podamos estar seguros de que las futuras generaciones tendrán las herramientas de vida necesarias para ser mujeres y hombres exitosos que sepan enfrentar los retos del futuro.

La Sefa, o como se la llamo en su origen, el “Colegio Hebreo Sefaradi Tarbut”, es una de las joyas que heredamos de nuestros padres y abuelos.

Cuando se formó nuestra comunidad la idea central era el cuidado de la juventud y su formación. Así nacieron instituciones como La Fraternidad, La gota de Leche, el internado y tras él la Escuela y el Kahal Kadosh.

Las primeras se ocuparon de dar a quien lo necesitaba la ayuda para sobrevivir con dignidad.

La escuela y el templo se abocaron a la educación y la formación dentro de nuestros valores centrales de la cultura y la religión judía.

Hoy cerramos una etapa más en la larga historia de nuestra alma mater y nos preparamos para los cambios que la realidad nos obligar a promover.

Por eso, en este cambio de estafeta podemos decir a Amelie que se retira de su puesto con dignidad y afecto “Col Hakavod”.

Apreciamos tu labor Amelie y sabemos que en el futuro tendrás aún mucho que aportar.

Has demostrado, a lo largo de tu vida, capacidad y entrega.

Por eso, en esta ocasión festiva, quiero dejar patente mi reconocimiento,amistad y afecto.

Jazak Baruj


SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.