Diario Judío México - No por ser mi suegro lo considero un héroe, lo es por su historia y su legado, no sólo es el nieto de un testigo presencial del juicio de Alfred Dreyfus, es un hombre que vivió la fundación del Estado de como muy pocos judíos tuvieron el honor de lograrlo.

pertenece a la Comunidad Maguen David a pesar de que su apellido es italiano, por el hecho de que su abuelo paterno, David, después de estar presente en el juicio de Dreyfus como corresponsal en Francia, tuvo que refugiarse en Alepo, Siria, donde se estableció, pero su hijo Hillel, padre de mi suegro, prefirió vivir en la entonces Palestina, donde conoció personalmente a Zeev Jabotinski en sus cátedras, y donde nació Marcos, mi suegro.

Apenas iniciaba la Primaria Marcos, cuando en Mayo de 1948, comenzaron los disturbios en Palestina para lograr su Independencia de Inglaterra en primera instancia, cuenta cómo veía con sus ojos de niño a los árabes quitarse los zapatos para poder correr perseguidos por coches con judíos y con maniquíes para aparentar ser muchos, pero lo más impactante de la vida de Marcos, es cuando estando en su casa de Jerusalem, durante la Guerra de Independencia, con su madre Adelle y sus 4 hermanos pequeños, cayó una granada  de fabricación seguramente americana lanzada por árabes en su portal, la cual el Destino no permitió que explotara, y su madre, cargándolos y corriendo, los llevó a resguardarse a casa de sus vecinos.

Ese suceso debió haber impactado mucho a Marcos, quien creció más adelante en el puerto de Yafo, ingresó al ejército israelí como era  su obligación, y le tocó participar en la campaña del Sinaí como soldado; más adelante tuvo el honor de viajar en helicóptero junto con su padre Hillel y su amigo Menahem Begin, quien les mostró la construcción de un acueducto que desembocaría en el Mar Muerto.

Pero el sentimentalismo de Marcos, marcado por las vivencias de su infancia junto a sus padres y sus hermanos durante la Guerra de Independencia de , y su vida como soldado del Tzahal (IDF), no le permitió seguir viviendo en un país con constantes e inentendibles guerras, su mente de visionario le decía que no todo ese sufrimiento iba a acabar con la Guerra de los 6 días, y antes de que ocurriera la predecible Guerra de Yom Kipur, prefirió emigrar a , donde ya vivía su hermana Sara, y donde el mismo Destino lo llevó a casarse con la hija del hombre que trajo la tradición de Sucot a éste gran país, Don Abud Tuachi.

: un héroe israelí.

No hay día que Marcos no hable en hebreo, escribe en español con letras en hebreo, y en cada visita a , se levanta a las 6 de la mañana, para ir a formarse al puerto de Yafo a un restaurant donde preparan el mejor jumus que existe en el Mundo, y convivir en la fila con los árabes israelíes con los que su padre Hillel siempre vivió y respetó.

Nota cultural: “La sombra de un gigante” es una película interesante sobre la Independencia de , más que por su contenido, por los actores que incluyeron: Kirk Douglas, John Wayne, Yul Brynner (el mismo que actuó como Faraón en los 10 Mandamientos) y Frank Sinatra.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

5 COMENTARIOS

  1. Y recordar es vivir , yo soy mas chica que marcos y sin embargo recuerdo todas esas vivencias , para mis padres fueron tiempos muy dificiles donde quemaron las tiendas de mi papa junto al kotel en jerusalem, y no habia ni que comer y mucha historia mas, muchas felicidades alberto que bonito homenaje a tu suegro ,hasta 120 años todos

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.