No basta bailar y soñar toda la vida. También hay que trabajar en serio.

Abraham siempre había tenido una tendencia filosófica y humanista, así en la preparatoria donde había estudiado filosofía, psicología y sociología. Más tarde en la universidad estudio comunicaciones, haciendo una especialización en cine. Había logrado realizar algunos cortometrajes con los que gano premios, escribió cuentos cortos y se dedicó a pintar la vida de color en pantallas digitales.

-Sara…en donde nos conocimos?

-En la preparatoria tontillo.

Tanto Abraham como Sara habían participado en el curso de teatro de primer y segundo año de la preparatoria. Ambos amaban el teatro.

-Dime. Quien en nuestra generación no ama el cine?

-Los religiosos?- contesto Sara coqueta.

-Deja a los religiosos, ellos viven en su propia película.

Sara y Abraham amaban ir al cine. Todo el paquete. Las salas acondicionadas, los mostradores de comida, los posters y las reseñas de las películas, especialmente los posters gigantes de cartón tridimensional. La música estereofónica en el Lobby, y los juegos de maquinitas. También la sección para niños donde se sentaban a ver a los niños por horas en las resbaladillas multicolores de plásticos.

El pueblo judío, el pueblo elegido, era un pueblo de almas infantiles, y ese era su mensaje a toda la humanidad.

Abraham se podía sentar fuera de la sala de cine, en las mesas multicolores de los comensales, y allí buscaba la inspiración para escribir sus guiones de cine. Amaba las salas de cine, los Lobbies de hoteles, las bibliotecas, los parques, jardines, campos, las universidades, el Country Club con albercas, los cafés.

En los últimos años había escrito decenas de cuentos y guiones de cine basados en el Internet…,si…. el Internet. Abraham buscaba el cuento perfecto para convertirlo en película, en un blockbuster.

-Qué te parece si mañana en la tarde vamos al cine?- pregunto Sara.

-Mi lugar favorito.

-Te veo un poco preocupado. Que te pasa?

-En Israel hay guerras, en Medio Oriente revueltas, en África muertos de hambre, en Asia terremotos e inundaciones, y en México, en México tenemos de todo un poco. Quizás tienes razón, soy un egoísta, no veo más allá de mis propias gafas rosadas.

-No digas eso Abraham, tú eres el Padre, saca toda preocupación de tu corazón.

-Gracias, hace mucho no me decían esa frase.

-Ay Abrahamcito, me parece que hoy te voy a llevar a ver una comedia.

-Que comedias hay en cartelera?

-Prefieres Jim Carrey o Woodie Allen?

-Ambos me fascinan.

No era sencillo explicar la filosofía de Abraham. Había buscado la Tierra Prometida en el cine, con la promesa de retornar al paraíso, a la luz. La palabra “Tierra Prometida” en hebreo, era “Tierra de seguridad”.

Sesenta y cuatro años de bendición ya habían transcurrido, el pueblo judío había retornado a la Tierra Prometida, a través de los puertos de Ashdod, Tel Aviv y Haifa.

La Tierra prometida se había convertido en un paraíso verdadero, casas de lujo, súper vías bien construidas, colonias desarrolladas, súper centros comerciales, bares, discotecas, cafés, teatros, galerías de arte, boutiques, tiendas en todos los géneros con las mejores firmas del mundo, puertos y las mejores playas del mundo, hoteles que habían abarcado al turismo de Tierra Santa, olas en el mar.

El pueblo judío era un pueblo peculiar, regado en las cuatro puntas del orbe, líderes en cultura y comunicaciones, educación y academia, ciencia y arte, negocios y finanzas, proyección y construcción de un mundo mejor. Al principio los judíos habían llegado a una tierra árida, a un desierto rebanado de pantanos, pero formando organizaciones y comunas, Kibbutzim y Moshavim, poco a poco lograron enverdecer el desierto, convirtiendo a Israel en un paraíso de la energía del futuro, la energía solar y marina, el hi-tech y el desarrollo de la programación.

Abraham amaba todo eso, y estaba orgulloso. Lo único que le preocupaba eran las guerras, la violencia y la desarmonía.

Por eso empezó a dar conferencias en universidades, y a hablar sobre la armonía mundial basada en una idea que tenia del Holocausto.

-Como es tu idea del Holocausto?

-Te la explico otro día, ahora no tengo fuerzas, mejor te cuento sobre la Creación!

Abraham lo explicaba de la siguiente forma. Todo el mundo, el universo, la Creación, había sido construido mediante signos.

Al Principio Dios creo el Signo.

Todos los signos venían de un solo signo, la red de la Luz Infinita.

El signo original y cósmico, era un plasma mediante el cual la Luz Infinita se había convertido en universo en expansión, mundos y planetas, estrellas y soles…materia.

Todo lo que vemos a través de cualquiera de los sentidos, absolutamente todo, ya sean cosas de la naturaleza, ya sean artificios producidos por el hombre, naturalezas y culturas, eventos culturales y cósmicos, todos eran signos que reflejaban como un espejo la Luz Infinita de Dios. No existía el mal absoluto.

El mal solo existía debido a una mala dirección en el libre albedrio del hombre, debido a una relatividad, ya sea por falta de fe o por extremismos y fanatismos debido a las religiones, opuestos e incongruencias, debido a la corrupción, a morales podridas, es decir, el anti-cristo.

El mundo había sido creado con opuestos, que eran no solo complementarios, como hombre y mujer, masculino y femenino, sino que unos eran materias primas y tejidos de otros. Por ejemplo, la “oscuridad” no era un signo del mal, sino ante los ojos de Abraham, era un signo de “luz potencial”.

Este signo era como el ojo de Dios, un manantial de música y Luz Infinita.

El universo era un vientre, y el nacimiento se daba cada vez que el hombre veía la luz, la luz era la paz, la armonía, el amor, la justicia, la bendición.

-Posiblemente el mundo sufre un problema de educación.

Por ello el Internet ante los ojos de Abraham era una bendición, un signo de luz, armonía, globalidad, producto de la sociedad de la información. El Internet era un vientre ecológico y digital. Y de este salía la poesía del mundo. No podía comprender a los religiosos que odiaban al Internet, o que veían en este un peligro.

Al entrar a estudiar a la Universidad, recibió su primera computadora, una buena Apple IICi, que era de lo más avanzado en ese entonces, fuera de la famosa Quadra.

En la computadora, además de hacer sus trabajos para la universidad, empezó a escribir poemas, cuentos cortos de cinco a diez cuartillas, e incluso intentos de novelas.

El definitivamente pertenecía a los Apolíneos, los Integrados. Pero de Sara no estaba seguro, Sara siempre ponía en duda.

No fue sino hasta que Sara y el tuvieron una hija. Entonces se unieron en espíritu.

-Qué te parece si vamos a vivir a la Israel?- había preguntado Abraham incisivamente.

-Porque? Has hablado con Dios últimamente?- se burlaba Sara.

-Sí, nos escapamos de La Biblia, y Dios sigue hablando conmigo- También reía Abraham.

-Gracias, pero yo soy feliz en Polanco.

Que nunca nadie lo olvide, el hombre puede ser la base genética, pero la mujer es el volante, ella es la que decide la dirección.

-Estoy hablando en serio, vayamos a Israel, nos están esperando en el aeropuerto Ben-Gurión, besemos la pista de aterrizaje.

Como era la costumbre de Sara lo cuestionaba para examinar su profundidad.

-Abraham, tú mismo has dicho muchas veces que todo el planeta es Israel, todo el planeta es la Tierra Prometida, tú mismo dijiste en varias ocasiones que el nombre del universo es Sion.

-Sabes lo que significa Sion en hebreo Sara?

-No, qué significa?

-Significa “Calificación”!

-Calificación? Porque? Hemos vuelto a la escuela?- rio Sara por las ocurrencias de Abraham.

-Así como lo escuchas, estamos aquí para ser calificados.

-Bueno, nos vamos al cine?

-Vamos mi amor.

Sara y Abraham se habían separado, y Abraham se fue a Israel, hasta que años más tarde volvió. Volvió a reconocer a su hija Primavera.

Sara le dio la mano y caminaron hacia el estacionamiento.

Abraham y Sara subieron a la Van Benigna de Nissan color rojo brillante que Sara conducía. Se dirigieron por el tráfico de Palmas hacia Interlomas, hacia el Centro Comercial Interlomas.

Abraham sencillamente era un ser feliz, y estaba feliz de estar con Sara. Se sentía bendecido por Dios.

Aunque como vimos, Abraham tenía un lado oculto.

Subieron por el elevador desde cuya vitrina se veían los tres pisos del gigante mall, llegaron a la sala de Cinepolis y vieron los posters de la cartelera. Había una película de Woodie Allen, “Scoop”, una gran película.

Casi casi era una metáfora de la vida, todo mundo estaba en busca de un scoop, incluso estaban dispuestos a morir por su “scoop”.

Junto con el pop corn y el aire acondicionado de la sala oscura, fue una tarde formidable.

El chorro de luz que salía de la pequeña ventanita le recordó a Toto de Cinema Paradiso.

Abraham podía ver su guion sobre la historia de un cacaro, que veía en sus horas diarias frente a la pantalla, en su vida, en su cansancio, en la película de los grandes artistas, su propia batalla.

Y quien no era así en este mundo? Quien no era Toto?

Todos vemos nuestra vida en las grandes producciones Hollywoodenses, todos tenemos una pequeña ventanita a ese mundo oculto que es el mundo de la verdad, absolutamente invisible para los demás.

*Oprima aquí para leer el resto de la serie .

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorEl humor de los niños
Artículo siguienteRamos y Chuayffet
Abraham Nissan Contacto: avivit02@gmail.com editorialgv@rocketmail.com '''Abraham Nissan''' (n. 1969, Distrito Federal, México) es un escritor, novelista, guionista de cine ganador del Premio Nacional de Literatura Sefaradí por su "Colección de cuentos de Internet" (2009). Abraham Nissan nació en Distrito Federal, México 1969. Curso sus estudios de literatura universal en la Sogem, Teoría de la Comunicación en la Universidad Nuevo Mundo y Dirección de cine en la Universidad de California en Los Ángeles. Escribió cuentos que le dieron el Premio de Literatura en el Festival de las Artes Monte Sinaí, el Premio de Literatura Cuento Sefaradí, y el Premio del Certamen Literario Cervantes. Así mismo, escribió y dirigió cortometrajes (Espejo de Azúcar,1991) que lo llevaron a ser galardonado como el mejor director de cine universitario de la Ciudad de México en el Festival Interuniversitario de cine de la Ciudad de México. Trabajó como editor y articulista de la revista cultural de universitarios "Todos Nosotros". Fungió como Presidente de la Sociedad de Alumnos de la Universidad. Estudió dirección dramática en el Núcleo de Estudios Teatrales con el director de teatro Ludwik Margolis. Estudio la Tora y la Cábala en las Instituciones Ohr Somayach y Bnei Baruj, así como en el Centro de Kabbalah del Rabino Berg. Fundo la empresa de cine "Holy City Films" que se centra en Jerusalén. Sintetizó su obra en la frase "En el Principio Dios creó el signo" basado en la semiótica de Umberto Eco y la Tora. Estudió la Cábala humanista con el Rab Michael Laitman en el canal 66 de la Cábala de Israel. 1973-1987 Estudió en una escuela hebrea judía en México. 1980-1985 Participó en los movimientos sionista Dor Hadash y Halutz en México. 1988-1992 Estudió comunicaciones, actuación teatral, escritura. 1991 Presidente de la Sociedad de Alumnos de la Universidad en México. 1992-1997 Estudió de la realización de películas y la dirección de la UCLA y NET en Los Ángeles. Trabajó como compositor de música de cine, escritor y guionista. 1992 Presidente de Comunicaciones de la FEMUJ (Federación Mexicana judía de Estudiantes Universitarios). 1988-1997 Escribió varios libros, artículos y columnas en varios periódicos y revistas. 1998 Hizo aliá a Israel. 1999 Estudió de hebreo en el Ulpán Akiva. 2000-2006 Trabajó en Jerusalem Post, Toys R Us, y algunas oficinas de Telemarketing. 2007 Miembro del consejo de administración en Kfar Hayam. 2000-2015 Produjo y escribió casi 40 libros, miles de artículos y columnas, 10 guiones de cine, 100 canciones, producidas pinturas digitales. Escritor de 7 novelas, uno de ellos el best seller "Polanco". Desde 2010 miembro de un movimiento israelí "Hamaagshim" para crear nuevas empresas. 2014- Productor de la película israelí "Anti-Virus" se proyectó en Cinemateq Tel Aviv. 2005-10 Trabajó en ups israelíes de inicio y películas: El nuevo JPost, 24 canales de televisión de música, película "El Secreto". Fue parte activa del movimiento de la cinematografía israelí. Propietario de 10 patentes de inicio. Escribió decenas de cuentos (Mi primera muerte, La calle rota, Furias y nostalgias ahogadas en un café, El director, Mi cocina esta en Jerusalem, La tela digital, El ministro Gold, Internet City, Quien es el asesino?, John Doe); Novelas (La piedra, El viejo, el mar y la mujer, El consejo de sabios de Internet, El amor de los Jasídicos, Polanco); Ensayos filosóficos (La Alef, La arqueología del lenguaje, El neandertal del lenguaje, Ser, hacer y tener, El signo); Guiones de cine (Ópera y Circo, Mashiaj, El balón es redondo, Oculto, Medusa, Crisis, 39 mujeres, El mejor pan del mundo, Camino al amor, Asesinato en la biblioteca, Amor perdido, El camino de la vida, Amor en la Oscuridad, El hombre www). Es bloggerista en Internet y trabaja como columnista en Diario Judío. Ha sido nombrado en el 2011 "Maestro del cuento" por la Comunidad Judía de México. '''Obras''' “Diario de un Viajero en Israel” (Diario escrito) 1987 "Mi primera muerte" (cuento)1988 "El juego de póker" (guión cortometraje) 1988 "La cayada de Abraham" (poesía) 1989 "Los gatos" (guión cortometraje) 1989 "El lago" (cuento) 1989 "Un pueblo llamado Esencia" (Novela poética) 1990 "Un hombre solo" (poema)1990 "La rosa roja" (guión y película cortometraje) 1990 "La calle rota" (cuento) 1991 "Furias y nostalgias ahogadas en un café" (cuento) 1992 "La sombra de una flor" (cuento)1992 "El director" (cuento)1992 "Las cuatro estaciones" (guión para la televisión)1992 “Isotopía de enredos” (guión de cine cortometraje/comedia) 1992 "El espejo de azúcar" (cuento y película cortometraje)1992 "Máscaras" (cuento)1993 "Ser, hacer y tener" (ejercicio psicológico)1993 "Diario de viajero a la India" (poesía) 1994 "Cartas de amor" (colección)1994-95 "Crisis" (guion de cine) 1994 "El camino más seguro del alma" (guión de cine) 1996 "La Alef" (ensayo filosófico)1997 "La piedra" (novela)1999 "La arqueología del lenguaje" (ensayo semiótico) 2000 "Mashiaj" (guion de cine) 2001 "Mi propia plegaria" (poesía) 2002 "Oculto" (guion de cine) 2003 "El balón es redondo" (guión de cine) 2003 "Tierra" (cuento) 2004 "Medusa" (guion de cine) 2004 "El pequeño Mesías" (guión de cine) 2004 "Mi cocina esta en Jerusalem" (cuento) 2005 "La tela digital" (cuento) 2005 "El viejo, el mar y la mujer" (novela) 2006 "El maestro y la luz" (cuento) 2006 "39 mujeres" (guion de cine) 2007 "El mejor pan del mundo" (guión de cine) 2007 "El día 28" (guion de cine) 2008 "Rushes" (guion de cine) 2009 "Camino al amor" (guión de cine) 2009 "El consejo de sabios de Internet" (novela) 2009 "Asesinato en la biblioteca" (guión de cine) 2009 "Quien es el asesino?" (cuento) 2009 "Internet City" (cuento) 2010 "John Doe" (cuento) 2011 "The Net" (cuento) 2010 "Amor perdido" (guión de cine) 2009 "El camino de la vida" (guión de cine) 2009 "The www man" (guion de cine) 2010 "Actores vs. Fantasmas" (cuento) 2011 "Brandy Coffee Cup" (cuento) 2011 "Un día en Twitter" (cuento) 2011 "The W" (guion de cine) 2011 "El amor de los Jasídicos" (novela) 2011 "Viaje en el tiempo en Wikipedia" (cuento) 2012 "Polanco" (novela) 2012 “El concierto de los árboles” (novela) 2012 "El gobierno de Internet" (novela) 2013 (...En proceso...)