De acuerdo con el y los sabios del Talmud el cuerpo y el alma están interconectados en el sentido de que uno no puede existir sin el otro. Así, la materia necesita del alma para que lo anime y guíe, pero con sabiduría, conciencia, reflexión y deliberación, siendo como el director de una gran orquesta que es nuestro Ser ahí en el mundo.

Por ello, debemos tener claro ¿Quiénes somos? ¿De dónde venimos? y ¿Hacia dónde vamos? Ya que cuando alguien nos pregunta ¿Quién eres? Tenemos que estar claros en que somos un cúmulo de experiencias que conforman nuestra personalidad, deseos, emociones, sentimientos, al igual que aquellos sueños y ambiciones por las que luchamos cada día. Entonces, si somos todas estas cosas y más, somos almas…que están aquí como una pequeña parte de Hashem, lo mejor y más puro, lo más noble y elevado, una porción de Dis.

De esta manera, podríamos destacar que nos encontramos en el mundo para conectarnos con el Soplo de Vida, con el Origen del Universo que es la Fuente Infinita de Luz y de la cual emanamos fulgor cuando exista ausencia de este. Por tanto, estamos aquí para brillar y que nadie opaque nuestra luz, al transformarnos y transformar a todo aquel que se cruce por nuestro camino a través de una perspectiva comparada y desde una visión del muy profunda por llamarla de alguna manera.

Por ello, si Dis te entregó el regalo de estar aquí y ahora, aprende a usarlo como un talento que cada uno tiene y debe cultivar en el camino de la transformación de su propio Ser. No obstante, emplea esa habilidad que se te ha otorgado para hacer el mayor bien posible a toda la humanidad y de paso, no solo transformarte a ti mismo, sino también al mundo entero.

Porque estamos entrelazados y formamos parte del Infinito mar de Galaxias, Constelaciones y Estrellas, las cuales, aunque no sean percibidas por nuestros ojos no significa que no estén allí. En particular, porque estamos aquí para terminar alguna tarea que talvez quedó inconclusa en el vasto Universo que constituye todos aquellos momentos de nuestra vida, transitando el Cosmos que puede ser tu Tikún la (rectificación). Siendo eso lo que nos posibilita la transformación que se hace una con el Uno, al unísono como Creador de todo cuanto existe.

En conclusión, podríamos considerar que todo viaje es en busca de las verdaderas raíces de nuestra alma, donde debemos aprender a reconectar con la divinidad que se encuentra detrás de ella, al existir y manifestarse dentro y fuera de nosotros, pero desde la individualidad, la humildad y la verdad…que son las bases en las que se fundamenta todo el quehacer del ser humano solo o en compañía de otras almas en el largo camino que es el habitarse más allá de los sentidos…

 

Dedicado a mi Querido Jacobo que vive en mi corazón…

(Especial para el Diario Judío.com de México). 

CR/16/09/2022.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorUna ‘start-up’ quiere copiarte en embriones para el trasplante de órganos
Artículo siguienteTerra Santa. El Último peregrino
Licenciada en Filosofía de la Universidad de Costa Rica, UCR, especializada en identidad nacional costarricense; ética; y comunicación social, Máster en ética y democracia por la Universidad de Valencia. En la actualidad investiga sobre los judíos sefardíes en Costa RIca. Además tiene estudios en la Facultad de Derecho de la Universidad de Costa Rica y trabaja como consejera en razonamiento jurídico en una firma de abogados. Publica artículos en El Semanario Universidad, de la Universidad de Costa RIca, en esefarad.com, revista argentina en internet sobre cultura sefardita y ha publicado en el diario La Nación de Costa RIca. Es Poeta. Publicó poemas en la Revista Tópicos del Humanismo de la Universidad Nacional, UNA, en el Semanario Universidad de la UCR y en el diario La Nación. Forma parte de la Junta Directiva de la Ong Instituto para el Desarrollo, la Democracia y la Ética, IDDE.