rechazó una oferta de -revelada por Politico el martes- para iniciar negociaciones sobre un nuevo acuerdo nuclear a cambio de un levantamiento de algunas sanciones estadounidenses.

dijo que no detendrá su enriquecimiento de uranio al 20% antes de que levante todas las sanciones, según citó la televisión estatal iraní a un funcionario no identificado, en reacción a la información de los medios estadounidenses de que Washington ofrecería una nueva propuesta para iniciar las conversaciones.

“Un alto funcionario iraní dice a Press TV que Teherán detendrá su enriquecimiento de uranio al 20 por ciento sólo si levanta primero todas sus sanciones a ”, dijo la televisión estatal Press TV en su sitio web.

“El funcionario dijo que Teherán reducirá aún más sus compromisos bajo el acuerdo nuclear de 2015 si no levanta todas las sanciones, advirtiendo que a Washington se le está acabando rápidamente el tiempo”, agregó.

El rechazo iraní a las nuevas conversaciones es la tercera vez que la República Islámica rechaza una oferta de EE.UU. para iniciar conversaciones sobre un nuevo acuerdo nuclear y la continuación de las sanciones internacionales contra el régimen.

El gobierno de Biden ha estado tratando de entablar conversaciones con para que ambas partes reanuden el cumplimiento del acuerdo, en virtud del cual se eliminaron las sanciones económicas a Teherán a cambio de que se frenara el programa nuclear iraní para dificultar el desarrollo de un arma nuclear.

Al mismo tiempo, Washington ha querido asegurarse de que volviera completamente a los límites de forma que pudiera tener influencia para negociar nuevas concesiones que no formaban parte del acuerdo nuclear de 2015 por parte de Irán.

Algunas de las cuestiones en las que ha hecho hincapié el gobierno de Biden -la ampliación de los límites nucleares más allá de 2030, los límites a las pruebas de misiles balísticos y los límites a la conducta agresiva de en Oriente Medio– reflejan las posiciones israelíes, aunque en Jerusalem hay dudas sobre el grado de compromiso de Biden para lograr estas concesiones.

Públicamente, Israel se ha opuesto a cualquier acuerdo que no ponga fin por completo al enriquecimiento nuclear iraní.

Según Politico, una propuesta de EE.UU., cuyos detalles aún se están elaborando, pediría a que detuviera algunas de sus actividades nucleares, como el trabajo en centrifugadoras avanzadas y el enriquecimiento de uranio al 20% de pureza, a cambio de un cierto alivio de las sanciones económicas de EE.UU.

A pesar de que los informes iniciales de rechazan el fin del enriquecimiento de uranio al 20% en este momento, no se ha rechazado la exigencia de EE.UU. de detener el trabajo en centrifugadoras avanzadas.

Ambas cuestiones son importantes si quiere reducir su actual plazo estimado de tres meses para poder desarrollar una bomba nuclear.

Sin embargo, en el pasado los expertos nucleares y de inteligencia israelíes han declarado al Jerusalem Post que la República Islámica ha tenido problemas para desarrollar centrifugadoras nucleares avanzadas.

Incluso anuncios recientes han reflejado que Teherán tiene pocas centrifugadoras avanzadas en funcionamiento y no se ha recuperado necesariamente de la destrucción de su principal instalación de montaje de centrifugadoras avanzadas en julio de 2020, que los ayatolás atribuyeron a Israel.

El predecesor del presidente estadounidense , Donald Trump, se retiró del acuerdo en 2018 y volvió a imponer sanciones estadounidenses, lo que provocó que Irán, tras esperar más de un año, violara algunas de las restricciones nucleares del pacto como represalia.

Las probabilidades de que se produzcan avances para reactivar el acuerdo antes de que celebre elecciones presidenciales en junio han disminuido después de que Teherán haya optado por adoptar una postura más dura antes de volver a las conversaciones, según han dicho los funcionarios.

Según el informe de Politico, la propuesta estadounidense pediría a que detenga algunas de sus actividades nucleares -como el trabajo en centrifugadoras avanzadas y el enriquecimiento de uranio hasta el 20 por ciento de pureza- a cambio de cierto alivio de las sanciones económicas estadounidenses, dijo una de las dos fuentes de Politico.

Sin embargo, los detalles de este posible acuerdo todavía están siendo elaborados por EE.UU. y no es en absoluto seguro que acepte los términos. De hecho, Teherán rechazó una propuesta estadounidense a principios de este año, diciendo que era “inaceptable”, y contraatacó con su propia idea, que el equipo de Biden declaró que no era viable.

La propuesta estadounidense que se presentará esta semana es “para tratar de iniciar la conversación” entre e Irán, dijo a Politico una de las fuentes familiarizadas con la situación.

Qué país da el primer paso para reanudar el cumplimiento del acuerdo nuclear con de 2015 no es una cuestión para Estados Unidos, dijo un funcionario estadounidense a principios de este año, sugiriendo una mayor flexibilidad por parte de Washington. “Esa no es la cuestión, quién va primero”, dijo el funcionario a Reuters bajo condición de anonimato.

“Como, ¿vamos a ir a las 8, ellos van a ir a las 10? ¿O ellos van a las 8 y nosotros a las 10? Esa no es la cuestión”, dijo el funcionario. “La cuestión es si estamos de acuerdo en los pasos que se van a dar mutuamente”.

Cuando se le pidió un comentario oficial, un alto funcionario de la administración Biden se negó a discutir los detalles de las conversaciones diplomáticas, informó Politico. “Hemos sido claros en que estamos dispuestos a buscar un retorno mutuo al [acuerdo con Irán]”, añadió el funcionario. “También hemos sido abiertos en cuanto a que estamos hablando con nuestros socios [internacionales]… sobre la mejor manera de lograrlo, incluso a través de una serie de pasos iniciales y mutuos. Hemos estado buscando opciones para hacerlo, incluso con conversaciones indirectas a través de nuestros socios europeos”.

FuenteNoticias de Israel

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorLa Nueva Caballería Andante. Capítulo 29
Artículo siguienteFallece Anna Koźmińska, la más longeva “Justa entre las Naciones”