Diario Judío México - Cinépolis, una cadena mexicana de cines con presencia internacional, prepara de la mano de un par de socios, su entrada a , un país que hasta el año pasado mantenía una prohibición a este tipo de entretenimiento, situación que recientemente revirtió como parte de una serie de reformas para modernizar y diversificar su economía hacia 2030.

     La empresa mexicana obtuvo la licencia del General Commision for Audiovisual Media del país para operar en ese mercado los próximos cinco años, en el cual desplegará un portafolio de opciones Luxury, Premium, Macro XE, 4D y salas Junior para el mercado infantil que impactarán a más de 30 millones de cinéfilos en ese país, dijo Cinépolis, en el comunicado.

     “Nos sentimos muy privilegiados de ser parte de algo tan extraordinario como contribuir a la visión de para 2030”, dijo Javier Sotomayor, managing director de Cinépolis en Asia y Medio Oriente. “Como compañía, nos sentimos orgullosos y emocionados de ser parte de esta transformación histórica en ”.

     La cadena de cines llegará a a partir de una sociedad con Grupo Al Hokair, una empresa con negocios en el sector hotelero y entretenimiento con operaciones en Medio Oriente y el norte de África; y de Al Tayer, uno de los principales minoristas de lujo en Emiratos Árabes Unidos con negocios en los sectores automotriz, minorista, inmobiliario, construcción, sanitario, logística, ingeniería y fabricación.

     En abril, proyectó su primera película (‘Black Panther’) en más de 35 años, como parte de las iniciativas de modernización impulsadas por el príncipe Mohammed bin Salman, que otorgó a AMC Entertainment la primera licencia para operar cines en el país.

     El heredero saudita impulsa una iniciativa, Saudi Vision 2030, que busca reducir la dependencia económica de su país de la extracción de petróleo, mediante la diversificación de la economía y el desarrollo de actividades de servicios como el entretenimiento y el turismo.

     Cinépolis no es ajena a la región. Actualmente tiene proyectos en otros tres países dentro de la Península del Golfo –Emiratos Árabes Unidos, Omán y Bahrein– donde planea inaugurar su primera sala tan pronto como el próximo año.