La corrupción

Por:
- - Visto 983 veces

En los tiempos que corren, escucho con mucha frecuencia decir que se va a acabar con la corrupción.

¡Eso es mentira!


La corrupción es inherente en el ser humano. Siglos de historia lo comprueban con hechos.

En las primeras hojas de la Biblia, se da un acto de corrupción y apenas la creación empezaba.

Se puede afirmar que prueba de ello son las pasiones humanas, para luego seguir con los grandes dramas de la historia.

Se es corrupto cuando se roba, cuando se traiciona, cuando se hace trampa, cuando se le miente en lo fundamental a un pueblo entero.

Busque información al respecto, pregunte a los libros, al Internet, a las estadísticas, ¿se puede acabar con la corrupción?

Cual es el pueblo sin corrupción en el mundo; quizá habría uno, pues no lo hay.

¿Que es lo que hay entonces?

Corrupción en todo el planeta pero en grados a veces menos a veces mas pero siempre.

Surge la pregunta: ¿Qué es lo que genera la corrupción?

La corrupción se genera por varias causas todas ellas bien concretas:

La miseria: La pobreza extrema; cuando en la casa falta para comer; increíble pero cierto. Cuando un ser querido enferma de gravedad y la alternativa es que se cure o que se muera por falta de medios.

En el caso de la mujer que no le queda otro camino que prostituirse para llegar con algo a la casa.

La falta de trabajo, largos periodos de tiempo sin saber que hacer.

Empleos actuales con grandes limitantes en cuanto a edad y presentación.

Cuando en el ámbito laboral la corrupción resulta ser la regla del diario trabajo y esta circusntacia circunstancia contamina a los recién empleados haciendo que esta mancha se vaya extendiendo sin limite.

¿Ahora que se puede hacer o que se esta haciendo para que la corrupción que no va a desaparecer nunca sea menor?

Me temo que no mucho, el camino de los subsidios es una buena opción a medias, pues existen la ignorancia, el temor o falta de iniciativa.

El ser humano desde la cuna nace ya con necesidades impostergables muy concretas, que van en aumento a medida que se desarrolla, este proceso no se detiene y sigue adelante.

A nivel macro la solución es casi imposible; no hay medios que alcancen.

El único camino posible es que cada quien comprenda su situación de carencias o de pobreza, se ayude a si mismo a salir adelante.

Que busque y siga buscando.

Ya lo dice El Talmud:

Si yo no estoy para mi ¿Quién estará?

¿Si no es ahora, cuando?

Acerca de Nissim Mansur

Industrial y asesor en materia de seguros y fianzas, inicia su actividad periodística hace siete años, principalmente en periódicos y revistas comunitarias judías y en el periódico El Asegurador, en su sección "Vivir seguros".

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


El tamaño máximo de subida de archivos: 300 MB. Puedes subir: imagen, audio, vídeo, documento, hoja de cálculo, interactivo, texto, archivo, código, otra. Los enlaces a YouTube, Facebook, Twitter y otros servicios insertados en el texto del comentario se incrustarán automáticamente. Suelta el archivo aquí

Artículos Relacionados: