Diario Judío México - Mientras la comunidad judía observa los Altos Días Santos, un tiempo para la introspección y el autoexamen -celebremos uno de los grandes éxitos del año 5779- el florecimiento de la vida judía en el Golfo que forma parte de una trayectoria positiva general de las relaciones entre y el Golfo. El año pasado, hemos visto grandes avances, y aún más emocionantes son los desarrollos planeados para el próximo año.

Los líderes del Golfo son muy optimistas sobre las oportunidades que se presentarán una vez que tengan relaciones diplomáticas con . Hay cuatro razones principales por las que escucho de ellos acerca de su deseo de hacer avanzar este proceso.

En primer lugar, Irán. Tanto como el Golfo se enfrentan a la amenaza común de Irán.

En segundo lugar, están los beneficios económicos.

La tercera razón sería acercarse a la administración estadounidense. El Golfo se da cuenta de que, al acercarse a , su realidad estará en consonancia con los objetivos de la administración estadounidense.

La cuarta razón es que hay un interés genuino por parte de los líderes del Golfo en reunir a musulmanes y judíos, y saben que la manera de acercarse a los judíos es manteniendo relaciones diplomáticas con .

El año pasado vimos visitas históricas de funcionarios israelíes al Golfo, incluyendo: El viaje del Primer Ministro Omán; la visita de la Ministra de Cultura y Deporte Miri Regev a Abu Dhabi, donde se representó “Hatikvah” por primera vez en un Estado del Golfo Arábigo; el viaje del Ministro de Transporte Yisrael Katz a Omán; la próxima visita del Ministro de Economía Eli Cohen a Bahrein; y la intervención del Ministro de Comunicaciones Ayoub Kara en la Conferencia de Plenipotenciarios de la Unión Internacional de Telecomunicaciones en Dubai.

Todo esto ha preparado el escenario para un año histórico en términos de crecimiento de la vida judía en el Golfo.

Bahrein es el hogar de la única comunidad judía indígena del Golfo. En diciembre, el rey Hamad bin Isa Al Khalifa me nombró asesor especial para que le ayudara a construir y hacer crecer la vida judía en el reino. Hemos estado trabajando en varias iniciativas, y durante el taller de Paz para la Prosperidad de la Casa Blanca en junio, su sinagoga local celebró un minyan – un quórum de 10 hombres para la oración – por primera vez. Los videos se volvieron virales, pero estar allí en persona fue realmente una experiencia extraordinaria. Mientras nosotros -diplomáticos, rabinos, hombres de negocios y periodistas- rodeábamos el podio y cantábamos “Am Yisrael Chai” (“El pueblo de Israel vive”), las palabras eran más ciertas que nunca porque la vida judía en el Golfo está prosperando.

LA SE HIZO en el taller de Paz para la Prosperidad ya que era la primera vez que se permitía la entrada de los medios de comunicación israelíes en el reino. La emoción de la comunidad judía mundial e incluso de la comunidad mediática secular era palpable. Este fue otro ejemplo de descongelación de las relaciones entre ambos. Recuerdo haberme sentado con el Ministro de Relaciones Exteriores de Bahrein, Sheikh Khaled bin Ahmed Al-Khalifa, y haberle preguntado si consideraría la posibilidad de conceder una entrevista a uno de los periodistas israelíes con el que acababa de reunirme. Inmediatamente dijo que lo haría y que yo debía traerlo.

Durante esa entrevista histórica, compartió: “Israel es parte de la herencia de toda esta región, históricamente. Así que, el pueblo judío tiene un lugar entre nosotros.” Durante el último año, el jeque Khalifa aplaudió a Israel por limpiar los túneles del norte, y también expresó su apoyo a Australia por reconocer a Jerusalén occidental como la capital del Estado de Israel.

Qatar será la sede de la Copa Mundial de la FIFA en 2022, y el pasado mes de diciembre anuncié con mi querido amigo Hassan Al Thawadi, secretario general de la Copa Mundial de 2022, que llevaremos comida kosher a los partidos para dar cabida a los invitados judíos. Hassan también ha reiterado que darán la bienvenida a los israelíes a los juegos. Me voy a Qatar en los próximos meses para trabajar en iniciativas adicionales para los visitantes judíos que asistirán a los juegos. La preocupación genuina de los qataríes de que judíos e israelíes se sientan cómodos visitando su país y asistiendo a los juegos es algo que debe ser apreciado y celebrado.

FuenteNoticias de Israel
Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorLibro: “La “colonia” que fue”, la historia de los judíos que emigraron a Latinoamérica, de Jack Michonik
Artículo siguiente1000