Las 103 embajadas y consulados que  tiene en el mundo están cerradas desde este miércoles por una huelga de sus agregados diplomáticos y militares, que protestan por una disputa en sus pagos con el Gobierno.

Según consideran, el Ministerio de Finanzas “ha violado unilateralmente” un acuerdo sobre sus estipendios al que llegaron el pasado julio tras meses de negociación.

La cuestión en disputa radica en el dinero que se entrega a los diplomáticos en el extranjero y a los enviados del Ministerio de Defensa, que incluye la cobertura de una amplia gama de gastos, desde la organización de en las legaciones diplomáticas hasta los costes de transporte.

Según declaró Dana Benvenisti, miembro del sindicato de diplomáticos, Finanzas quiere adoptar un sistema rígido sobre la manera en que se reembolsan estos gastos que les perjudica, y que se aplicaría de manera retroactiva, lo que les podría obligar a tener que pagar una gran cantidad de dinero.

Finanzas “ha establecido una nueva forma de no pagar” parte de “las sumas recibidas por el trabajo diplomático”, denuncia, y asegura que la huelga seguirá vigente los días siguientes, hasta que el Ministerio de Finanzas “no se vuelva a sentar” a negociar.

El Ministerio de Exteriores informó de que todas sus representaciones diplomáticas en el extranjero se mantienen cerradas, y que durante la jornada no se proporcionará servicios al público ni se permitirá el acceso a las instalaciones.

“Los representantes de en el extranjero se esfuerzan por promover la posición y fortaleza internacional del país a diario”, denuncian, y aseguran, los cambios que se quieren adoptar debilitan sus herramientas de trabajo, lo que no les ha dejado “otra opción” que recurrir a la huelga.

FuenteAurora Israel

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorLa prensa de Israel expresó preocupación ante la vuelta del kirchnerismo
Artículo siguienteTurquía convoca al embajador de EE.UU. por el reconocimiento del genocidio armenio