Diario Judío México - El expresidente egipcio Hosni Mubarak fue puesto hoy en libertad y abandonó el hospital militar donde ha estado recluido buena parte de los pasados seis años, desde que fue detenido tras la revolución que le derrocó en 2011, informó su abogado, Farid al Dib.

Detalló que el octogenario mandatario salió a las 08:30 hora local (06:30 GMT) del hospital de Maadi, en el suroeste de El Cairo, y se dirigió a su residencia en el barrio de Heliopolis, en el noroeste de la ciudad.

Su puesta en libertad se produce después de que la Fiscalía general egipcia la ordenara el pasado 13 de marzo, tras la absolución de Mubarak a principios de mes por su supuesta complicidad en la muerte de 239 manifestantes durante las protestas que acabaron con su mandato entre enero y febrero de 2011.

La absolución abrió la puerta a que el equipo defensor del exdictador pudiera solicitar a la Fiscalía que restara la condena de tres años de cárcel por un caso de corrupción al periodo que el exmandatario pasó en prisión preventiva por la represión violenta de la revuelta.

Mubarak había sido condenado en mayo de 2015 -sentencia confirmada en enero de 2016- a tres años de cárcel por apropiación de fondos públicos reservados a los palacios presidenciales y la Fiscalía consideró que ya ha cumplido esa condena.

El “faraón” fue detenido de forma preventiva en abril de 2011, poco después de haber sido obligado a dejar el poder, y ha permanecido desde entonces en la cárcel o bajo vigilancia en el hospital de las Fuerzas Armadas de Maadi, debido a su delicado estado de salud y su avanzada edad, 88 años.

Su puesta en libertad representa para muchos revolucionarios y activistas el final de los intentos de que se haga justicia por los abusos y la corrupción durante los 30 años de dictadura (1981-2011) y por la violencia durante la revolución del 25 de enero.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


Artículo anteriorMéxico: Tercer lugar mundial en asesinato de periodistas
Artículo siguienteApoya este vídeo desde México. El deporte nos une a Israel y al pueblo judío
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.