Usted podría creer que Trump “odia” a Maduro y “ama” a la democracia pero sabemos que no es así.

De esta manera la semana pasada Goldman Sachs organizó la venta de 300 millones de dólares en bonos petroleros que le permiten a Maduro seguir repartiendo dinero ‘gratis’ a sus seguidores y pagando los sueldos de los soldados para que defiendan a la “Patria” por lo menos a la que emite los billetes.

Al mismo tiempo Trump anuncia el congelamiento de las cuentas de los principales soldaditos y políticos que sostienen a Maduro y nadie pregunta si alguno de ellos tenían cuentas en dado que, desde que los políticos del Estado de pusieron de moda la opción española, todos los políticos de Latinoamérica depositan ahora sus dineros allá, en Madrid, lejos de Washington.

Así que, mientras los venezolanos depositan en Madrid, Trump les congela las cuentas en Miami y les rellena la caja fuerte en Caracas.

Pero ¿Qué escucharon todos los que escuchan atentamente a las noticias, que ya no tienen ni el personal ni las ganas de investigar bien lo que dicen antes de repetirlo? “que Trump ama a la democracia y odia a quienes la afectan….en Caracas, claro mientras les manda un dineral

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorVenezuela: un video pide celebrar un Shabat por la crisis en el país
Artículo siguienteLos refranes de mi nonika