Los indicadores económicos y los éxitos políticos y diplomáticos de en los últimos tiempos no podían ser mejores. Estabilidad, crecimiento sostenido e interlocución en términos casi siempre favorables con todos los actores políticos regionales, tanto los identificados con el islam sunita como con el chiita. Incluso a raíz de la visita de Obama a la zona hubo disculpas de Israel por el incidente del Mavi Marmara, lo cual brindó al gobierno de Erdogan la satisfacción de ver cumplidas sus más insistentes demandas al respecto.

Y sin embargo, este cuadro de logros se está viendo cuestionado ahora por el estallido de protestas populares masivas que han sido reprimidas por la policía turca con una brutalidad inusitada. En tres días de manifestaciones se cuentan ya por cientos los heridos, algunos de ellos con pérdida de ojos debido a las golpizas y al gas utilizado indiscriminadamente por la fuerzas del orden. La situación inició como una protesta pacífica contra la decisión gubernamental de demoler el parque Taksim Gezi, situado en la plaza Taksim de Estambul, para construir ahí un centro comercial y varios hoteles. Pero al recibir los manifestantes tan brutal respuesta, el resultado ha sido el incremento de la ira popular que ahora ha extendido sus reclamos a otras facetas del gobierno de Erdogan, acusado de ejercer cada vez con mayor autoritarismo sus funciones. Erdogan lleva ya tres periodos en el cargo de primer ministro y, al parecer, el caso del parque ha destapado inconformidades que hasta ahora se habían mantenido a raya.

En general, la naturaleza islamista propia del gobierno de Erdogan ha ido restando espacios al ejercicio de libertades civiles. La semana pasada, por ejemplo, se emitió una ley por la cual se restringían la venta y la publicidad de bebidas alcohólicas, cuestión que alarmó a la población secular turca, que interpretó esta medida como un paso más hacia la imposición paulatina de legislación religiosa basada en la Sharia o ley islámica. Esto se suma al ya viejo descontento por la limitación severa a la libertad de expresión, uno de cuyos más recientes ejemplos se dio la semana pasada con la sentencia a un ciudadano turco de identidad armenia, de 13 meses de prisión bajo la acusación de “denigrar los valores religiosos islámicos” dentro de su blog en internet.

no forma parte del mundo árabe y posee una trayectoria histórica peculiar al haber asumido una identidad secular desde hace casi nueve décadas, cuando Kemal Ataturk emprendió su proyecto revolucionario que dio forma a la moderna tras la disolución del Imperio Otomano al fin de la Primera Guerra Mundial. Sin embargo, en los últimos tiempos y a raíz de la oleada islamista generada en regiones de población musulmana mayoritaria, también experimentó un retorno a una religiosidad más acentuada. De hecho, el Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) al cual pertenece Erdogan, se define como islamista moderado y ha sido capaz de combinar de manera eficaz su ideología religiosa sobre la que se basa buena parte de su política interna, con una interacción funcional respecto a Occidente, lo mismo que en su relación con naciones árabes y musulmanas de distinta orientación a la suya.

El perfil de la actual, con sus éxitos materiales en tantas áreas, no pronosticaba un estallido de protestas populares como las que se están viendo, pero por lo visto el choque entre el islam político de tintes autoritarios y varios de los valores enarbolados por el liberalismo y el modelo democrático que gravita alrededor del respeto a los derechos humanos, está detonando brotes de descontento e inestabilidad que se suman peligrosamente a los incendios que aquejan a sus vecinos geográficos.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorDescanse en paz la Sra. Catalina Crespo Z”L
Artículo siguienteLa Universidad Hebrea de Jerusalem otorgará Doctorado Honoris Causa al ex Presidente de México, Ernesto Zedillo
Licenciada en Sociología egresada de la UNAM (1980), con estudios de maestría en Sociología en la UNAM y con especialización en Estudios Judaicos en la Universidad Iberoamericana. (1982-1985) Fue docente en la ENEP Acatlán, UNAM durante 10 años (1984-1994). Actualmente es profesora en diversas instituciones educativas privadas, judías y no judías.De 1983 a 1986 fue colaboradora semanal del periódico "El Nacional" tratando asuntos del Oriente Medio.Desde 1986 hasta la fecha es editorialista semanal en el periódico Excélsior donde trata asuntos internacionales.Es comentarista sobre asuntos del Medio Oriente en medios de comunicación electrónica.Publicaciones:"Los orígenes del sindicalismo ferrocarrilero". Ediciones El Caballito S.A., México, 1982.En coautoría con Golde Cukier, "Panorama del Medio Oriente Contemporáneo". Editorial Nugali, México, 1988.Formó parte del equipo de investigación y redacción del libro documental "Imágenes de un encuentro. La presencia judía en México en la primera mitad del siglo XX" publicado por la UNAM, Tribuna Israelita y Multibanco Mercantil, México, 1992.Coautora de "Humanismo y cultura judía". Editado por UNAM y Tribuna Israelita. José Gordon, coordinador. México, 1999.Coordinadora editorial de El rostro de la verdad. Testimonios de sobrevivientes del Holocausto en México. Ed. Memoria y Tolerancia, México, 2002.Redactora de la entrada sobre "Antisemitismo en México" en Antisemitism: A Historical Encyclopedia of Prejudice and Persecution". Ed. ABC CLIO, Chicago University, 2005."Presencia judía en Iberoamérica", en El judaísmo en Iberoamérica. Edición de Reyes Mate y Ricardo Forster. EIR 06 Enciclopedia Iberoamericana de Religiones. Editorial Trotta. , Madrid, 2007.Artículos diversos en revistas de circulación nacional e internacional.