Diario Judío México - Caminar por las calles de Puebla durante la noche, nos remonta a los tiempos en los que la ciudad fue fundada, según se dice, con complicidad de los ángeles.  Las fachadas de las antiguas casas coloniales, se iluminan con la luz de la luna y de los faroles, creando un ambientes de tranquilidad y romanticismo.

Hay muchas razones por las que Puebla es un estado angelical. El sabor del pasado se siente en el diseño arquitectónico y en algunos nombres que hacen alusión a su historia, y uno de ellos es la Casona de los Sapos, una preciosa unión de tres casas del siglo XVII que hay es un hotel boutique desde el que podemos deleitarnos con vistas al Centro Histórico de la ciudad desde sus balcones, o ver pasear a las personas por sus hermosas calles, o imaginarnos la vida de antaño al contemplas la plazuela y el patio interior.

Se ubica en la Plazuela de Los Sapos, llamada así porque durante el virreinato se formaban ahí estanques de agua proveniente del río San Francisco, donde habitaban en abundancia sapos y ranas que llenaban los días, y las noches, con sus particulares cantos.

La Casona de Los Sapos conserva el encanto colonial de su diseño, y en cuanto de entra, se respira un aire de relajación y comodidad, donde los huéspedes somos tratados con el calor de una familia amorosa. En tan sólo 16 habitaciones y 3 suites, se despliega el encanto de antaño, combinado con el lujo del presente, tecnología y los servicios más exclusivos, logrando una atmósfera única de confort.

Durante la remodelación y adaptación de las casas, se respetaron varios de los muros originales de las habitaciones y salones, en una vitrina se exhiben algunos objetos antiguos encontrados durante la restauración, y se conservaron los vestigios de la primera talabartería poblana, que contaba con pozos, que aún se pueden ver, donde se extraía el agua para tratar las pieles.

Pero además de ser una joya del pasado, en la Casona de los Sapos se fomenta el arte contemporáneo en su Galería de los Sapos Arte y Subastas, donde hay obras de arte de grandes pintores: Pablo Picasso, Joan Miró, Salvador Dalí, Marc Chagall, Bernard Buffet, Andy Warhol, Rufino Tamayo, Diego Rivera,  David Alfaro Siqueiros, Jose Luis Cuevas, Henri Matisse, Santiago Carbonell, Francisco Toledo, y muchos más.

La gastronomía poblana, tan famosa y querida, hace gala en sus restaurantes. En su panadería Au Pain Chaud, se prepara pan artesanal, y sus orejas gigantes y el chocolatín francés son tentaciones que nos invitan a regresar, y todas las piezas están disponibles en los desayunos, comidas y cenas en Le Crapaud, otro de sus restaurantes, donde los platillos son una combinación de las gastronomía francesa e italiana. En el Maizal, cada platillo es un viaje por los sabores de México, en especial los poblanos, que resaltan la gama de colores, texturas y sabores únicos que tanto nos gustan.

https://www.casonadelossapos.com

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorAlta Gastronomía en Sushi Batta
Artículo siguienteTenemos pares de boletos para la obra “Un Judío Común y Corriente”, funciones del viernes 22 y sábado 23 de noviembre
Deby Beard es polifacética y siempre tiene una historia para sorprenderte. Sommelier, empresaria, escritora y periodista: escribe sobre viajes todos los viernes el El Heraldo de México en su columna Viajando con Deby, y su cápsula de radio H de Hedonismo, se transmite en vivo todos los jueves a las 09:45 en El Heraldo radio 98.5 fm en el programa de Sergio Sarmiento y Lupita Juárez. Ha sido invitada honorífica a prestigiosos eventos del ámbito gastronómico, turístico y vinícola por parte de las embajadas de Australia, Chile, Nueva Zelanda, Argentina, Rusia, Francia y España. Es autora de los libros De Etiqueta; Vino, sexo y otros placeres; y en coautoría con sus hijas Melanie y Alexis Beard, escribió la trilogía Seducción en los viajes, en la que narran sus experiencias alrededor del mundo. Es presidenta y cofundadora junto con sus hijas, de Marcas de Lujo Asociadas by American Express, la única y primera asociación de México en reunir y crear alianzas estrategias entre las marcas más prestigiosas que se encuentran en el país. En su restaurante Margaret Chic Bistro, ofrece la combinación perfecta entre buena comida, los mejores vinos y las finas copas Riedel, las únicas en el mundo diseñadas para disfrutar cada tipo de uva, y de los aromas y sabores de los vinos. Premios y reconocimientos: LA EXCELENCIA UNIVERSAL del Comité de la Excelencia Universal, instituido por el Premio Nobel de la Paz René Cassin para preservar la calidad en cualquier área del saber humano. Reconocimiento como Medio y crítica especializada por parte del club de banqueros de México, entre otros.