Introducción

El 3 de noviembre, 2020 el emir de Tamim bin Hamad Aal Thani anunció que en octubre del año 2021, por primera vez en la de Qatar, se celebraran elecciones para el Consejo Shura en Qatar, o el así llamado parlamento. Esta no es la primera vez que se anuncian elecciones parlamentarias en Qatar. Tal situación ya sucedió una vez durante el reinado del actual emir, en el año 2017 y varias veces durante el reinado del anterior emir, su padre Hamad bin Khalifa Aal Thani; en todos estos casos las elecciones fueron finalmente pospuestas.

El emir hizo el anuncio en un discurso en la apertura de la 49ava sesión del parlamento. Este dijo: "Los preparativos para las elecciones parlamentarias han llegado casi a su conclusión y se llevarán a cabo el próximo octubre, Alá que lega, de acuerdo a la constitución, la cual fue ratificada hace 18 años en un referéndum realizado en el año 2003 y publicado en el año 2004. Por lo tanto, se dio un paso importante para fortalecer la tradición shura [consulta] en y hacia el desarrollo de un proceso legislativo con una participación ciudadana mucho más amplia".[1]

La constitución de Qatar, tal como se mencionó fue publicada en el año 2004, establece que el parlamento de está compuesto por 45 miembros: 30 de ellos elegidos por la población en elecciones directas y secretas y los 15 restantes nombrados por el emir.[2] Sin embargo, hasta la fecha de hoy no se han celebrado elecciones parlamentarias en y aunque varias veces se han fijado fechas, se han repetido los aplazamientos, mencionando siempre diversos pretextos. Es importante señalar que incluso si las elecciones se llevasen a cabo según lo planeado en octubre del 2021, el emir todavía posee el poder de nombrar a un tercio de los parlamentarios.

El anuncio del emir a la publicación de una nueva fecha electoral causó gran revuelo en la prensa qatarí. Junto a los artículos que alababan la medida y la describían como un paso más hacia el establecimiento de la democracia en el país, muchos escritores se refirieron a los obstáculos sociales, culturales y políticos que entorpecen su camino. Algunos destacaron que carece de una infraestructura institucional y cultural, así como también de marcos ideológicos y políticos, para la democracia y expresaron su escepticismo de que el país y los votantes estén dispuestos a realizar elecciones libres y justas. Otros se preguntaron si aquellos votantes y los potenciales candidatos entendían sus responsabilidades y sus funciones y expresaron su preocupación de que las afiliaciones tribales y sectoriales serían una consideración importante en la selección de los candidatos.

Uno de los escritores afirmó que las elecciones por sí mismas no son evidencia de una democracia, ya que la democracia es un tema de cultura y forma de vida y debe expresarse en numerosos ámbitos de la vida. Por ejemplo, este dice, los Estados del Golfo, incluyendo a Qatar, ven una ventaja en un gobierno individual y restringen a las organizaciones de la sociedad civil que constituyen una infraestructura para la democracia. Otros argumentan que la cultura generalizada de en suprimir los problemas y el vacilar expresar críticas son una barrera para la democracia en el país. Otro escritor pidió incrementar el número de mujeres candidatas en las elecciones parlamentarias, afirmando que la verdadera democracia no es posible cuando la mitad de la sociedad está excluida de los procesos legislativos y de la toma de decisiones.

Este informe da un repaso a la historia de los repetidos aplazamientos sobre el tema de las elecciones parlamentarias en y presenta varios de los artículos publicados en la prensa de que señalan los obstáculos y problemas que pudieran impedir nuevamente la celebración de unas elecciones democráticas en el país.

El repetido aplazamiento de las elecciones parlamentarias en

Tal como fue señalado, aunque la constitución de Qatar, que establece que 30 diputados deben ser electos por votación, fue publicada en el año 2004 durante el reinado del jeque Hamid bin Khalifa Aal Thani, el padre del actual emir, hasta el día de hoy esta sección de la constitución nunca ha sido implementada y las elecciones parlamentarias han sido pospuestas repetidamente.

En el año 2006, el entonces vice-primer ministro y canciller de Hamad bin Jassim bin Jaber Aal Thani, anunció que las elecciones parlamentarias serían celebradas en el año 2007, pero al final fueron pospuestas creándose un comité asesor para examinar el tema de las elecciones. Posteriormente, se decidió realizarlas en el año 2010 y nuevamente fueron pospuestas. En noviembre del año 2011, el entonces emir Jeque Hamid bin Khalifa Aal Thani anunció que se celebrarían las elecciones parlamentarias en la segunda mitad del año 2013,[3] pero en junio de ese año el título de emir pasó a su hijo Jeque Tamim bin Hamid y nuevamente no se celebraron elecciones.

Luego de repetidas extensiones a los mandatos de los diputados y el nombramiento de nuevos a lo largo del transcurrir de los años, el emir Tamim bin Hamid anunció, en noviembre del año 2017, que el gobierno de se preparaba para celebrar elecciones parlamentarias y que estos preparativos, para de esta manera incluir la redacción de una ley electoral y la división del país en recintos electorales, tomaría alrededor de dos años.[4] En octubre del año 2019, el emir ordenó el establecimiento de un comité preparatorio de las elecciones[5] y el 3 de noviembre, 2020 declaró, tal como se señaló, se crearía una nueva fecha para realizar las elecciones, octubre del año 2021.

El 31 de diciembre, 2020 Salem Saqr Al-Muraikhi, director del Departamento de Asuntos Legales del Ministerio del Interior de Qatar, anunció que el comité preparatorio para las elecciones había completado casi en su totalidad sus preparativos y proporcionó los detalles iniciales del esperado proceso: se dividiría en 30 recintos electorales, cada uno de los cuales elegiría a un solo parlamentario. También estableció limitaciones sobre la financiación extranjera de candidatos y limitaciones adicionales respecto a la campaña electoral.[6] Sin embargo, debido a los repetidos aplazamientos, es demasiado pronto como para decir si las elecciones se llevarán a cabo según lo programado.

El emir de Tamim bin Hamid anuncia las elecciones parlamentarias, 3 de noviembre, 2020 (Fuente: Aljazeera.net)

Periodistas qataríes expresan dudas de que el estado sea capaz de celebrar unas elecciones justas

Tal como fue indicado anteriormente, el anuncio del emir de a las primeras elecciones parlamentarias del país provocó una avalancha de artículos en la prensa que expresaban sus dudas de que tales elecciones pudieran celebrarse debido a los numerosos problemas y obstáculos que bloquean el desarrollo de la democracia en el país.

Periodista qatarí: Qatar, que no posee partidos políticos, debe cambiar su cultura política

'Abd Al-'Aziz bin Muhammad Al-Khater, columnista de diario Al-Sharq, le dedicó varias columnas al tema de las elecciones parlamentarias, enumerando una serie de problemas que deben ser abordados. En su columna del 4 de noviembre, 2020 este escribió: "Mientras un país no tenga corrientes ideológicas o políticas bien definidas, la elección de los candidatos es dictada exclusivamente por consideraciones personales o tribales y por ende, las consideraciones más destacadas son el estatus social y económico de los candidatos... Un parlamentario, cuyo trabajo es supervisar el desempeño del gobierno y aprobar leyes, necesita de un partido en el que pueda actuar y a través del cual pueda sentir la voluntad del pueblo y la de los ciudadanos...

"Las plataformas electorales proveen a los partidos base para sus planes que estos pretenden implementar una vez que estén en el poder, pero no posee partidos ni pluralismo de partidos... La sociedad de es una sociedad educada que, en lugar de hacer demandas, trata al gobierno con paciencia. Dadas las estrechas relaciones y la unidad que prevalece entre el gobierno y el pueblo, las demandas son vistas como vergonzosas, a pesar de que se supone que los parlamentos deben realizar demandas, en voz alta y clara. Los funcionarios electos son, ante todo, la voz del pueblo y sus medios para expresar críticas, incluso algunas muy duras, al desempeño del gobierno... Esta desconfianza debe ser superada con claras medidas jurídico-constitucionales que transformen la cultura política de nuestra sociedad. La elección señalará 18 años desde la ratificación de la constitución. Este período ha sido testigo de cambios fundamentales a nivel regional y global y las naciones han logrado avances significativos en términos de libertades, siendo estas presentadas como las demandas principales. Por lo tanto, estas nuevas percepciones deben ser incorporadas al propio proceso democrático, el cual vendría a ser la plataforma para alcanzar tales libertades..."[7]

En su columna publicada el 3 de diciembre, Al-Khater declaró que la sociedad de necesita superar su tendencia a reprimir los conflictos y problemas internos en lugar de abordarlos, lo que vendría a ser un obstáculo para el establecimiento de la democracia. Este escribió: "Cultivar las capacidades de la sociedad para tolerar el conflicto es el camino más seguro para acercarse a la democracia y establecerla. Una sociedad que vive de conflictos sin hacer nada al respecto no es necesariamente saludable, porque esta calma no puede durar mucho tiempo... Una sociedad en la que el decoro se produce a expensas de la verdad es una sociedad que nunca aceptará la democracia. Una sociedad que le teme a la crítica es una sociedad que va en contra de la naturaleza humana y vive en una falsa utopía que pronto se disipara. Una sociedad que se ocupa de los conflictos suprimiéndolos de su mente consciente y los entierra en su inconsciente para evitar sentimientos de culpa termina experimentando sueños perturbadores y pesadillas muy sombrías, pues el inconsciente no desaparece. Este resurge y exige ser tratado.

"La misión del próximo parlamento será, primeramente, exponer las capacidades ocultas de nuestra sociedad, a la vez que tolera los conflictos dentro de este y hace surgir los problemas y las dificultades para de esta manera enfrentarlos..."[8]

Columnista del diario qatarí Al-Sharq: ¿Estamos preparados para llevar a cabo elecciones totalmente responsables y neutrales?

En una columna publicada el 26 de noviembre en el diario qatarí Al-Sharq, titulada "¿Estamos listos?", Muhammad 'Abd Al-'Aziz Al-Ansari se pregunto sobre la preparación y madurez de los candidatos y votantes qataríes para la celebración de elecciones libres y justas tal como lo realizan los países democráticos. Este escribió:

"Ahora bien, luego que el emir declarase que se celebrarían las elecciones parlamentarias, surgen muchas preguntas y pensamientos - por ejemplo, si nosotros, como ciudadanos, hemos alcanzado la suficiente madurez mental como para dar ese paso. ¿Estamos realmente listos para celebrar plenamente elecciones responsables y neutrales? Como todo el mundo bien sabe, en todo proceso electoral existen dos elementos principales: el candidato y el votante. Es muy probable que ya haya gente que esté considerando postularse en estas elecciones. Pero ¿ha comenzado primero este elemento principal [es decir, el candidato], a explorar lo que significa ser miembro del Consejo Shura y cuál es la misión, derechos y obligaciones de un parlamentario? ¿Ha comenzado este a diseñar una estrategia o plan para presentárselo a su electorado y un mecanismo para exponer todas estas ideas? ¿Está este listo para participar en mítines electorales y discusiones públicas con candidatos rivales y debatir con ellos, a fin de ganarse la confianza de un mayor número de votantes que su oponente? ¿Los candidatos contarán con personal de campaña y comités de información, logística, etc. que les ayuden en sus campañas, a fin de vender las ideas y planes que estos han elaborado para los votantes?

En cuanto al votante, este también debe pensar muy bien antes de emitir su voto por el candidato que considere digno de representar al pueblo. Este votante debe evitar consideraciones de cortesía, porque el liderazgo de su país le ha confiado con elegir a los candidatos más adecuados: gente con importantes habilidades de liderazgo y con visión para desarrollar al país, quienes servirán a la sociedad y al estado de igual manera y medida…

" se merecía lo mejor, por lo que es muy importante elegir un candidato que este consciente de su misión y poderes como parlamentario, que promueva el interés público más que el suyo propio y que cumpla con el deber de legislar y supervisar, en lugar de dispensar servicios hacia un sector o figura en particular. El candidato debe ser fiel a sus promesas de campaña. En este contexto permítanme mencionar las primeras elecciones al Consejo Municipal Central[9] celebradas en el año de 1999 y las campañas de los candidatos en dicha elección. Estas campañas luego se convirtieron en objeto de bromas por las promesas de algunos de los candidatos, que trascendían su autoridad y la autoridad del consejo, tales como [promesas de entregarle tierras a gente del distrito o empleos a los jóvenes, etc. Estas promesas se hicieron porque los candidatos no estaban nada familiarizados con las tareas y autoridades del consejo y sus miembros. Nosotros esperamos que esto no se repita en las próximas elecciones parlamentarias...

"Todas estas preguntas mías tienen como único objetivo impulsarnos en realizar los mejores preparativos y gestionar la campaña electoral sobre bases estratégicas claras y objetivos factibles, con la esperanza de facilitar un éxito general y una experiencia democrática exitosa a nuestro próximo parlamento, el cual será juramentado en el año 2022".[10]

Apertura de la 49a sesión del parlamento de Qatar (Al-Sharq, 4 de noviembre, 2020)

Para ver el resto del despacho en inglés junto a las imágenes copie por favor el siguiente enlace en su ordenador: https://www.memri.org/reports/qatari-journalists-lacking-democratic-infrastructure-and-political-parties-qatar-not-ready

*Z. Harel es compañero investigador en MEMRI.


[1] Al-Watan (Qatar), 4 de noviembre, 2020.

[2] Almeezan.qa.

[3] Bbc.com, 1 de noviembre, 2011; Al-Arab (Qatar), 13 de noviembre, 2011.

[4] Al-Arabi Al-Jadid (Londres), 5 de noviembre, 2017.

[5] Shura.qa, 30 de octubre, 2019.

[6] Al-Raya (Qatar), 1 de enero, 2021.

[7] Al-Sharq (Qatar), 4 de noviembre, 2020.

[8] Al-Sharq (Qatar), 3 de diciembre, 2020.

[9] Este consejo, a cargo de la construcción, planificación, infraestructura, comercio e industria a nivel local, está compuesto por 29 miembros, cada uno en representación de un distrito, los cuales son elegidos cada cuatro años.

[10] Al-Sharq (Qatar), 26 de noviembre, 2020.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorPlanea construir una sinagoga la Comunidad Judía de Mérida
Artículo siguiente29 Aniversario de la Universidad Hebraica: con nuestro ADN hacia el futuro