Nuevamente la Feria Internacional del de Guadalajara tuvo un espacio para recordar aquella cultura que sigue inspirando esfuerzos para rescatarla a aquellas generaciones que la trajeron algún día siendo migrantes para encontrar una nueva casa llamada México, así como a las nuevas generaciones ya establecidas e integradas, e incluso a numerosas personas que no son judías mexicanas. Para estas últimas, no se trata de un tema ajeno, pues algunas fueron un puente de interculturalidad para los recién llegados, mientras que a otros nos interesa conservar el legado de una de las partes de multiculturalidad que integra nuestro México contemporáneo. Así es como Natalia Gurvich Okón y Noemí Gurvich Peretzman presentaron, con la moderación de Claudia Itzkowich, su obra: Del Shtétl a la Ciudad de los Palacios. Trazos del imaginario en México (Textofilia, 2020).

Natalia y Noemí Gurvich han demostrado con este la riqueza de una cultura migrante como la con el idioma ídish como un elemento primordial, pero más aún esta obra logra compartir de una forma integral y accesible las raíces, desde lo religioso a lo secular, lo místico, lo popular, el humor, la familia, y un sincretismo que se dio de manera natural. El lector o la lectora de esta obra podrán aprender y disfrutar de momentos llenos de ironía y asombro en el paso de un barrio de la Ciudad de México a otro, la tropicalización de los alimentos y el gustoso descubrimiento de las tortillas, por mencionar un ejemplo; el adaptarse a las crisis económicas y el choque entre generaciones, cosas que vivimos todos los mexicanos de nacimiento a la par de los nuevos mexicanos.

En voz de las autoras durante la presentación del libro, se evocaron las experiencias imperdibles de los recuerdos compartidos, las canciones de cuna, los juegos de manos y de palabras. Además de ello, el humor fue un tema sustancial que no se podía dejar de lado al también haber sido parte del día a día de muchas familias, pero que muchos lectores lo asociamos con algunos exponentes de la comedia estadounidense. Es así como la propia Noemí Gurvich durante el panel contó chistes de humor acerca de médicos y de la infinita diversidad de opiniones entre los judíos.  En el libro, abundan los chistes con temas tan vinculados a nuestra realidad como la pobreza, las preocupaciones y nuestros valores compartidos. En cuanto a Natalia Gurvich, los proverbios fueron el elemento de acercamiento que nos dio a un discernimiento de la mentira frente a la verdad, las maldiciones y la apariencia, como una variedad de conductas humanas del día a día, pero que podría servir la cultura para reflexionar acerca de ellas.

Por último, tengo que agradecer a las autoras por su gran dedicación de investigación, recopilación, análisis de perspectivas y sentidos, así como también la amabilidad con la que nos abrieron su amistad a los presentes, a Diario Judío, y sobre todo, a las y los migrantes del mundo, a quienes dedican esta obra haciendo memoria de sus padres, quienes con sus recuerdos, historias y añoranzas les transmitieron su cultura y les enseñaron a respetar y amar profundamente a México para que sus hijos y nietos, y también algunos de sus lectores, podamos ser herederos y portadores de la cultura judeo-mexicana.

Gracias por su atención y espero su respetuosa opinión en el espacio de Diario Judío o en las redes sociales de un servidor:  @PabloQZepeda

Clic aquí para adquirir "Del Shtétl a la Ciudad de los Palacios"

1 COMENTARIO

  1. Hola a NATI, MEME y CLAUDIA, de casualidad lo vi en mi celular, me dio mucho gusto y espero que el gran esfuerzo que llevaron a cabo, sea recompensado, primero con la satisfacción de haberlo llevado a cabo y posteriormente con la venta del libro.
    Les envío un cariñoso abrazo.

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorJóvenes mexicanos se preparan en liderazgo comunitario
Artículo siguienteViaje inusual: 12 judíos de Nueva York fueron de vacaciones a Siria
Licenciado en Relaciones Internacionales por el Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Occidente. En cuanto a experiencia internacional ha tenido estudios de intercambio con la Universidad de San Diego, California; y la Universidad Alberto Hurtado en Chile. Estudió el idioma alemán en la ciudad de Münster, Alemania y trabajo para el Consejo de Promoción Turística de México en la ciudad de Frankfurt. En aspectos relacionados con el judaísmo ha colaborado con el Proyecto Shagriria de Argentina (Jóvenes Embajadores de Israel en la Diaspora), con el Proyecto Judische Stammtisch en Münster, Alemania; con Jewish Experience y Honestly Concerned en Frankfurt, Alemania. También ha participado en diálogo entre árabes e israelíes en la organización YaLa Young Leaders, parte del Shimon Peres Centre for Peace Institute. En medios de comunicación ha trabajado en funciones administrativas y de producción para Radio Fórmula Guadalajara, en conducción y análisis de temas internacionales para Megaradio, y ha colaborado con Diario Judío como columnista y periodista desde Agosto del 2015, cubriendo temas de: política internacional, inclusión, innovación, juventud y negociaciones de paz entre Israel y los países árabes. Además ha trabajado en la cobertura en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara.