Hoy se cumplen quince años de la muerte de mi madre y no miento cuando digo que todos los días pienso, en algún momento del día en ella. Siempre hay alguna razón. La de ayer, por ejemplo, visitando la oftalmóloga y encontrándome bastante mejorado, mi esposa agrega que seguramente el buen cuidado de ella es el que me mejora. Si, es posible pero no es excluyente a los remedios y mi propio cuidado. Le recordé a mi esposa que mi madre decía que yo logré un título universitario gracias a que ella ayunaba ante cada examen con el que tenía que enfrentarme, solicitando el favor de Dios. Mi madre era una mujer religiosa, creyente y con una inmensa fe cumplía todos los ayunos que impone la religión judía y algunos más, como los que menciono. Para mis amigos no judíos agrego un enlace que detalla todos los ayunos (1). Yo no ayuno.

Y de pronto en mi blog me encontré con un poema de mi autoría (2) y no recuerdo cuando lo escribí. Seguramente lo escribí para mi esposa o alguna otra persona importante en mi vida y al leerlo pensé que, por ahí, me lo escribió mi madre pues sin duda alguna este año, el año del covid19, debimos extraer fuerzas de nuestras entrañas para superar lo que nos han hecho el virus y los políticos y copio del texto:

Tienes mi cariño
mi calor
mi protección y mi fuerza
no dejes de cumplir
tu cometido.

y agrego otro párrafo

No permitas jamás
que cuervos
o sanguijuelas

te amedranten.

Y en estos días tomando conciencia de la debilidad en la que me encontraba siento que recupero mis fuerzas expulsando en primer lugar el miedo y parándome como los pistoleros de las películas del farwest pronto a sacar las dos pistolas y disparar primero y luego soplar el humo de la boca del arma. Obviamente me es claro que puedo caer en la contienda y por eso en ningún momento desde el 1 de marzo del año 2020 he descuidado la retaguardia que en este caso era el frente ya que la nariz y la boca las tengo adelante. El tapabocas ya es parte de nuestra vestimenta y lo será por siempre. Aun no entiendo porque hay gente que se opone a su uso.

El poeta, coronel José Corredor Cuervo de Colombia, fallecido esta semana es el autor de la siguiente frase “Poeta no es solo aquel que escribe versos sino aquel que deja una huella con sus palabras”.

Otra poeta y periodista que falleció esta semana Dolores Salcedo Castañeda (Lola) al leer unas notas de mi autoría (3) me escribió: te felicito por el análisis de la realidad colombiana, sin embargo, y con la mayor sinceridad, he dado la espalda a esta horrible situación colombiana, dictadura de corruptos disfrazada de democracia.

Eso es lo que me lleva a compartir un evento absolutamente privado, como es el aniversario de la muerte de mi madre con un ferviente pedido de no rendirnos, de luchar por la vida, cuidándonos, usando tapabocas pero que eso no implique que nos callemos cuando pisotean nuestros derechos y los han pisoteado este año, no duden de eso, atemorizándonos y creando pánico.

Julio May, enero 9, 2021

1 COMENTARIO

  1. Gracias Diariojudio.com por publicar este mensaje, mi deseo es llegar a muchas personas a seguir cuidandonos o intensificar el cuidado y sin dejar de vivir. He visto durante años a los japones pasear por el mundo con tapabocas (y yo me reia de ellos) pero resulta que en el Louvre frente a la Mona Lisa o la Capilla Sixtina del Vaticano donde hay concentracion de mucha gente es sumamente importante el tapabocas. Mexico y Japon tienen mas o menos la misma poblacion pero mientras que en Mexico hay 1.036 muertos por cada millon, en Japon solo 32.

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorGantz llama a una apretada alianza contra Netanyahu
Artículo siguienteVolpi o la construcción del discurso judeofobo 
Julio Ioseph May (Yossi) nació en Entre Ríos, Argentina. Es Contador Público de la Universidad de Buenos Aires. Desde 1973 viviò  en el Estado de Israel y a partir de febrero 2014 reside en Barranquilla, Colombia. En vistas a la tercera edad comenzó a practicar su sueño de escribir que lo acompañó desde chico.Participa activamente en variados grupos literarios del internet. Comparte publicaciones de cinco antologías: De Paz y De Guerrasy Lazos Umbilicales publicadas en Israel en 2007, "primer antología" de Muestrario de Palabras (2007) y Libro del Haiku, Ediciones Artesanales Santoamor (2008) ambas en Buenos Aires. Pensamiento Antologico Universal, La poesia purifica la vida humana, Congreso Universal de Poesia Hispanoamericana, publicada en Mexico 2010. La revista virtual Palabras al Sol publicaba regularmentecuentos y poemas de su autoría. Su preferencia es la narración.