Diario Judío México - La Kehilá Ashkenazí de México y sus instituciones afiliadas felicitan a la


Comunidad Bet-El

por la celebración de su 50 aniversario de vida institucional sirviendo al Judaísmo en Movimiento.

1 Comentario

  1. Muchachos desde Buenos Aires les escribo.
    No entiendo en 2012 que se llamen todavia comunidad ashkenazi, creo que deberian buscar un nombre que los incluya a todos los judios habida cuenta que el referente exlusivo del pueblo judio es el Estado de Israel y su capital unica e indivisible Jerusalem.
    Afectuosamente
    [email protected]

Leave a Reply

Artículo anteriorEl 23 de enero se recordaron 373 años del auto de fé en Lima, Perú
Artículo siguienteJournée Internationale de commémoration de la Shoah: cérémonie au Parlement européen

La Comunidad Ashkenazí de México es la institución cúpula de la colectividad que agrupa y unifica a las instituciones y miembros ashkenazim que la conforman brindándoles un marco de pertenencia donde puedan encontrar seguridad, continuidad y representatividad, buscando velar por la integración, desarrollo, crecimiento, consolidación y continuidad del asentamiento Ashkenazí en México.

Para cumplir con esta misión, en La Kehile contamos con el compromiso de sus líderes y la estructura profesional necesaria para contribuir al bienestar de sus afiliados,regidos por los principios de la ética judía, dentro de un marco de cooperación y ayuda mutua, guiados siempre por los valores ancestrales del Pueblo Judío.

  • El Comité de Socios de la Comunidad Ashkenazi se mantiene en continuo cambio y renovación, siempre en búsqueda de responder a las nuevas y crecientes necesidades de los miembros de la comunidad y así contribuir a mejorar su bienestar y calidad de vida.
  • Buscamos consolidar a la Comunidad Ashkenazí en México y cuya fortaleza radique en la integración activa de todos sus miembros e instituciones.
  • Establecer con nuestros asociados una comunicación continua, personalizada, clara y efectiva.
  • Ofrecer a nuestros asociados una atención personalizada y servicios de la más alta calidad, tanto en el ámbito de la identidad como en el campo de la vida diaria.
  • Garantizar que en el futuro las nuevas generaciones, cuenten con un marco comunitario donde satisfacer sus necesidades de identidad judía y donde apoyarse en asuntos del día a día.