En la fecha del 45 aniversario del comienzo de la última dictadura cívico-militar en la República Argentina, el Keren Kayemet LeIsrael realizó una ceremonia de conmemoración a las víctimas y desaparecidos por el terrorismo de Estado.

Foto: Hernán Felman, vicepresidente del KKL Mundial y Francisco Tropepi, jefe de Cancillería de la República en Israel.

El acto fue presidido por el jefe de Cancillería de la República en Israel, Francisco F. Tropepi; el vicepresidente del KKL Mundial y presidente de la Comisión de Recursos y Desarrollo y Cooperaciones Internacionales, Hernán Felman; el vicepresidente del KKL Mundial, Nisan Cialik; el presidente de la OLEI, Mario Leib; y en representación de la Organización Memoria, el periodista y documentalista Shlomo Slutzky.

La ceremonia tuvo lugar en el Centro de Conmemoración Memoria, que rinde homenaje a los asesinados a manos del régimen dictatorial en Argentina, especialmente a los desaparecidos de origen judío. Este memorial se encuentra adyacente al Bosque de la Amistad - del KKL, en la zona de Ben Shemen.

“Este bosque fue creado por luchadores, que perdieron a sus hijos, a sus parejas, que pasaron por torturas o prisión”, señaló Slutzky.

Vicepresidente de la OLEI y presidente del Colegio de Abogados de Jerusalén, Leon Amiras.

El vicepresidente Mundial del KKL, Hernán Felman, subrayó que el pueblo judío y el Estado de se han caracterizado siempre por su memoria y su respeto a los caídos, y presentó sus respetos al pueblo argentino y a las víctimas y familiares del régimen cívico-militar.

“Además del profundo dolor, la memoria de los desaparecidos nos enseña la importancia de la democracia y sus valores, que tan arraigados están tanto en la sociedad como en la israelí”, sostuvo Felman.

Por su parte, el jefe de la Cancillería de la Embajada de la República en Israel, Francisco Tropepi, señaló que es un “gran orgullo y satisfacción” para quienes representan a en haber sido invitados a un evento tan importante en un día tan triste para su país. “Triste porque se da comienzo a una época muy oscura de la historia argentina, que hasta el día de hoy no se logran esclarecer todas las atrocidades sucedidas”.
Además, destacó que la proporción de judíos entre los desaparecidos fue mucho mayor que su proporción en la población, “lo cual indica que además de asesinos, los militares eran antisemitas”.

Ariel Goldgewicht, director ejecutivo del Departamento de Noar Jalutz y Dor Hemshej de la OSM.

“Este triste recuerdo debe llevarnos hacia una mucho mejor, comprometida con los derechos humanos y el combate al antisemitismo”, finalizó Tropepi.

Por su parte, el vicepresidente de la OLEI y presidente del Colegio de Abogados de Jerusalén, León Amiras, relató el impacto que tuvo el comienzo de la dictadura, entre otras cosas, en la vida comunitaria: “Yo tuve la suerte de tener solo 11 años cuando sucedió el golpe. Digo la suerte, porque aquellos en la comunidad que tenían 14 o 15 en adelante, quienes iban al Ken o tenían actividades en la comunidad judía, la mayoría fueron detenidos y algunos desaparecidos”.

En la ceremonia se hicieron presentes otras personalidades, como Silvio Joskowicz, titular del Departamento de Emprendimientos Sionistas de la Organización Sionista Mundial; Ariel Goldgewicht, director ejecutivo del Departamento de Noar Jalutz y Dor Hemshej de la OSM; Eli Cohen, secretario general del KKL; y Andrés Rojas, jefe de la Sección Cultural en Embajada de la República en Israel.

El Centro de Conmemoración Memoria fue creado por el KKL, la OLEI y la Organización Memoria, que congrega familiares de desaparecidos en la dictadura militar residentes en Israel. Actualmente contiene varias placas con nombres de desaparecidos judíos durante la dictadura militar, y el KKL está llevando adelante un proyecto para ampliar estas listas y que más víctimas sean recordadas en este memorial.