El Studio Weil en , fue inicialmente concebido como un estudio de pintura y escultura en el PortAndratx para la artista estadounidense Barbara Weil. Weil encargó en 1998 el diseño del edificio al arquitecto también estadounidense —de origen judío polaco— , antes de que formará parte del star system de la arquitectura internacional. La construcción responde de modo orgánico al paisaje circundante, sumándose a la creación de un espacio que complementa y contrasta con la obra de la artista.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Studio Weil: faro de cultura

Aunque creado para albergar el trabajo de Barbara Weil, sus últimos deseos fueron que el edificio se convirtiera en un centro donde otros artistas pudiesen compartir su legado.

Era un gran deseo de Barbara que Studio Weil se convirtiera en un faro de cultura para la isla de y el mundo.

Con sedes en España y Nueva York, los hijos de Barbara han iniciado esta promesa, abriendo este verano por primera vez las puertas del Studio Weil para promover actividades entre artistas interdisciplinares en el maravilloso puerto natural de Andratx, bajo la luz mediterránea y acogidos por la arquitectura de Libeskind.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

, con su comunidad internacional y la riqueza de recursos culturales es un lugar ideal para manifestar esta iniciativa. El municipio ya es conocido por la producción de conciertos de jazz y la terraza del Studio Weil ha sido durante años escenario de muchos de ellos. Bajo la nueva dirección, las producciones musicales y teatrales acompañarán exposiciones de artes plásticas y fotografía, además de residencias de artistas.

El edificio, Barbara Weil y

Barbara Weil es una figura destacada del por sus pinturas y esculturas de gran formato y colores brillantes. Tras haber expuesto en París, Madrid, Barcelona o Berlín, poseía coleccionistas a nivel internacional que viajan a su estudio desde China, Japón e India. Por eso en 1998 se planteó construir un estudio para mostrar sus piezas a los coleccionistas cuando conoció a .

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Cinco años después, la intuición compartida del arquitecto y la artista dio lugar a un espacio único donde el de Weil fue la inspiración para el diseño de Libeskind. Nada mas avistar el edificio blanco inmaculado desde la calle, se aprecia un hueco que abre la vista a un pino mediterráneo situado detrás así como a una serie de murales y esculturas que producen una profunda simbiosis entre el de Weil y su diseño arquitectónico. Rodeado por un jardín y una terraza, el edificio alberga tres espacios principales de exposición en torno a dos plantas diáfanas y patios exteriores.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Premio Barbara Weil para mujeres artistas de las Islas Baleares

El Studio Weil en quiere promocionar, legitimar, fomentar y dar a conocer a artistas femeninas de las Islas Baleares. Por ello este 2021 se ponen en marcha los premios Weil Art Exchange. El objetivo del Premio Barbara H. Weil es dar visibilidad a artistas femeninas emergentes, reivindicando las nuevas propuestas de mujeres creadoras con el fin de promover la calidad artística contemporánea en las Islas Baleares.

Este verano se ha abierto la primera convocatoria y en septiembre se inaugurará la primera exposición con las obras de la ganadora y las finalistas en el Studio Weil.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

y la zona cero tras 9/11

Para aquellos que no lo conozcan, Libeskind con su Torre de la Libertad ganó en 2003 el concurso para rediseñar la llamada Zona cero de Nueva York —donde se encontraban las Torres Gemelas que quedaron destruidas en septiembre de 2001. en Nueva York—. Pero anteriormente ya se hizo también con el concurso para diseñar el Judío de Berlín, ciudad a la que trasladó su estudio en 1990 en plena caída del muro.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Desde entonces, el despacho ha realizado proyectos de grandes museos, centros culturales y edificios comerciales alrededor del mundo. Libeskind ha introducido conceptos innovadores en arquitectura y se caracteriza por abordar los proyectos de forma multidisciplinar, resolviendo todos los aspectos y funciones del edificio en su propio diseño.

Primera expo: Rafa Forteza dialoga con Barbara Weil

Para compartir con obras de pequeño formato sobre papel de Barbara Weil mayoritariamente realizadas en la década de los ochenta se ha elegido al artista mallorquín Rafa Forteza. Las piezas de Forteza dialogan con las obras de Bárbara Weil, que suponen, como suele pasar con los trabajos artísticos en soportes sencillos, una dosis extra de liberación expresiva.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Weil en estas obras prefiere dar protagonismo al dibujo y a la forma por encima de ningún otro elemento: un ejercicio de construcción de estructura, textura y composición con pintura acrílica y rotuladores, dejando a menudo el fondo en blanco. En estos dibujos, parece abocar la esencia creativa que lleva dentro, donde se expresa la fuente primaria de todas las ideas que antes o después desarrolla en diferentes materiales y formatos.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Por su parte, el trabajo de Forteza no es introspectivo sino explosivo, centrífugo. La fuerza luminosa y dinámica de los colores y las pinceladas, que construyen composiciones llena los cuadros con un fuerte contraste entre fondo y forma. En las esculturas se difumina la línea que separa obra de soporte entrando en perfecta comunicación estilística con los de Barbara Weil.

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

Daniel Libeskind y el Studio Weil en Mallorca

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anterior17 de julio de 1921: Nace Hannah Szenes, integrante de la resistencia judía contra el nazismo
Artículo siguienteLa profesora musulmana que investiga el Holocausto