A comienzos del mes de agosto del presente año 2022, un artículo publicado en un diario paquistaní junto a un editorial en los medios de comunicación afganos examinó la política estadounidense en Afganistán, en los que especialmente discutían los objetivos estratégicos de Estados Unidos en la región frente a , China, y Pakistán. La idea central de los dos artículos es que un continuo compromiso por parte de Estados Unidos con el Emirato Islámico de Afganistán (la organización yihadista de los talibanes que tomó el poder el día 15 de agosto, 2021) es una necesidad estratégica de Washington para promover sus objetivos estratégicos en la región sur y centro de Asia.

El artículo, titulado «Colaboración emergente entre Estados Unidos-talibanes y Pakistán», fue escrito por el Dr. Muhammad Khan, profesor en política y relaciones internacionales en la Universidad Islámica Internacional de Islamabad.[1] En su artículo, el Dr. Khan identificó cinco objetivos que Estados Unidos persigue en la región al permanecer comprometido con la organización gobernante yihadista de los talibanes. Estos objetivos incluyen: controlar el ascenso de y China, vigilar a y su papel en el Medio Oriente; presionar a Pakistán para que reduzca su relación con Pekín; y mantener influencias en Asia Central reduciendo la influencia rusa y china en el lugar.

El segundo es un editorial titulado «La estrategia de Estados Unidos y la muerte de Zawahri» y publicado por Hasht-e-Subh, un diario afgano, pocos días después de que el líder de Al-Qaeda Ayman Al-Zawahiri, fuese asesinado en un ataque perpetrado con drones estadounidenses el día 31 de julio, 2022.

El editorial examina dos lados del debate: un grupo de analistas que ven el asesinato de Zawahiri de advertencia estadounidense ante los talibanes afganos para que se alisten y cooperen y el segundo grupo de observadores que ven el asesinato de Zawahiri como resultado del surgimiento de una alianza entre estadounidenses y talibanes diseñada para facilitar el reconocimiento del gobierno del Emirato Islámico.

«El 30 de junio, 2022 Estados Unidos y el gobierno interino talibán de Afganistán acordaron colaborar y cooperar entre sí»

Lo siguiente son extractos del artículo del Dr. Khan:

«El día 30 de junio, 2022 los Estados Unidos y el gobierno interino de los talibanes en Afganistán acordaron colaborar y cooperar mutuamente durante dos días de reunión en Doha, Qatar. Esta reunión fue considerada de muy significativa desde dos perspectivas: una, la delegación estadounidense bajo el Representante Especial para Afganistán Thomas West, insinuó mucho optimismo y un nuevo compromiso con los talibanes.

«De hecho, antes de celebrarse esta reunión, el Departamento de Estado estadounidense señaló la reactivación del compromiso diplomático con el gobierno interino de los talibanes, argumentando que Washington no puede lograr sus objetivos estratégicos aislando a Kabul. Estamos promoviendo estos intereses a través del compromiso. No podemos lograr nuestros objetivos con una política de utilizar únicamente el aislamiento.’

«Dos, el canciller de los talibanes Amir Khan mostró disposición en corresponder y extenderle una mano de cooperación a Estados Unidos. Según el portavoz talibán Abdul Qahar Balkhi, ‘el canciller Muttaqi expresó su gratitud a Estados Unidos por anunciar $55 millones en ayuda humanitaria para las víctimas del terremoto, reiterando liberación de activos afganos y levantamiento de sanciones’.

«Ambas partes se encontraron con un nuevo espíritu de dinamismo, para de esta manera volver a comprometerse. Estas declaraciones indican claramente el curso de acción a seguir a futuro en la relación bilateral de los Estados Unidos y el gobierno interino de los talibanes en Afganistán.

“Ambas partes están dispuestas a avanzar en perseguir sus respectivos objetivos. Por todos los medios, al gobierno de los talibanes le gustaría que la ayuda estadounidense sostenga su paupérrima economía y que rastree a Estados Unidos para que libere $7 billones en activos pertenecientes a Afganistán, que aún se encuentran congelados por Estados Unidos.

«Si estos son liberados, sería un gran impulso para la reactivación económica de Afganistán. La parte estadounidense posee sus objetivos estratégicos en Afganistán y sus alrededores, los cuales requieren que Washington permanezca estrechamente asociado con los talibanes a través de su estrategia de la vara y la zanahoria. Mientras que Estados Unidos no esté dispuesto a liberar los $7 billones congelados… mantiene viva la esperanza al brindar asistencia económica de $55 millones de ayuda humanitaria para aquellos afectados por el terremoto».

«Por una parte, Estados Unidos sigue tras una política de reincorporación con el gobierno interino de los talibanes; por la otra, ha aclarado que ‘ninguno de estos compromisos debería ser para ‘legitimar’ a los talibanes»

«Por una parte Estados Unidos persigue una política de reincorporación al gobierno interino de los talibanes; por la otra, ha aclarado que ‘ninguno de estos compromisos debe verse como un proceso de ‘legitimar’ a los talibanes o a su supuesto gobierno, sino… como mero reflejo de la realidad de que necesitamos realizar tales discusiones con el fin de promover los intereses de los Estados Unidos’.

“De hecho, esta es una contradicción heredada en la política estadounidense que Washington denomina, enfoque flexible. Este doble discurso se observó en el acuerdo entre Estados Unidos y los talibanes para traer la paz a Afganistán., firmado el 29 de febrero del año 2020.

29 de febrero del año 2020: El representante de Estados Unidos para la reconciliación de Afganistán Zalmay Khalilzad y el líder adjunto talibán mulá Baradar, se dan la mano luego de firmar el acuerdo Doha
29 de febrero del año 2020: El representante de Estados Unidos para la reconciliación de Afganistán Zalmay Khalilzad y el líder adjunto talibán mulá Baradar, se dan la mano luego de firmar el acuerdo Doha

“El gobierno de los Estados Unidos firmó este acuerdo con un actor no-estatal (los talibanes) donde los talibanes se proyectaron a sí mismos y lo obtuvieron por escrito como ‘El Emirato Islámico de Afganistán’. Este acuerdo es considerado como un documento oficial y un compromiso entre Estados Unidos y los talibanes para continuar su cooperación a futuro.

«El acuerdo sentó las bases para la retirada de las fuerzas estadounidenses y de la OTAN de Afganistán y una transición pacífica del poder a los talibanes desde un gobierno electo encabezado por el entonces presidente Ashraf Ghani…

«Actualmente, Estados Unidos enfatiza (es decir, presiona al) gobierno interino de los talibanes a fin de obtener protección ante los derechos humanos, los derechos de la mujer y la garantía de los derechos de las minorías, para lo cual las ONG y muchas agencias de las Naciones Unidas ya están trabajando en Afganistán. De hecho, esto es una estrategia encubierta de los Estados Unidos; la verdadera agenda de Washington son sus intereses estratégicos en la región, que pueden lograrse mejor estando en la región a través de una política de participación».

«El objetivo de los Estados Unidos es mantener presión sobre un Pakistán con capacidad nuclear y degradar la relación entre Pakistán y China»; «para poseer influencia en la región de Asia Central, esto implica dos aspectos – negar la influencia rusa y china en el lugar»

«En términos generales, existen cinco objetivos principales de Estados Unidos en esta región: uno, controlar el creciente poder de China, que Estados Unidos considera como su mayor competidor en el área de la política internacional.

«Mientras este se encuentre en Afganistán, Estados Unidos puede comprometerse convenientemente con China por múltiples motivos que pueden ser estratégicos, económicos y políticos.

«Dos, contrarrestar el resurgimiento de Rusia, donde el presidente Putin ha estado desafiando la supremacía de Estados Unidos y finalmente invadió Ucrania en el mes de febrero, 2022.

«Tercero, seguir muy de cerca a , su programa nuclear, su poder en expansión en el Medio Oriente y especialmente su enemistad con el estado de Israel.

«Cuarto, mantener la presión sobre el tema de un Pakistán con capacidad nuclear y degradar la relación Paquistán-China.

«Cinco, tener influencia en la región de Asia Central; esto implica dos aspectos: negar la influencia rusa y china en el lugar.

«De hecho, como superpotencia, a Estados Unidos siempre le gustaría contrarrestar cualquier esfuerzo de las potencias en ascenso y resurgimiento».

«A través de una estrategia de guerra superior en Ucrania, Estados Unidos y la OTAN neutralizan a Rusia, lo que pudiera poner fin a los esfuerzos rusos por convertirse de nuevo en una superpotencia»

“Mientras que ha sido atraída a que invada Ucrania, donde esta potencia resurgente parece verse desafortunada luego de cinco meses de campaña militar, China se está comportando con cautela en el área de política regional y global.

« calculó mal el poder militar de Ucrania y el refuerzo militar lento y gradual de los estados de la OTAN.

«Aunque Ucrania ha sido destruida por Rusia, Moscú parece estar fracasando en su agresión militar.

«A través de una estrategia de guerra superior, Estados Unidos y la OTAN están neutralizando a Rusia, lo que pudiera poner fin a los esfuerzos rusos por convertirse nuevamente en una superpotencia.

«Debido a su inoportuna invasión militar en Ucrania, es muy posible que no esté dispuesta a comprometerse y en dedicación con Afganistán, dejándole espacio a los Estados Unidos.

«Del mismo modo, China es muy cautelosa a la hora de comprometerse seriamente con el gobierno afgano liderado por los talibanes».

«Ha habido más problemas que soluciones para Pakistán luego que los talibanes tomaron el poder en Afganistán»

también es muy cuidadoso en su relación con el gobierno interino de los talibanes. Existe una opción difícil para Pakistán si permanece comprometido con el gobierno interino de los talibanes, que no es muy cercano a Islamabad ni es capaz de estabilizar económicamente a Afganistán.

“Han surgido más problemas que soluciones para Pakistán luego que los talibanes tomaron el poder en Afganistán el día 15 de agosto, 2021.

«TTP (el grupo Tehreek-e-Taliban Pakistan) ha estado operando con frecuencia contra las fuerzas de seguridad paquistaníes a lo largo de la frontera entre Pakistán y Afganistán desde el mes de agosto, 2021.

«Además, existe inestabilidad política en Pakistán que impacta negativamente sobre la economía de Pakistán.

«Un Pakistán políticamente inestable y económicamente más débil le conviene a Estados Unidos para el logro de sus objetivos estratégicos antes mencionados. De hecho, Pakistán es concebido como un eje en la estrategia regional de Estados Unidos para el sur y centro de Asia.

«Por lo tanto, es vital que los líderes paquistaníes se sienten juntos y debatan los desafíos a través de una visión estratégica en la que se garantice la soberanía y la integridad del estado mientras se salvaguardan sus intereses económicos y estratégicos a nivel regional y mundial».

«Un grupo de analistas cree que el asesinato de Zawahiri es el comienzo de un proceso de cooperación entre este grupo (los talibanes) y Estados Unidos para generar confianza de modo que se habilite el terreno para el reconocimiento del gobierno talibán»

Lo siguiente son extractos del editorial en Hasht-e-Subh:[2]

«Luego del asesinato de Zawahiri, los debates sobre el papel de Estados Unidos en Afganistán se ha convertido en los titulares de las noticias y en los programas de opinión en los canales de televisión una vez más. Este hecho ha enfrentado dos teorías: Primero, una teoría optimista que dice que la paciencia de Estados Unidos con los talibanes ha terminado y que la estrategia del país ha cambiado y su fin es derrocar a este grupo.

Y segundo, una teoría que dice que este ataque se llevó a cabo en coordinación con los talibanes. Y el inicio de un proceso de cooperación entre este grupo y Estados Unidos es generar confianza para que se habilite el terreno al reconocimiento del gobierno talibán y deje que Afganistán sufra bajo el control de un grupo terrorista por más tiempo mientras el grupo juega efectivamente su papel a favor de los Estados Unidos.

15 de agosto de 2021: Muyahidines talibanes afganos ingresan al palacio presidencial, en Kabul
15 de agosto de 2021: Muyahidines talibanes afganos ingresan al palacio presidencial, en Kabul

“Los teóricos de la conspiración creen que Estados Unidos, desilusionado con el gobierno anterior (bajo la tutela del presidente Ashraf Ghani), decidió reemplazarlo con los talibanes para presionar a Irán, Asia Central y China. Según ellos, la ayuda de los talibanes en asesinar a Ayman Zawahiri se hizo en esta dirección. De esta manera, las huellas de Estados Unidos en el despliegue de grupos terroristas en esta región y la alineación de los talibanes con Estados Unidos están ocultas, con la ayuda de este grupo gobernante de los talibanes afganos, se cavará un gran pozo para Los rivales de Estados Unidos en la región».

«Cuando las variables externas no lo permiten…, uno puede prepararse para el peor de los escenarios: Una alianza con el gobierno de un grupo terrorista para lograr metas más altas, que pueden no ser moralmente correctas»

«Aquellos que ven este ataque con optimismo, analizan el asesinato de Zawahiri como señal de un cambio fundamental en las políticas de Estados Unidos. Ellos creen que Estados Unidos nunca olvidará 20 años de enemistad con los talibanes y Pakistán; y aunque la continuación de la guerra aumentará el costo de la presencia de Estados Unidos y que luego terminó con la retirada de las fuerzas de ese país… sin embargo el tema de la venganza e incluso la caída de los talibanes no ha sido descartado. Según ellos, el asesinato de Zawahiri tiene dos mensajes para los líderes talibanes: que Estados Unidos está al tanto de todas sus relaciones y contactos con los grupos terroristas y puede eliminar a cualquiera de la escena en cualquier momento y en cualquier lugar de la misma manera que lo hizo con Zawahiri.

“A pesar de la existencia de evidencias objetivas para confirmar cada una de estas dos visiones, no pareciera que analizar esta historia en blanco y negro ayude a comprenderla en su totalidad. Los grandes países del mundo, especialmente Estados Unidos, están conscientes de diversas variables en el campo de la política y en la mayoría de los casos ponen el principio en la flexibilidad y se preparan para cada uno de ellos pronosticando y analizando varios escenarios. La existencia de un gobierno democrático, estable, aliado con los Estados Unidos en Afganistán es sin duda uno de los mejores escenarios, pero cuando variables externas no permiten tal opción, uno puede prepararse para el peor de los escenarios: una alianza con el gobierno de un grupo terrorista para alcanzar metas más altas, lo cual puede no ser moralmente correcto, pero siempre y cuando esté alineado con el pragmatismo común en la política mundial de hoy día y es ganancia económica, está bien implementar el proyecto.

«Si consideramos los recientes desarrollos en términos de tácticas y estrategias de separación, podemos ver el caso de esta manera: los talibanes le prometieron a Estados Unidos que cooperarían plenamente con este país, pero debido a la desconfianza, permitieron las actividades de grupos terroristas internacionales para que ejerzan presión sobre Estados Unidos y otros países. La estrategia de Estados Unidos es convertir a los talibanes en su aliado comprometido, pero está muy descontento con la continua amistad de este grupo con China, e Irán. El asesinato de Zawahiri puede recordarle a este grupo la vulnerabilidad de de los talibanes y hacer presión para poner fin a su luna de miel con los rivales de Estados Unidos.

“También pudiese estar involucrado otro escenario: Si los talibanes no reconsideran sus relaciones con sus rivales estadounidenses (China, y Rusia), los grupos opuestos a los talibanes pueden retornar a la escena, siempre que superen sus ya perjudiciales y dañinas dispersiones; dispersión y división que provocó su derrota y la victoria de los talibanes».


[1] Pakobserver.net/emerging-us-taliban-collaboration-and-pakistan-by-dr-muhammad-khan, 1 de agosto de 2022. El inglés original de los artículos escritos utilizados en este despacho ha sido ligeramente editado para mayor claridad y comprensión.

[2] 8am.af/eng/unites-states-strategy-and-zawahris-dead, 3 de agosto, 2022.

The post Diarios afganos y pakistaníes examinan objetivos de Estados Unidos en Afganistán y ven el asesinato de Ayman Al-Zawahiri como punto de quiebre en una colaboración emergente entre Estados Unidos y los talibanes first appeared on MEMRI Español.