Si hablamos de viajar a , nadie podría imaginarse que no es por placer. Sentarse en la arena blanca, a tomar sol, mirando el tibio mar celeste. Pero hay gente que viaja 7.000 km o más para poder juntarse a bailar rikudim.

MajolMX es un equipo de jóvenes en Ciudad de México con muchas ganas de romper las estructuras del mundo de las danzas israelíes y revivir la cultura del maagal (ronda) en su ciudad natal. Junto a diversos sponsors y el acompañamiento de la Organización Sionista Mundial, pudieron realizar el primer Camp Ketzev Latino Israelí en la ciudad de Cancún. Cuatro coreógrafos internacionales y 176 bailarines de diversas nacionalidades, de todos los rincones del planeta, se juntaron el fin de semana del 27 al 30 de Mayo para compartir todos juntos esta pasión por los rikudei am. Y estuvo presente.

“Este es por lejos el mejor camp de toda mi vida, simplemente por poder encontrarme con todos mis amigos después de tanto tiempo”, dijo una de las docentes que vivió el encuentro. “Estoy muy contento por haber venido”, apoyó un ex docente de la Institución, actualmente viviendo en Israel.

Entendamos el contexto. Han pasado ya más de dos años de pandemia, muchos de los bailarines no se veían desde hacía mucho tiempo o aún más: ni siquiera se conocían. Los meses de aislamiento fueron casi un beneficio para esta comunidad: se organizaron múltiples eventos, clases y programas online, siendo uno de los primeros en sumarse el 30 de abril de 2020 con su Harkadá Intercontinental). Pero bailar lado a lado, en carne y hueso, no tiene comparación.

Agradecemos al equipo organizador por haber hecho posible que esté presente y esperamos con ansias el próximo encuentro.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorIsrael. Comienza la sexta ola de COVID-19, con más enfermos graves y más muertos
Artículo siguienteTrabajar con integridad
El mundo judío en español. Noticias de Israel y del mundo judío.