Diario Judío México - El día de ayer, jueves 18 de mayo, a las 19:00 en la Capilla Alfonsina, se presentó el libro “Cuerpos a la deriva” de , relatos escritos en la última etapa creativa de la escritora mexicana. Con la participación de Leopoldo Lezama y Víctor Manuel Torres, bajo la moderación de Geney Beltrán Félix. Teresa Cedillo realizaron una lectura dramatizada.

El libro Cuerpos a la deriva de (1941-2010) reúne 19 relatos que dan cuenta de su interés por la apropiación de figuras de la mitología griega. Sobre esta colección de cuentos, los cuales denotan la evolución de su escritura en la última década de su vida, hablarán los escritores Leopoldo Lezama y Víctor Manuel Torres, bajo la moderación de Geney Beltrán Félix, este jueves 18 de mayo a las 19:00 en la Capilla Alfonsina. En esta sesión, además, Teresa Cedillo realizará una lectura dramatizada.

El escritor y crítico Geney Beltrán Félix ha dicho que, en la última etapa de su escritura, tuvo un mayor interés por la escritura ficcional y por ello incorporó a su personajes de diferentes situaciones, no solo del mito y de su vida personal, con una notable variación estilística, de lo cual son ejemplos cuentos de este libro, como Nuestra Señora de la Choza o el relato Cuerpos a la deriva, donde se aprecian historias de corte realista y satírico.

El cuento Voz sin sombra, con el que se cierra este libro, es un monólogo dramático donde Seligson hace una reinterpretación de Ifigenia, hija del rey Agamenón, quien aparece en un episodio previo a la Guerra de Troya. Los cuentos reunidos en este libro fueron escritos en los últimos años de existencia de la autora mexicana y son prácticamente desconocidos por los lectores.

Resultado de imagen para Se presentó el libro Cuerpos a la deriva de Esther SeligsonOtro de los relatos que aparecen en este libro son Su mundo en la cama, en el que un grupo de ancianas pelean dentro de asilo por asuntos supuestamente triviales; o Cajas cerradas, sobre una muchacha que acostumbra hacer pequeños robos, aunque sin la finalidad de enriquecerse.

Los relatos de alegan a una estructura libre, a menudo sinuosa o irregular, pues son la transmutación en palabras de los movimientos de la consciencia, una deriva que se puede ir hacia la memoria, la imaginación y la reflexión, escribe el propio Geney Beltrán Félix en la contraportada de este libro. Aunque la prosa completa de fue reunida en la antología Toda la luz, publicada por el Fondo de Cultura Económica en 2006, Cuerpos a la deriva presenta una visión distinta para los viejos y nuevos lectores de esta escritora mexicana.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorEstampas de “Jerusalem”, la ciudad de las religiones
Artículo siguienteTeatro en corto: Piensa en mi… Una historia que tocará tu corazón
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.