Diario Judío México -  

Dedico estas líneas a la Trilogía de Amor que acompañó mi vida. Que la acompaña de almanaque abultado.

A mamá: qué tanto me quiso. Me protegió. Me guió por el camino de la

palabra vibrante;  a través de Los Clásicos de la Poesía Universal.

Cuándo la necesité- desde esa niña qué fui un día- allí estuvo.

Estuve a su lado; cuando ella me necesitó.

A mi hija: regalo precioso de la Naturaleza; semilla de mi Ser. Qué me dio el mejor de los regalos- qué a una madre se le puede dar- mis nietas.

A mis nietas: qué ocupan la sala de mi Vida.

A ELLAS TODAS,  NO LES DEDICO ESTAS LÍNEAS: A ELLAS… ¡LES DEDICO MI VIDA! ©®

 

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorGobernadores guaruras y otras proezas
Artículo siguiente¿Cuánto tiempo tienes que esperar para alcanzar el éxito que buscas?
Mirta S. Kweksilber. Escritora. Autora de los libros de Cuentos Cortos: “EL MUNDO QUE FUE” (1988) Relatos de Humor y Nostalgia de Raíz Judía. Editorial Milá, AMIA, ARGENTINA (prólogo de Jaime Barylco) y “TRES PASOS EN EL BOSQUE” (2015) Cuentos de Humor y Memoria de Evocación Judía. Editado por ©® Mirta S. Kweksilber, de “Lápiz para pintar sueños” ©® (prólogo del Periodista y Comunicador uruguayo Jaime Clara) Autora del Himno de las Voluntarias –Damas Rosadas del Hospital de Clínicas del Uruguay- música y letra En 1987 ganadora del Concurso Golda Meir Categoría “Cuento Corto” de la Federación Wizo Uruguay.