Diario Judío México - El 23 de enero, 2020 el clérigo chiita Muqtada Al-Sadr emitió una nueva declaración destinada a movilizar más personas para que participen en la marcha de un millón de hombres prevista para el viernes con el propósito de poner fin a la presencia de las tropas estadounidenses en Irak. Bajo el título «Un pensamiento», el mensaje de Al-Sadr pedía a hombres, mujeres y chicos iraquíes responder «al llamado de la patria… la hora y momento de reformar el sistema iraquí y desalojar a los invasores es ya… aceleren apoyar a la amada [patria], ya que esta les convoca y no renuncien a su juramento».

Mensaje tuiteado de Al-Sadr

El día anterior, 22 de enero, el portavoz de Al-Sadr Salah Al-Obaidi, le dijo al canal de la televisión estatal Al-Iraqyia[1] que «las instrucciones dadas por Al-Sadr la semana pasada respecto a su marcha propuesta subrayan que la participación de las milicias, incluyendo aquellas que tuvieron como blanco la embajada de los Estados Unidos no están siendo convocados».[2]

El 23 de enero, Saleh Mohammad Al-Iraqi, asociado de Al-Sadr, tuiteó un póster titulado «Tiene que ser un millón», en referencia al número de participantes que los organizadores pretenden movilizar.

El póster tuiteado.

El día anterior, las Unidades de Movilización Popular (UMP) respaldadas por Irán, cuyos líderes se reunieron con Al-Sadr en Qom a comienzos de este mes,[3] emitieron declaraciones y mensajes con el fin de incrementar los llamados a unificar una única postura contra la presencia de Estados Unidos en Irak.

El 22 de enero, Qais Al-Khazali, el secretario general del grupo de las UMP Asa’ib Ahl Al-Haq, apareció en un mensaje de video en el que llamó a los iraquíes de todas las religiones y sectas a unirse a las protestas anti-Estados Unidos. Refiriéndose a la decisión tomada por el parlamento iraquí de expulsar a las fuerzas estadounidenses, este dijo: «En Irak, los combatientes de las Unidades de Movilización Popular son aquellos que derrotaron el esquema terrorista estadounidense takfiri del EIIS. Estos mismos combatientes son ahora los héroes del [movimiento] de resistencia. Estos están en los niveles más altos de preparación si es que Estados Unidos continúa rechazando las decisiones políticas y públicas».

Al-Khazali en su mensaje de video (Fuente: Youtube.com/watch?v=jipoqYbXS4MYouTube, 22 de enero, 2020)

Este explicó además que esta decisión «será evidenciada por los millones que saldrán el viernes a mostrarle al mundo que la juventud y resistencia iraquí son capaces de obligar a todas las fuerzas de ocupación a retirarse».

El mensaje en video señala la primera aparición en los medios de comunicación de Al-Khazali desde los funerales del comandante de las Fuerzas Qods del CGRI Soleimani y el subcomandante de las UMP Abu Mahdi Al-Muhandis.

Anteriormente, el 22 de enero, las Brigadas Hezbolá en Irak emitieron una declaración en la que llamaban a sunitas y chiitas por igual a unirse a la manifestación.[4] La declaración describió la marcha del viernes como «la segunda revolución de 1920», refiriéndose a una revuelta de las tribus iraquíes contra la ocupación británica.

La declaración de las Brigadas de Hezbolá (Fuente: Kataibhezbollah.com)

«Para aquellos cuyos abuelos no tuvieron el honor de luchar contra la ocupación británica en la primera revolución que ocurrió en 1920, tienen ahora la oportunidad de escribir su nombre en letras de oro en esta página de lucha, ser fuente de orgullo para sus hijos y nietos y un faro de luz para las generaciones futuras», dijo el comunicado.

Una declaración del Movimiento Al-Nujaba en Irak llamó a los iraquíes a unirse a la marcha para «rechazar de esta manera los poderes de la arrogancia global» – un término dirigido a Estados Unidos utilizado por el régimen iraní.

La declaración de Al-Nujaba (Fuente: Alsumaria.tv)

La declaración continuó recordándole a los iraquíes: «El Gran Satanás [los Estados Unidos], con sus partidarios, quieren intimidarlos, pero son débiles… El mundo está esperando que Irak tome una postura histórica – una postura que rechazará la humillación y honrara a Irak y determinará su futuro».


[1] Nasnews.com, 22 de enero, 2020.

[2] Véase la serie de Despacho Especial No. 8496 – Luego de reunirse en Irán, líderes de la milicia chiita y el clérigo Muqtada Al-Sadr llaman a una marcha de un millón de hombres con el propósito de poner fin a la presencia militar estadounidense, 14 de enero, 2020.

[3] Véase la serie de Despacho Especial No. 8491 – Comandantes de las milicias chiitas en Irak continúan amenazando a las fuerzas estadounidenses mientras buscan reparar sus querellas internas, 13 de enero, 2020.

[4] Kataibhezbollah.com/news/3063?__cf_chl_jschl_tk__=4c5db14f2d7eb2546a0fd655e0e5de4a334e4165-1579790459-0-AZ3ne2rLXiglxXgVJB2sf895VTyrubetUwakfMGan9bmzAn_bLzitkZ9Jj72jssklxZ_4s3rJpGxznEjsnl4k8YWwcrL4VtRd9snZrVj

136gu_8rLxC_SZ14u5InwCGD5LfCRi_0Ak6Pj-hFDqo6Cgdexc2DU8GtNkBFVuo3gOoUzg8sk2NtPmA4kQ-I6tjLwZzbSP-D2Mog0Ys1XuD3QSzLSzOthJJX20MIN3r4KeVN2ltOwEorh4uka2ZCj_g18Yra1Q0THKyRAyrY7pvmvH8 22 de enero, 2020.