El ministro de Asuntos Exteriores de Irán, Hossein Amirabdollahian, afirmó que el diálogo en curso con es positivo y constructivo y que Teherán está dispuesto a restablecer las relaciones en cualquier momento, informó el jueves la cadena de televisión Al Jazeera.

Los representantes de en la Organización de Cooperación Islámica volverán a Jeddah dentro de unos días, dijo el canal de noticias citando a Amirabdollahian.

El ministro también dijo que creía en la importancia de un amplio diálogo regional que incluyera a Arabia Saudí, Egipto y Turquía para resolver los problemas de la región.

Las relaciones entre y se deterioraron severamente en los últimos años, debido el enfrentamiento que han mantenido a través de terceros (apoyando a fuerzas opuestas en distintos conflictos como el de Siria) que ha dado paso a algunos incidentes más directos.

El vínculo entre la monarquía absoluta saudí, que se atribuye el liderazgo del islam suní, y el régimen iraní, convertido en adalid del islam chií, arrastran una larga historia de rivalidad, pero se interrumpieron por completo a principios de 2016 a raíz de la ejecución en el reino del jeque Nimr al Nimr, un conocido clérigo chií saudí, y el consiguiente asalto a la Embajada saudí en Teherán. Riad respondió retirando a su embajador, una medida que fue replicada por los iraníes.