El siguiente informe es ahora complemento sin costo alguno del Proyecto Supervisión a la Amenaza Terrorista y Yihad de MEMRI (PSATY). Para información sobre como suscribirse al PSATY, pulse aquí.

Partidarios del Estado Islámico (EIIS) han arremetido contra Al-Qaeda y los talibanes afganos luego que una delegación del Emirato Islámico de Afganistán (la organización de los talibanes afganos) se reuniera con el embajador iraní en Qatar Hameed Raza Dihqani, con el fin de expresarle sus condolencias por el asesinato del científico nuclear iraní Mohsen Fakhrizade hecho ocurrido el 27 de noviembre en las afueras de Teherán.

Reunión de la delegación de los talibanes afganos con el enviado iraní en Doha

El 30 de noviembre, 2020 Muhammad Naeem Wardak, vocero de la Oficina Política del Emirato Islámico en Doha tuiteó una imagen de la reunión que efectuó la delegación de los talibanes con el embajador iraní.[1] El tuit señaló que la delegación de los talibanes estuvo encabezada por Qari Deen Mohammad Haneef, el funcionario Talibán «responsable del contacto» con Irán, Turquía y el Medio Oriente.[2]

El Emirato Islámico e tienen una relación de larga data. A mediados del año 2013 Qari Yousef Ahmadi, uno de los principales portavoces del Emirato Islámico, habló desde su escondite en algún lugar de Afganistán con un periodista de ToloNews para confirmar que altos líderes talibanes realizaron una visita de tres días a Teherán. La delegación estuvo encabezada por Sayed Tayyab Agha e incluyó a Mohammad Ullah Nomanee y a Shamsuddin Pahlawan.[3]

En años recientes, cuando el Emirato Islámico y los participaron en conversaciones sobre el futuro de Afganistán en Doha, los líderes talibanes visitaron regularmente Teherán para discutir temas regionales. En septiembre del 2019, confirmó que albergó una delegación talibán de cuatro miembros para discutir conversaciones entre y los talibanes, según un informe en el canal de televisión Al-Jazeera.[4]

En cuanto a la reunión pautada para el 30 de noviembre entre el embajador iraní y los líderes talibanes en Doha, simpatizantes del Estado Islámico (EIIS), que han sido muy críticos con los talibanes y con Al-Qaeda por no adherirse a lo que este considera una auténtica metodología yihadista, dijo que el encuentro fue motivo para expresar las condolencias de los talibanes a Teherán por el asesinato cometido contra el científico Mohsen Fakhrizade.[5]

Escribiendo en la aplicación Telegram, el partidario del EIIS Bejad afirmó que los talibanes no son un movimiento salafista-yihadista porque no se suscriben a los principios básicos de la ideología salafista-yihadista tales como el principio de al-wala ‘wal-bara’ («lealtad a los musulmanes y enemistad ante los no-musulmanes») y considerar a los chiitas como no-musulmanes.[6] Bejad criticó a los partidarios de Al-Qaeda, que deben su lealtad a los talibanes afganos, por tratar de justificar las acciones de los talibanes basándose en los principios salafistas yihadistas a pesar de no suscribirse a ellos.[7]

De manera similar, el canal pro-EIIS en la aplicación Telegram Bayda’ Al-Muwahhideen arremetió contra los partidarios de Al-Qaeda que objetan que los talibanes se hayan congraciado con los iraníes sin darse cuenta de que los talibanes afganos han designado formalmente a un funcionario a cargo de las relaciones con Irán.[8]


[1] Twitter.com/IeaOffice, 30 de noviembre, 2020.

[2] Twitter.com/IeaOffice, 30 de noviembre, 2020.

[3] ToloNews.com (Afganistán), 3 de junio, 2013.

[4] Aljazeera.com (Qatar), 17 de septiembre, 2019.

[5] T.me/Bayda’ Al-Muwahhideen, 2 de diciembre, 2020.

[6] T.me/bejjad/913, 2 de diciembre, 2020.

[7] T.me/bejjad/913, 2 de diciembre, 2020.

[8] T.me/Bayda’ Al-Muwahhideen, 2 de diciembre, 2020.