Diario Judío México - La medida fue apoyada por Israel y el primer ministro Benjamín Netanyahu la calificó como una decisión “muy importante”.

El lunes, Estados Unidos confirmó que eliminará el mes próximo todas las exenciones otorgadas a ocho economías que les permitieron comprar petróleo iraní sin enfrentar las sanciones norteamericanas.

Esto ocurre dado el aumento en la presión para eliminar todos los ingresos del petróleo a la República Islámica.

La medida fue celebrada por Israel, el primer ministro Benjamín Netanyahu lo calificó como una decisión “muy importante para aumentar la presión sobre el régimen terrorista iraní”.

“Respaldamos la determinación de Estados Unidos contra la agresión iraní y esta es la forma correcta de detenerla”, afirmó a través de un comunicado.

El ministro de Relaciones Exteriores, Israel Katz explicó: “Solo los pasos difíciles como este obligarán a los ayatollah en a dejar de desarrollar por completo el peligroso programa nuclear y a apoyar a Hezbollah y a otras organizaciones terroristas en la región”.

“Israel seguirá siendo el socio leal de Estados Unidos en la lucha contra la agresión iraní”, remarcó.

La decisión de Trump envió a los precios del petróleo a su nivel más alto en 2019, a pesar de que la Casa Blanca aseguró que estaba trabajando con Arabia Saudita y los Emiratos Árabes Unidos, para garantizar que el mercado petrolero esté “adecuadamente abastecido”.

Las sanciones se impusieron cuando Washington presionó a para que restringiera su programa nuclear y dejara de respaldar a los terroristas en Medio Oriente.

El secretario de Estado Mike Pompeo reiteró el lunes que el objetivo de Washington era reducir a cero las exportaciones de petróleo iraní, y agregó que Estados Unidos no tenía planes de otorgar ningún período posterior al 1 de mayo para que los países cumplan.