Con la finalidad exclusiva de motivar a mis lectores a interesarse del serio problema de la inmigración ilegal a los EEUU, escribo, desde este país, un segundo artículo en seguidilla, buscando crear una base de análisis, que pueda ser útil para los interesados directos, pues el problema puntual de la inmigración, de alguna manera, cruza por la mente de muchos compatriotas, que buscan una alternativa de vida en otros horizontes, o quizá, otros, para robustecer sus conocimientos y/o ayudar a quienes lo requieran en el futuro. El tema es imposible resumirlo en pocas palabras, pues cada inmigrante tiene su propio problema, que requiere particulares soluciones. Para empezar a graficarlo, se conoce que la inmigración ilegal a EEUU es de escala masiva; mas de diez millones de extranjeros indocumentados residen actualmente en este país, creciendo esa población en 700.000 personas anualmente, según los expertos, cifra comentada en mi primer ensayo sobre este tema, cuando escribí sobre el “proyecto dignidad” a presentarse en el congreso. La presencia de numerosos extranjeros es un poderoso testimonio de atracción de los EEUU; pero, por otro lado, es una señal peligrosa de la vulnerabilidad de las fronteras, que ha dado lugar a crear, antes y ahora, actitudes belicosas y atentatorias sobre la dignidad del inmigrante, requiriéndose nuevas alternativas de solución, con visión de integralidad, que comprometa a los dos partidos políticos más importantes de esta potencia.

El Migration Policy Institute (MPI), elaboro un informe, con una amplia base de consulta, donde sugiere algunas estrategias que los países involucrados (EEUU y Centro América, en especial), pueden tomar para construir un sistema migratorio regional que privilegie la movilidad humana segura, ordenada y legal. El informe sugiere 4 puntos secuenciales: 1) Desarrollar vías legales para el trabajo temporal: 2) crear sistemas de protección humanitarios: 3) profesionalizar el control fronterizo y 4) invertir en el desarrollo a largo plazo. Estos cuatro puntos, proporcionarían la nueva base de inmigración legal a los EEUU, tan soñada y anhelada por todos.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorWebinar de la Cátedra Shimon Peres por la Paz.
Artículo siguienteFuncionario de Ucrania dijo que Bennett incitó a Zelensky a ceder al acuerdo con Putin