La gastronomía de los judíos de los reinos de Península Ibérica en la Edad Media. Este no es un libro más de cocina, ya que la aportación documental, histórica y gastronómica, es fundamental para la historia de la alimentación de la España medieval.

A través de procesos de Inquisición, abiertos a conversos acusados de judaizar entre el siglo XV y XVI, hemos podido reproducir las costumbres culinarias de la vida cotidiana, del ciclo vital (nacimiento, circuncisión, bodas, velatorios, etc.) y de las grandes fiestas religiosas (Sabbat, Pascua, Sukkot, Año Nuevo, Ayunos, etc.). También hemos documentado las leyes dietéticas para los alimentos permitidos y prohibidos, así como las tradiciones y normas a la hora de manipular y cocinar los alimentos. Por último, describimos una serie de menús para cocinar en cualquier banquete y circunstancia.

Así mismo nos facilita los ingredientes y el catálogo de las 60 recetas más populares de los judíos en la Edad Media, teniendo perfectamente documentados: el hamín, los huevos haminados, las habas con pimienta y sal, las berzas con queso, el cordero asado, las albondaquillas tabaheras, las tripillas de ternero, el morçao de carnero, el queso brullo, el pan con miel, etc. También descubrimos una rica repostería: los confites, los arrucaques, las rosquetas, las alcahalillas, las rosquillas, las tortillas de Pascua, los panes de torta, los turradillos, el turrado, las almendolas, etc.  La cocina de los judíos en la Edad Media, por razones obvias, no emplearon en sus fogones aquellos alimentos provenientes de América  siendo la base de la cocina sefardí actual, pero con claras diferencias.


Álvaro López Asensio
ISBN: 978-84-92524-69-3
296 páginas, 24×17 cm., il.

FuenteCerteza

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorEmbajador israelí en la ONU: "Abbas ya no es parte de la solución, sino del problema"
Artículo siguienteReconocen a siete jóvenes investigadores mexicanos con el programa Cátedras Moshinsky
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.