Una moneda poco común con la cabeza del emperador romano Antonio Pío y que data de 158-159 después de Cristo fue encontrada en la zona del Carmel, en el norte de Israel, durante un ejercicio de entrenamiento de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF).

El hallazgo fue obra del soldado Ido Gardi y según se indicó la moneda bien conservada fue acuñada en la ciudad de Geva.

El doctor Donald Tzvi Ariel, jefe del Departamento de Numismática de la Autoridad de Antigüedades de Israel, precisó que “esta moneda se une a solo once de esas monedas de ubicaciones conocidas en la colección del Departamento de Tesoros Nacionales”. “Todas las monedas se encontraron en el norte de Israel, desde Meguido y Zippori hasta Tiberíades y Arbel”, agregó.

En su anverso, la moneda lleva la cabeza del emperador romano Antonio Pío, quien gobernó en 138-161, y el reverso muestra al dios sirio MEN (el dios de la luna) con la leyenda “del pueblo de Geva Phillipi”, año 217 (158-159 d. C.).

mone2

Según el doctior Avner Ecker, profesor de clásica en el Departamento de Estudios y de la Tierra de de la Universidad de Bar-Ilan, “la moneda descubierta es una de las monedas municipales acuñadas en la ciudad de Geva Philippi, también conocida como Geva Parashim”. “En la época romana, a las ciudades se les concedió el derecho de acuñar sus propias monedas. El año marcado en la moneda es el año en que evidentemente se estableció el consejo municipal y se permitió a sus ciudadanos el autogobierno bajo el Imperio Romano”, sostuvo.

Geva es un asentamiento antiguo, al que Josefo se refiere como una ciudad ubicada en las estribaciones en el borde del valle de Jezreel. Herodes instaló allí sus fuerzas de caballería (de ahí el nombre de Geva Parashim, ‘Ciudad de los jinetes’) y en la Gran Revuelta, en 66-70 d.C, las fuerzas locales y romanas partieron de allí para luchar contra los rebeldes judíos cerca de Bet She’arim.

Algunos creen que Geva se encuentra cerca de Sha’ar Ha-‘Amakim, pero la mayoría de los estudiosos identifican el sitio como Tel Abu Shusha, cerca del Kibbutz Mishmar Ha-‘Emek. Las excavaciones realizadas por la Universidad de Bar Ilan en el verano pasado desenterraron restos de fortificaciones y edificios que datan del período helenístico al bizantino”.

mone2

Según Nir Distelfeld, inspector de la unidad de prevención de robos de la Autoridad de Antigüedades del Distrito Norte, “la moneda probablemente la perdió su dueño en una de las carreteras que cruzan esta zona, hasta que el soldado la vio casi 2.000 años después”. “Esta es una oportunidad para llamar a cualquier miembro del público que haya encontrado monedas, o cualquier otro artefacto antiguo, que lo informe a la Autoridad de Antigüedades de Israel. Vendremos y transferiremos el hallazgo al Departamento de Tesoros Nacionales, con la esperanza de agregar más datos y enriquecer la investigación académica con otra pieza de evidencia del pasado. Cabe destacar que las antigüedades son nacionales”, indicó.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

A excepción de tu nombre y tu correo electrónico tus datos personales no serán visibles y son opcionales, pero nos ayudan a conocer mejor a nuestro público lector

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.
Artículo anteriorReflexiones entre Washington y Jerusalén
Artículo siguienteDescanse en paz el Sr. Yasef (Yusuf) Malki Barokas Z"L
La Agencia Judía de Noticias durante 10 años fue la principal fuente de información sobre Israel y la política comunitaria. Sus notas y entrevistas fueron levantadas por los principales medios y agencias periodísticas del mundo. Luego de haber cumplido una década desde su creación, cambió su nombre a Agencia AJN y se lanzó a una nueva etapa de expansión internacional, para ser líder en la producción de noticias de Medio Oriente en español con base en Buenos Aires. La Agencia AJN refleja permanentemente las relaciones diplomáticas, intercambios comerciales y convenios entre Israel y Latinoamérica. Además, promueve la búsqueda de justicia por el atentado a la AMIA y a la embajada de Israel en Buenos Aires; impulsa el esclarecimiento de la muerte del fiscal Alberto Nisman y condena todo acto de terrorismo en el mundo. Conformada por un importante equipo de redactores, cronistas y corresponsales, la Agencia AJN ofrece el mayor nivel de profesionalismo para el tratamiento de la información. Director: Daniel Berliner. Desde hace tiempo contamos con Isaac Ajzen como representante y corresponsal de la Agencia Ajn en México.