Diario Judío México - La ministra de cultura, Miri Regev –Likud- se anotó una “victoria” el 6 de septiembre. Por su insistencia el ministro de finanzas dijo que consideraría interrumpir el financiamiento oficial al Teatro Árabe-Judío de Yafo por romper el límite de la .

Por primera vez, el ministro quiere usar el poder que le da la ley pasada por el gobierno de Netanyahu, relativamente nueva y controversial apodada “Ley de Nakba” para negar financiamiento a las instituciones cuyas actividades se pueden definir como dañinas e irrespetuosas al Estado y a sus símbolos. Regev sostiene, como en muchos otros casos, que algunas presentaciones y el reciente evento privado en torno a Tatour quedan comprehendidos en la ley que los combate.

El Concejero Legal, Asi Messing, del Ministerio de Finanzas dijo que citara a representantes del teatro en relación a dos eventos específicos: la lectura de cartas de prisioneros palestinos en y el tributo de la semana pasada a Dareen Tatour. Según Messing, el ministro de finanzas ha concluido que otros eventos no violan la ley como afirma Regev.

La decisión final será del ministro Moshe Kalon.

Lea más sobre este tema:

La ley y un poema
Por Alicia Korenbrot

La ley y un poema

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.