Diario Judío México - Cuando un hombre y una mujer deciden comprometerse en una relación es de sentido común que ambos deseen darse toda clase de confianza y certidumbre del mundo. Y uno de los temas en los que mejor pueden ejercitar este “músculo” es llevando a su [email protected] o [email protected] a su lugar de trabajo ya sea a una junta, desayuno, reunión, etcétera.

¿Por qué lo hacen? Pues para darle gusto a la pareja, sólo por eso. Pero lo hacen sin darse cuenta de que el costo de hacer esto será elevadísimo, tanto que los puede llevar a la catástrofe, porque involucrar a su [email protected] o [email protected] en su entorno laboral es concederle cierta potestad para que opine o se inmiscuya respecto a su trabajo y su forma de relacionarse con socios, jefes y compañeros.

Asimismo, en la mayoría de los casos unos y otros emitirán ciertos juicios por la manera como se llevan con las personas que integran su universo laboral: cómo se llevan con los demás (bien, mal o con demasiada confianza) y éste se convertirá en frecuente tema de discusión en subsecuentes roces. ¡Uff!, qué terrible situación…

Cuando alguien le pide a su pareja (ya sea velada o abiertamente) que lo “invite” a su lugar de trabajo, lo cierto es que lo está haciendo por varias razones: inseguridad, control de la relación, celos y un larguísimo etcétera. Aunque el argumento más socorrido tendrá que ver con el hecho de querer conocer a sus compañeros para convivir con ellos, atender en el ámbito profesional a sus socios-jefes o proponer ampliar su círculo de amistades con algunas salidas en pareja al cine, a un bar o un antro.

Quienes lo hacen normalmente son muy [email protected] manipuladores y chantajistas, pero mientras no [email protected] conozcan en el fondo pueden hacerle mucho daño a la relación. Por eso es aconsejable que aunque al principio les cueste algunos pleitos, no cedan a este tipo de “solicitudes”; una vez más insistiré en establecer reglas muy claras desde un principio.

Pero lo anterior no es una generalidad, mucho ojo con esto. Porque también existen parejas que lo comparten todo (hasta el trabajo) y terminan siendo sumamente exitosos en todas las aristas de su relación, pero un escenario así requiere de mucha madurez, comprensión y, sobre todo, respeto.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


Artículo anterior¡Seré Marciano!
Artículo siguienteVenta Prieta, de las primera comunidades judías en México
Incursionó desde muy joven en la televisión. Comenzó su carrera en Canal 11, para ser invitada por Ricardo Rocha al Canal de Las Estrellas, ahí´í se convirtió en la primera periodista en hablar de temas sexuales en el Programa "En Vivo".Con su columna "La Política me da Risa", en el periódico El Universal, revolucionó la forma en la que vemos y analizamos la política en el país.Fue ella la primera en realizar atrevidas entrevistas a diversas figuras de la política nacional con "Entrevistas Osadas".Ha recibido diversos premios y reconocimientos como la Mujer del AÑO 2009 y 2010 por la Cámara Nacional de La Mujer, además de haber sido reconocida por el Gobierno Federal por su trayectoria periodística..Desde hace dos años se erigió como la abogada de los hombres y publica para ellos su libro "Exclusivo para Hombres" de Editorial Grijalbo, convirtiéndose en menos de un año en Best Seller.