No hace mucho, era pleno siglo XX. Las fotos se sacaban sobre un rollo de negativos, que el fotógrafo revisaba a fondo y elegía al negativo que le daría mejor foto “positiva”.

Exactamente igual estamos acostumbrados a ver en las agencias noticiosas internacionales, especialmente con las noticias que tengan alguna relación con Israel.

Vemos hoy un artículo precedido de una foto y cuyo título es el negativo:

Muere un adolescente palestino tras ser tiroteado por las fuerzas de Israel en Nablús.

La noticia no es esa, lo del título es una lamentable consecuencia, mucho menor de lo que pudo haber sido.

En realidad la noticia es que en una conmemoración pacífica de ciudadanos judíos religiosos, que se hace periódicamente, que es visitar la tumba de un personaje bíblico, y que para evitar problemas previamente se hace una total coordinación entre las fuerzas policiales del lugar (Autoridad Palestina) y guardias israelíes, apareció una turba de violentos palestinos que tiraron todo tipo de elementos contra los religiosos.

Para proteger la vida de los que allí estaban, los efectivos israelíes no tuvieron más remedio que utilizar elementos antidisturbios: gases lacrimógenos y balas de goma.

En medio de lo que pasó de ser una pacífica peregrinación religiosa a una batalla campal, la policía actuante vio que un joven portaba un cóctel molotov, por lo que se vio obligada a neutralizar al peligroso atacante, que era un adolescente palestino con una bomba incendiaria en sus manos. Lamentablemente el terrorista palestino murió a consecuencia de una bala.

Como observará el lector, la redacción de la noticia está tergiversando totalmente la realidad, y quien lee el encabezamiento solamente ve una deformación total de quien es el muerto y nada dice del motivo por el cual se le disparó.

De no haberle disparado a tiempo ese “adolescente palestino” habría logrado matar a muchas personas con lo que tenía en sus manos.

Además la foto que encabeza la noticia nada tiene que ver porque es en otro lugar y en otra fecha, pero muestra a soldados israelíes armados. No hay fotos del terrorista asesinado ni de las que hubieran sido sus víctimas.

Una vez más, los medios de información demuestran ser “medios de deformación”. Se hace cada vez más real la vieja frase:

“ Los periódicos empezaron a existir para decir la verdad

y hoy existen para impedir que la verdad se oiga.”

Gilbert K. Chesterton

En el caso de hoy el título debió ser:

En una procesión religiosa, una turba de extremistas islámicos atacó a los creyentes desarmados; un terrorista armado falleció y otros fueron repelidos con elementos antidisturbios.

NO ES LO MISMO, VERDAD????

 

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorGal Gadot interviene en una empresa que combate el acoso escolar y el ciberacoso
Artículo siguienteNunca estamos solos || Menú de Shabat 27 Mayo 2022