Luego de los difíciles y por momentos angustiosos momentos que vivieron y su población por razones de público conocimiento, el país procura retornar a la normalidad. En este contexto parecería que ha desplegado progresos evidentes a los efectos de superar definitivamente la . El último guarismo conocido es de 38 contagios diarios.

Sin perjuicio de ello, aflora un fenómeno a destacar. Contrariamente a todos los pronósticos, en no se han registrado contagios significativos entre menores de 16 años, pese a que se trata de un numeroso colectivo que  no fue vacunado. Mas aún. De igual modo que en el resto de la población, asoma un descenso dramático  de infectados en este conglomerado. El temor  y pronóstico que millones de no vacunados acusen la influencia de su asistencia a los centros educativos  y  contagien a personas mayores de edad de su entorno, felizmente no se cristalizó. ¿Cómo entender este fenómeno?

Se han vertido al respecto distintas explicaciones. En primer término, el hecho que los se valgan de máscaras y tapabocas en lugares cerrados configura la primera explicación. Aún así no se sabe a ciencia cierta, que sucederá el día en que dejen de utilizar dichos tapabocas.

En segundo término, también incidió en este fenómeno, el hecho de que se prohibió a los   de  participar con mayores no vacunados, en reuniones que agruparon a mucho público y que se celebraban en espacios cerrados.

En tercer término, buena parte de los contagios de los provinieron de su contacto con los mayores de edad. Dado que gran parte de la población adulta ya fue vacunada y con rotundo éxito, ello incidió e incide  en el  bajo número de contagios registrados entre , aunque cabe acotar que todavía no alcanzó la vacunación colectiva o de rebaño.

Apenas hace pocos meses, se estimó que los contagian y se contagian al  igual  que sus mayores. Actualmente los especialistas estiman que los contagian menos , especialmente los más .

Un tópico importante a señalar. Un experto en la materia-el Director del Grupo de Expertos que asesora en todo lo relativo a la en la Mutualista Médica israelí Clalí Profesor Ran Balizer- planteó la posibilidad de que el número de niños que se han curado del -19 en ,  sea mucho mayor al número  que se estima en principio actualmente. La razón estribaría en que numerosos niños  que contrajeron la enfermedad eran asintomáticos o  de  niños que no se sometieron a test  e hisopados o  tratándose  de casos leves, los cuales dejaron en  los infectados una protección duradera de anticuerpos.

De confirmarse esta premisa, el número real de personas inmunizadas sería  sensiblemente superior al estimado hasta el momento en . Por esta razón, un grupo de especialistas israelíes recomendó efectuar un examen serológico a toda la población  incluidos los niños, el cual  además podría establecer, clarificar y diferenciar entre los anticuerpos emanados de la administración de la vacuna y aquellos anticuerpos producidos por la misma .

Todo ello nos lleva a plantearnos si dado el  actual  y escaso número de contagios registrado entre los niños  hasta 16 años en  Israel, si se torna necesario,  recomendable e imprescindible administrarles la vacuna y en especial, si ella es esencialmente segura para inocularla en la población de esa edad.

Un informe del Centro Americano del Control de Patología de Estados Unidos( cuyas en inglés son CDC), señala  que en algunos casos la inoculación ha producido secuelas peligrosas como miocarditis, hay médicos que ya  la han cuestionado en Israel aunque según lo trascendido, por el momento no se sabe si se trata de una mayoría o   una minoría. No hay que olvidarse tampoco que las nuevas variantes del configuran un factor que continúa  preocupando a las autoridades.

En estos días,  la Administración de Medicamentos y Alimentos de Estados Unidos (FDA por sus siglas en inglés)   acaba de otorgar  la correspondiente autorización para  administrar  la vacuna de Pfizer  a menores  de 12 a  15 años de edad. Recuérdese que tanto  la vacuna de Pfizer como de Moderna que son las que se inoculan en  Israel, por lo que    las autoridades pertinentes  deberán  pronunciarse cómo proseguir. De inclinarse por la vacunación de  de 12 a  15 años , tendrán que desplegar una amplia y convincente  campaña de esclarecimiento y persuasión e intentar disipar la lógica preocupación y temor de los progenitores.

La evidencia la conforma una encuesta promovida por la Mutualista Israelí Mehujedet, por la cual sólo un 49% de la población israelí está dispuesta a vacunar a sus hijos, sujeto a lo que dispongan las autoridades pertinentes. En esa misma encuesta ,aflora que un 72% de los entrevistados expresó temores ante daños futuros que puedan ocasionase en la de sus hijos, mientras que entre el 66% y el 77% afirmó que consultaría con un Pediatra.

Aún así, en la eventualidad que una mayoría de la población israelí resuelva vacunar a sus hijos de 12 a 15 años de edad, no hay seguridad que  responda de igual modo,  tal como lo hiciera cuando llegó el turno de vacunar a su población  adulta.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorLos fondos para la recuperación de Gaza
Artículo siguienteAlegría en tiempos difíciles. Reflexión.
El Dr. Israel Jamitovsky nació en Montevideo, Uruguay y se radicó en Israel en 1973. Egrsado de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de la República de Montevideo, revalidó su título de Abogado en Israel en 1975 y en 1991 obtuvo el de Notario. En la actualidad preside la Comisión de Ética de la Organización Latinoamericana en Israel. Desde 1982 participó en encuentros judeo-cristianos con intelectuales españoles que se celebraron en España e Israel respectivamente durante cuatro décadas a partir del año 1974.Desde 1999, presidió la comisión israelí que organizó dichos eventos. En el pasado, se contó entre los fundadores de la Liga de Amistad Israel-Uruguay, y amén de su actividad profesional, dirigió en Israel durante 22 años la revista Diálogo, revista de cultura bianual editada en castellano en Israel por el Departamento de Dor Haemshej de la Organización Sionista Mundial. Fue miembro del Tribunal de Apelaciones en demandas promovidas por Sobrevivientes del Holocausto y sus descendientes, en relación a seguros de vida en la época del Holocausto contra la Compañía de Seguros Generali.