Diario Judío México - Michel Rojkind, un joven judeo mexicano, y su socio Alberto Villareal han diseñado un balón inteligente que no usa aire, se ilumina al entrar a la portería y tiene la capacidad de cambiar los conceptos actuales del futbol.

Michel Rojkind, arquitecto que fue baterista del cantante mexicano Alex Synteck, fue el de la idea de hacer el artículo deportivo, una de las primeras creaciones de la empresa ‘Agent’, que hace innovaciones radicales, no sólo en el deporte.

“Quisimos hacer un cambio radical que impacte en cómo es el juego. Por ejemplo, cuando se use, los árbitros podrán tomar decisiones más justas, por la información que reciben”, explicó Alberto Villarreal, diseñador industrial.

La pelota, que precisa aún de una fase de prueba y ajustes, es de un plástico flexible y en su interior cuenta con un procesador que dará información acerca de cuánto tiempo de posesión tiene cada equipo, trayectoria del balón y fuerza de los golpes, además de iluminarse cuando entre en la puerta.

Será vendido en unos 300 dólares, pero se hará una versión para el futbol callejero, de unos 50 dólares y sin la parte electrónica. Será beneficiosa porque, al no necesitar aire, nunca se desinflará.

Ahora, los constructores de la pelota planean pasar por una etapa de pruebas de laboratorio en la que harán exámenes de rebote y resistencia, además de determinar bien qué tipo de material usar.

“Tenemos unos lentes de natación que diseñamos para un concurso, pero hemos hecho trabajos de otros aspectos de la vida como teléfonos celulares, maletas de viaje y electrónica” explican los jóvenes.

Los mexicanos han tenido plática con algunas de las grandes marcas deportivas del mundo, pero todavía no firman acuerdo con ninguna. Tienen pensado intentar convencer a la FIFA de que utilice el balón, con orificios en su superficie y de una gran presentación.

“Es un reto porque la FIFA no emplea mucha tecnología y no sabemos si aceptará algo tan radical. Quizás en un futuro sí”, dijo Alberto Villarreal, jugador aficionado de futbol siete.

Aunque el máximo organismo del balompié mundial se mantiene ajeno al invento, empresas de Kuwait y los Emiratos Árabes dispuestos a desarrollar el futbol se han interesado por el proyecto, cuyos creadores esperan comercializar a nivel mundial para poder bajar los costos.

FuenteEFE
Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorEl problema del otro
Artículo siguienteExcarcelado el preso político cubano Ariel Sigler
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.