El presidente Reuven Rivlin mantiene una videollamada de despedida con la canciller alemana Angela  antes del final de su mandato.

“Usted es uno de los líderes más importantes de nuestra generación”, le dice el presidente a la canciller. “Usted es alguien que recuerda constantemente a todo el mundo libre los valores que todos, la humanidad en su conjunto, compartimos”.

Recordando el discurso del canciller ante la Knesset en 2008, Rivlin dice: “Siempre te recordaré como un líder que se ocupó de las relaciones entre nuestros dos pueblos, y no sólo entre nuestros dos países. Llegaste a conocer a los ciudadanos de Israel de cerca, nuestra cultura, nuestros líderes, todos los principios que son importantes para nosotros”.

El presidente expresa su agradecimiento y aprecio por el compromiso de la canciller con la seguridad nacional de Israel, especialmente durante la reciente ronda de conflictos con Hamás. También expresa su agradecimiento por el compromiso de en la lucha contra el antisemitismo y por garantizar la seguridad de la .

La canciller habló con el presidente sobre los recientes cambios en Israel y le agradeció los valores que promovió durante su presidencia, así como el trabajo conjunto que han realizado a lo largo de los años para hacer avanzar las relaciones entre los países.

FuenteNoticias de Israel

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorMillesime, el regreso de la gastronomía
Artículo siguienteBorges, Israel, el judaísmo y yo