El primer ministro había planeado ir a México, Colombia y Panamá, pero no fue capaz de organizar la visita debido a que las embajadas y consulados de en América Latina son atendidos casi exclusivamente por el personal del Ministerio de Relaciones Exteriores que se encuentra en reclamo de mejoras salariales.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, canceló una visita prevista a Latinoamérica en abril debido a la huelga de la cancillería, según lo afirmaron funcionarios israelíes hoy.

Este es el primer viaje al extranjero de que Netanyahu que se vio obligado a cancelar ya que las medidas de los diplomáticos comenzaron hace dos semanas.

Netanyahu había planeado pasar unos días en Colombia, México y Panamá a principios de abril. Esta habría sido la primera visita a América Latina por un primer ministro israelí y la oficina de Netanyahu incluso la había calificado de “histórica”.

Pero durante la semana pasada, como los preparativos para la visita iban cobrado fuerza, su oficina se encontró con muchas dificultades para hacer los arreglos necesarios debido a las medidas de fuerza de los diplomáticos, que incluyen una negativa a ayudar a organizar viajes al extranjero para cualquier ministro del gabinete.

Según informó el diario israelí Haaretz, la oficina del Primer Ministro intentó organizar el viaje igual con la ayuda de otras agencias gubernamentales que operan en el extranjero. Durante la última huelga del Ministerio de Relaciones Exteriores, por ejemplo, Netanyahu utilizó el Mossad, el Ministerio de Defensa, las Fuerzas de Defensa de y el servicio de seguridad Shin Bet para organizar viajes a Polonia y Austria pese a las medidas de los diplomáticos.

Pero de acuerdo con un funcionario del Gobierno, esto no fue posible para el viaje a América Latina debido a que las embajadas y consulados de allí son atendidos casi exclusivamente por el personal del Ministerio de Relaciones Exteriores. Los esfuerzos para que los Gobiernos anfitriones ayudaran a organizar las visitas tampoco resultaron.

La oficina de Netanyahu rechazó la petición de Haaretz para hacer comentarios.

Los tres países que Netanyahu había planeado visitar son todos muy amables con Israel. Recientemente, ayudaron a a ganar estatus de observador en la Alianza del Pacífico, una organización de varios estados de América Latina que en general mantiene una pro-estadounidense y se oponen a la presencia de Irán en la región.

La visita a Colombia, que mantiene una amplia red de relaciones diplomáticas, económicas y de seguridad con Israel, se supone que es el objetivo principal del viaje. El funcionario israelí que dialogó con Haaretz aseguró que Santos y sus asistentes expresaron una gran decepción por la cancelación de la visita.

El conflicto laboral en el Ministerio de Relaciones Exteriores es de larga data, pero una huelga anterior terminó el verano pasado después de que las dos partes acordaron la mediación. Hace dos semanas, sin embargo, los diplomáticos abandonaron el proceso de mediación de siete meses y relanzaron sus medidas de fuerza con el argumento de que los representantes del Ministerio de Finanzas no habían tomado en serio el proceso y habían presentado propuestas "recicladas" que no lograron resolver los problemas de los diplomáticos y de sus familias.