Diario Judío México - Hace unos meses viví una experiencia única e increíblemente impresionante. Asistí a una cena a ciegas de la fundación “Ojos que Sienten” y quede trastornada. En esta cena, todo es a oscuras, no se ve nada, los meseros son ciegos y este evento está hecho para recaudar dinero para ayudar a la fundación “Ojos que Sienten”, esta fundación tiene la finalidad de mejorar la interactividad entre ciegos y su comunidad, aquí les ayudan a desarrollarse para que puedan vivir su vida lo más normal posible, y en algunos casos, hasta se pueden hacer operaciones para regresarles la vista a estas personas, que son realmente encantadoras.

Al inicio hay un coctel, luego entras al restaurante Le Bouchon guiado por un mesero ciego y llegas hasta tu mesa. No ves nada, estas con gente que no conoces y no puedes reconocerlos, hay comida enfrente de ti que no puedes criticar con la vista, no sabes que pasa a tú alrededor y estás rodeado por sonidos y olores. Conversé con extraños, comí comida que no sabía que era y me divertí a más no poder. Los meseros fueron estupendos y muy atentos, aunque no te podían ver, no he conocido un personal más eficiente.

Al acabar la cena, me sentí con tanta suerte de poder ver y de no vivir toda mi vida a obscuras; por eso quiero ayudar en lo más posible a esta fundación, para que los que no tengan tanta suerte como tú o yo, puedan algún día vivir su vida al igual que todos. La cena fue deliciosa y los meseros maravillosos. A obscuras se realizan actividades y yo aprendí mucho, cosas que no sabía que yo no sabía.

Quede maravillada con todo de esa noche. Esta experiencia me abrió los ojos y me enseño cuanto se puede hacer con tan poco, me enseño que todos somos iguales y que siempre van a haber cosas de nuestra vida que no vayan exacto como queremos, pero tenemos que apreciar las cosas buenas y darnos cuenta de lo que la vida si nos ha dado y ser agradecidos.

Quiero agradecerles a todos y todas las personas que ayudan y son parte de esta fundación, es impresionante como una simple cena puede marcar tu vida de forma permanente.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorLa liberación de Shalit – paso a paso
Artículo siguienteBoletín de la Kehilá Ashenazí N° 103
Melanie Béard ha dedicado su vida a viajar el mundo y compartir sus experiencias a través de la escritura. Comenzó su carrera periodística a los doce años con una columna mensual en El Universal y hoy en día colabora en medios como Travel + Leisure, Bleu & Blanc, Mundo Ejecutivo, First Class, Radio MVS y Revista S1ngular. Ha escrito tres libros de viajes junto con Alexis y Deby Beard y co-fundó Marcas de Lujo Asociadas by American Express, un club exclusivo conformado por las marcas de lujo más importantes del país.