La propuesta de leyes secundarias de telecomunicaciones presentada el 24 de marzo de 2014 por el gobierno de Enrique Peña Nieto acaba de ser aprobada en el Senado. El texto será discutido muy pronto en la Cámara de Diputados. Reporteros sin Fronteras expresa su preocupación por la rapidez con que avanza este proyecto de ley, que posee algunos artículos que amenazan la libertad de información.

Vigilancia de contenidos, derecho de bloquear las señales de telecomunicaciones, censura (a priori) en caso de que se considere que la información es peligrosa para la seguridad nacional y distribución inequitativa de frecuencias audiovisuales entre los medios de comunicación privados, públicos y comunitarios: la reforma de leyes secundarias en materia de telecomunicaciones comporta diversos peligros para la libertad de información. La mayoría de los senadores se pronunció a favor del proyecto de ley pese a las críticas de algunos legisladores, que denunciaron la rapidez con la que se tomó esta decisión -los senadores dictaminaron en cuatro horas-. Estas críticas dieron lugar a que la Comisión Permanente del Congreso de la Unión aprobara un periodo extraordinario de sesiones, que inició el 4 de julio de 2014, para la discusión definitiva de la nueva legislación, que será presentada ante la Cámara de Diputados el 8 de julio de 2014.

Reporteros sin Fronteras lamenta que ninguna recomendación de la sociedad civil haya sido tomada en cuenta por el poder legislativo”, señaló Camille Soulier, responsable del Despacho Américas de Reporteros sin Fronteras. “Es necesaria una reforma a la Ley de Telecomunicaciones, cierto, pero este proyecto de ley avanza demasiado rápido y en una dirección alarmante. Exhortamos a los diputados mexicanos a que profundicen su y consulten a la sociedad civil antes de pronunciarse sobre el proyecto de ley, a fin de que el texto se enriquezca con un diálogo democrático”, añadió.

Reporteros sin Fronteras apoya una petición presentada en el Senado el 2 de julio pasado, en la que más de cien organizaciones defensoras de los derechos humanos, acompañadas de numerosos ciudadanos, expresaron su inconformidad con el proyecto de ley. Según ellos, la reforma de la ley permitiría la censura a priori, violaría el derecho de propiedad y protegería más los derechos de las empresas de telecomunicaciones que los de los ciudadanos.

ocupa el lugar 152, entre 180 países, en la edición 2014 de la Clasificación Mundial de la Libertad de Prensa de Reporteros sin Fronteras.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorAcusan a funcionario de la Benito Juárez por comentarios ‘racistas’
Artículo siguienteSenate approves draconian telecommunications bill
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.