Las guarderías infantiles de WIZO, al igual que de muchas otras ONG en Israel, manejan el bienestar de 120,000 bebés entre 3 meses y 3 años de edad en todo el país. Éstas se han visto afectadas no sólo por el Covid-19 y las muchas nuevas regulaciones de higiene que deben implementarse para la seguridad de los bebés, los padres y todo el personal que trabaja en cada guardería, sino también por los cambios que se han dado recientemente en el gobierno del Estado de Israel.

La regulación de estas guarderías siempre había estado, hasta hace algunos meses que cambió el gobierno, bajo la dirección del Ministerio de Economía. Es el Ministerio de Educación, ahora, quien tiene estas guarderías bajo su control y, aunque ya desde hace algunos años, WIZO, junto con sus organizaciones hermanas, ha realizado importantes esfuerzos para tratar de conseguir que el gobierno reconozca la importancia del sistema educativo de la primera infancia y de que apoyen y financien de una forma razonable este rubro, los frutos que se han conseguido a través de los años, no se acercaron al mínimo necesario para prevenir una crisis que se ha está desatando en esta época.

WIZO, al igual que las otras organizaciones, han jugado un rol importante, haciendo lobbying político, esforzándose en sus relaciones públicas para sentarse a la mesa y negociar los subsidios y el apoyo de manera más seria y encarar las necesidades básicas e imprescindibles ante un asunto de tanta importancia para la sociedad y el Estado. Es así que se iniciaron diversas manifestaciones con cobertura en los medios israelíes, varios encuentros con ministros del gobierno, miembros de la Knesset y demás tomadores de decisiones. Por otro lado, se ha publicado una declaración sustentando que no se reabrirán las guarderías al finalizar las festividades de Sucot, si no se llega a un consenso. Desde luego una decisión que nadie quiere tomar y que se espera no tener que llevarla a cabo.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorDescanse en paz Sr. Jacobo Gittler Fisleder Z”L
Artículo siguienteDescanse en paz Sra. Elvira Masri Cherem de Tawil Z"L