Diario Judío México - Más de 720 policías y gendarmes en Francia buscan este miércoles al autor del tiroteo del martes en el mercado navideño de Estrasburgo (este del país), en el que tres personas murieron y 14 resultaron heridas, ocho de ellas de gravedad, según el último balance disponible. El ministro francés de Interior, Christophe Castaner, explicó en la Asamblea Nacional que “720 personas han sido movilizadas para que podamos interceptar a este individuo”.

La primera víctima mortal identificada es un turista tailandés, Anupong Suebsamarn, que visitaba la ciudad junto a su esposa, informa The Guardian.

Anupong Suebsamarn, de 45 años, era dueño de una fábrica de noodles en la provincia de Chachoengsao, al este de Bangkok, y también vendía ropa en el distrito de prendas de vestir de la capital tailandesa, según medios tailandeses. La pareja había planeado originalmente viajar a París, pero las protestas de los chalecos amarillos hicieron que cambiaran de planes.

Soldados franceses realizan guardias cerca de las barracas cerradas del tradicional mercado de navidad, frente a la Catedral de Estrasburgo.

La segunda víctima, de la que aún no se conoce el nombre, es un ciudadano francés antiguo empleado del banco Crédit Agricole. Uno de los heridos graves es un empleado italiano de Europhonica, la radio comunitaria del Parlamento Europeo. Otro de los heridos graves, que permanece en coma después de recibir un tiro en la cabeza, es un mecánico afgano, “el hermano Kamal” según ha informado en Facebook la Gran Mezquita de Estrasburgo.

Tras el tiroteo, la policía francesa blindó el centro de la capital alsaciana y reforzó los controles en la frontera. “No se puede descartar” que haya cruzado a Alemania, dijo el secretario de Estado de Interior, Laurent Nuñez.

Efectivos de la Brigada de Búsqueda e Intervención de la policía gala participan en la búsqueda del sospechoso tras el atentado de ayer en un mercadillo de Navidad en Estrasburgo (Francia).

El fiscal antiterrorista, Rémy Heitz, confirmó la motivación terrorista del ataque. “El ha golpeado una vez más nuestro territorio”, dijo Heitz, quien informó que la policía francesa ha detenido a cuatro personas del entorno del presunto autor del tiroteo.

El ataque tuvo lugar el martes por la noche en el centro de Estrasburgo, cerca del mercado de Navidad, uno de los más bonitos y famosos de Francia. Alrededor de las 20.00h, hora local, un hombre armado entró en el perímetro del mercado de Navidad y comenzó a disparar con un arma de fuego y utilizó un cuchillo para atacar a los viandantes. Entre las víctimas hay un turista tailandés.

Un miembro de la unidad de la policía francesa mira a través de los prismáticos desde el Puente de Europa, en Estrasburgo (Francia). El gobierno francés ha elevado el nivel de alerta de seguridad y reforzando los controles fronterizos.

Antes de huir, el sospechoso se enfrentó a cuatro miembros de la operación Centinela, los militares de la operación antiterrorista desplegados en Francia desde 2015 y que patrullan con metralletas por lugares sensibles y susceptibles de convertirse en un blanco terrorista. Uno de los militares resultó herido, al igual que el tirador, que fue alcanzado en un brazo.

Chérif Chekatt, el presunto asesino, huyó del lugar del tiroteo en un taxi. La carrera duró diez minutos hasta el barrio de Neudorf, en el sur de la ciudad, último lugar donde fue visto. Iba armado y estaba herido, según el taxista que le llevó.

Estrasburgo, todavía conmocionada por el ataque, se vistió el miércoles de luto. Minutos de silencio en honor a las víctimas y banderas a media asta en la capital de Alsacia y en el Parlamento Europeo, que tiene una de sus sedes en Estrasburgo.

“Debemos continuar defendiendo nuestros valores y no ceder ante el terror. Continuar viviendo normalmente es resistir”, dijo el miércoles Ronald Ries, alcalde de Estrasburgo.

FuenteEl Mundo
Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

1 COMENTARIO

Deja tu Comentario

Artículo anteriorUn Viento Siroco.
Artículo siguienteRetoman el proyecto del centro sefardí en Málaga un año después de su presentación