Diario Judío México - Un “proxy” es un sustituto autorizado para actuar en nombre de otra persona o entidad. Una “guerra proxy” es un enfrentamiento bélico en el que las potencias utilizan “representantes”, en vez de enfrentarse directamente. Lo han sido la Guerra Civil Española (la nazi y la Italia fascista contra la Unión Soviética), las guerras de Corea y Vietnam (EE.UU. contra China) o diversas guerras revolucionarias latinoamericanas impulsadas desde Cuba.  Aunque se han utilizado países enteros como subsidiarios, normalmente se ha preferido usar guerrillas, mercenarios, grupos terroristas, saboteadores o espías. El objetivo es dañar al enemigo sin ir a un conflicto abierto.

El problema es que generalmente los bandos utilizados tienen sus propios intereses, algunos de los cuales divergen de los de sus patrones. Y es lo que ha convertido al Oriente Próximo en el caótico avispero que es hoy, aunque no es nada nuevo. Hace un siglo, agentes tanto británicos como franceses reclutaban en la zona distintas tribus dispuestas a enfrentarse contra el sultán imperial (y entre ellas) por convertirse en dueños y señores. Así nacieron, entre otros, Arabia, el único país del mundo que lleva puesto el apellido de la familia del que es propiedad, los Saúd; o Transjordania (ahora Jordania), otro estado inventado para pagar la “proxymidad” a la corona inglesa.

La raíz de la actual guerra de “todos contra todos” en la zona, con epicentro en Siria, sin embargo, es más por el abandono de la posición hegemónica de EE.UU. que por la irrupción de una potencia enemiga. Paradójicamente, ese lugar lo ocupa hoy Rusia, heredera de los soviéticos derrotados por sí mismos, que se ha sentado en la silla vacía de este casino. Esta potencia (más bélica que económica) ha logrado tejer una tupida red clientelar que incluye países afianzados (Irán), fallidos (Siria) y sometidos de los anteriores (Irak y Líbano, respectivamente), además de “aliados estratégicos” como los hutíes en Yemen. Sin embargo, el entramado de “sustitutos autorizados” es tan complejo que produce “monstruos de la razón” en forma de alianzas contra antiguos archienemigos (como los talibanes). Otro tanto ocurre del lado contrario, con unos EE.UU. que vuelven a implicarse en la zona con un apoyo explícito al bando suní, el resto de países fuera de la órbita rusa.

Como pasaba cuando hacíamos una fotocopia analógica de otra fotocopia y así sucesivamente, las lealtades se van diluyendo y desdibujando en cada sustitución del original, hasta llegar a los confines de la indefinición consolidada que representan Turquía y Catar, hoy día encandilada por los focos de un protagonismo del que siempre rehuyó. Se trata de un mundo donde ya no opera aquel esquema mental para aprender a operar matemáticamente del “enemigo de mi enemigo es mi amigo” o “el proxy de mi proxy es mi proxy”.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

1 COMENTARIO

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


Artículo anteriorRepresentantes de la Bnai Brit México y jóvenes del CJL estuvieron con Peña Nieto en la OEA
Artículo siguienteTrump “revive” construcción de muro, ahora por temor a “narco”
En 1989 empieza a desempeñar labores de redacción y traducción (Inglés, Francés y Hebreo a Español) para diversas publicaciones informáticas: PC Magazine Actual, Personal Computing, Amstrad Magazine, Redes, Sistemas, Tribuna Informática, etc.). De 1992 a 1996 es responsable de las secciones de sonido y vanguardias tecnológicas en la revista de nuevas tecnologías OnOff (Editorial Globus). Realiza proyectos de ediciones técnicas también para las editoriales VNU, Infolaser y Tecnipublicaciones. De 1994 a 1998 trabaja como corrector para temas de informática para la Editorial McGraw-Hill. En 1996 realiza traducciones técnicas para KDC y para CT. *  Desde 1995 a 1999 es Jefe de Redacción en la agencia de comunicación Aleph, encargándose de las Notas de Prensa, Comunicados y Columnas para empresas como Lotus, Autodesk, Acer Computer Ibérica, Pinnacle, BEA, etc. Entre 1999 y mayo de 2000 es nombrado Director de Servicios Especiales de la misma empresa, a cargo de los servicios de traducciones (folletos técnicos, de marketing, anuncios, etc.), boletines (LotusClub, ATC Noticias, BEA News, etc.) y clipping. TRAYECTORIA PROFESIONAL (música) Desde 1989 colabora como redactor para revistas de música (Sociedad Española de Musicología, Guitar Player, Keyboard, etc.) y generales (Avalon, Panama Jack, etc.). En 1990 funda y dirige la revista trimestral de nuevas tendencias musicales MUSICA GLOBAL (Mandala Ediciones), que funciona hasta 1995. Se encarga del apartado de música en la versión española de la enciclopedia en CD-ROM Encarta 97 de Microsoft (para Me&Ta Multimedia). De 1996 a 1999 colabora con Marketing Editorial en varios proyectos para el Club Internacional del Libro (redacción de fascículos de la colección Historia de la Música Deutsche Grammophon y fichas de la colección La Gran Música). Desde 1995 participa en el grupo de música antigua de Eduardo Paniagua, como intérprete de cítola (guitarra medieval) y cantante de música judía sefardí, con los que ha actuado en España, Portugal, Marruecos, Francia, Italia, Suiza, Alemania, Bélgica, Dinamarca, Noruega, Canadá, Costa Rica, Panamá, Honduras, Croacia, Bosnia e Israel. Junto al grupo ha editado los discos “Música de las Tres Culturas” (1998), “Moradas del Corazón” (2003) y “Maimónides” (2004, todos en Pneuma Records). En 2006 forma el grupo Klezmer Sefardí (con CD del mismo nombre para Pneuma Records). TRAYECTORIA LABORAL * Desde junio de 2003 colabora desinteresadamente con la web Musicasdelmundo.org en la redacción de artículos sobre música e instrumentos del mundo. * Desde enero de 2004 y hasta marzo de 2005 colabora como redactor y traductor de la revista Musitec Magazine de F&G. * Desde enero de 2004 y hasta enero de 2005 colabora como traductor y redactor para la agencia de comunicación empresarial Aleph Comunicación. * Desde abril de 2001 y hasta marzo de 2005 colabora como redactor y traductor de las revistas DVD Total y Future Music de LarPress * Desde abril de 2001 y hasta mayo de 2003 colabora como redactor de la web de noticias de Nuevas Tecnologías de Tecnipublicaciones. * Desde junio de 2000 trabaja como traductor y redactor freelance para empresas como DyR, Prensatec, Aqua MassMedia, Aabam, Crimson, iTerracom y Premdan. Desde abril de 2007 trabaja en Radio Sefarad como director musical y desde finales del mismo año y hasta septiembre de 2011 como editor, a cargo de la creación y puesta en marcha de nuevas secciones. Desde octubre de 2011 es el director de Radio Sefarad.