Cosas que no sabías de la conexión de Bob Dylan con el judaísmo ortodoxo

Por:
- - Visto 2236 veces

Bob Dylan, uno de los compositores más queridos e influyentes de todos los tiempos, ganó el premio Nobel de Literatura. Los medios de comunicación han estado comentando sobre la forma con la que a pesar de la edad de Dylan (75 años), la famosa letra de su éxito “The Times Are a-Changing” siguen siendo tan relevantes. Mientras que el cantante es algo privado de su vida personal, las leyendas en torno a sus conexiones pasadas al judaísmo ortodoxo son fascinantes.

A continuación cinco cosas que no sabías sobre la relación de Dylan con el judaísmo ortodoxo:

De fuertes raíces judías: nació como Robert Allen Zimmerman en Minnesota, el nombre hebreo de Dylan es Shabsi Zissel. Asistió a jeider para la escuela primaria en Agudas Achim, una sinagoga ortodoxa, y luego, de adolescente, fue a un campamento sionista en Wisconsin.


Una Rosh Yeshiva ortodoxa: En la década de los 80, un amigo de Dylan estaba aprendiendo a una yeshiva ortodoxa en Far Rockaway, Shor Yoshuv. Dylan lo visitó, (algunos dicen que junto a su compañero icono de la contra-cultura judía, el poeta beat Allen Ginsberg), y terminó formando una conexión profunda con el Rosh Yeshiva, el rabino Shlomo Feinfeld z “l. El rabino Feinfeld relató que Dylan condujo, más tarde, a Far Rockaway en su Ferrari o con un chofer para ir a hablar con el rabino acerca de sus preguntas acerca de su herencia judía. El rabino siempre se hizo tiempo para hablar con Dylan, quien se decía que tenía pensado en comprar un apartamento cerca de la Yeshiva, para poder seguir aprendiendo allí. Según el rabino, Dylan una vez afirmó, al visitarlo en una noche de invierno en Nueva York, “Puede estar oscuro y cubierto de nieve fuera, pero dentro de esa casa, es tan claro”. Con toda la fama y el éxito que Dylan había visto, es increíble pensar lo mucho que estaba impresionado por la sencilla autenticidad de un enfoque ortodoxo del judaísmo.

Jabad: Mientras que en los primeros años de su fama coqueteó con otras religiones, Dylan volvió al judaísmo de una manera muy visible cuando fue un huésped en el Teletón Jabad en septiembre de 1989 y 1991. En los años anteriores, sus hijos tuvieron su bar mitzvah en Jabad.

Su yerno: El yerno de Dylan, el músico Peter Himmelman, también es observador. Como se informó de la tableta, Himmelman evitó el éxito musical debido a su compromiso de no realizar shows en Shabat y tuvo una profunda conexión espiritual con el Rebe de Lubavitch.

Shuls alrededor del mundo: Dylan ha sido visto envolviendo tefilín en el Kotel. También se le ha visto alrededor de Estados Unidos, en diversas sinagogas ortodoxas y yeshivas por servicios de vacaciones y en Shabat.

Mientras que la música de Dylan sigue inspirando a muchos, la Torá que ha aprendido parece servirle como una gran inspiración.

1 comentario en «Cosas que no sabías de la conexión de Bob Dylan con el judaísmo ortodoxo»
  1. Je,je no puedo dejar de reirme. Un nuevo intento de los ortodoxos de ponerse con los ganadores, con la corriente, seguramente son todos, ahora Fans, de Dylan. Este autor que para mi recibió justamente el premio nobel de literatura, abriendo la puerta a otras ramas de la cultura de las letras, tenia mucha conciencia de lo que hacia y lo que hizo fue convertirse al cristianismo y jamas lo negó. Su apertura general la que considero yo le dio el premio le permitió recibir este premio posiblemente no lo alejó de sus raices. Miles de turistas se ponen tfilin en el kotel y hasta en el shuk hakarmel, me costó liberarme de ellos en mi ultima visita.

    Responder

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


El tamaño máximo de subida de archivos: 300 MB. Puedes subir: imagen, audio, vídeo, documento, hoja de cálculo, interactivo, texto, archivo, código, otra. Los enlaces a YouTube, Facebook, Twitter y otros servicios insertados en el texto del comentario se incrustarán automáticamente. Suelta el archivo aquí

Artículos Relacionados: