Diario Judío México - Un video musical en que tiene como objetivo ayudar a quienes tienen problemas de aprendizaje… ¡Escúchalo, compártelo y apoya!

Escrito y compuesto:
Sheya Bernstein – Tuli Brull – Moishy Klein – Shuky Klein

Música producida:
Moishy Klein

Video producido:
Chaim Moskowitz

Realizado:
Schneur Spira, Tuli Brull y Moishy Klein

Guitarras:
Hershy kestenbaum

Voces de fondo:
Moishy Klein

Conciencia. Aceptación. Asistencia.
Ampliación de la intervención de salud mental en 1225

En las primeras horas de la mañana del lunes, Ches Iyar, 13 de mayo de 2019, el mundo perdió una hermosa neshama. Shmily a’h era conocida por ser amable, generosa y desinteresada, pero lamentablemente Shmily ya no está con nosotros.

Shmily era un cliente habitual en 1225, un refugio para adolescentes, en su mayoría de origen chassidishe, con tres noches para niños y una noche para niñas, que necesitan un lugar para ir cuando estar en casa simplemente no se siente cómodo.

1225 se inició en respuesta a una crisis persistente en nuestra comunidad. A través de diferentes eventos de hashgachah, el Centro de Herencia Judía de Queens y Long Island (JHC) fue presentado a un grupo de adolescentes que provenían de hogares de Chassidishe que sufrían un tremendo dolor emocional y espiritual. El JHC contrató al rabino Ozer Babad para trabajar con estos muchachos. Después de un año y medio de organizar shabatones, escapadas de verano y salidas a restaurantes para este grupo y muchos de sus amigos, el JHC, junto con Rabí Babad, alquiló un espacio en 1225 39th Street para comenzar un programa para ellos. Con el tiempo, este lugar especial llegó a llamarse “1225”.

Para hacer 1225 adecuados para los adolescentes, se emprendió un proyecto de construcción. Shmily estuvo involucrada desde el principio. Shmily, un electricista de oficio, puso su talento a la vanguardia. Aunque tenía un trabajo de tiempo completo durante el día, después de su largo turno llegaba a las 1225, cenaba rápidamente y trabajaba hasta altas horas de la noche como voluntario de su tiempo para hacer el trabajo eléctrico. Eso fue Shmily. Desinteresado. Dándose a sí mismo en beneficio de los que le rodean.

Muchas de las fiestas en 1225, fiestas o eventos de Super Bowl para otras ocasiones, fueron organizadas por Shmily. Era una parte esencial de 1225, conocido por muchos, amigos de todos. Shmily tenía sentimientos muy cálidos hacia 1225.

En una de sus últimas comunicaciones a Rabí Babad, Shmily dijo que 1225 “es mi hogar”. Igual que para Shmily, para muchos otros, 1225 es su hogar lejos del hogar.

Proyecto shmily

1225 está proporcionando tanto, un lugar para ser aceptado, relajarse y llamar a casa. Hay clases de GED, colocación laboral, shabbatonim, colocación profesional, viajes, Kumzitses, aprendizaje de la Torá y mucho más … Sin embargo, se necesita mucho más. En particular, la enfermedad mental es un área que no está bien dirigida en nuestra comunidad. Por lo tanto, 1225 se compromete a iniciar el Proyecto Shmily. El Proyecto Shmily se esforzará por lograr tres “A”: Conciencia, aceptación y asistencia.

Conciencia:

Hay muchos estigmas sobre la enfermedad mental en nuestra comunidad. Sin embargo, la verdad es que la enfermedad mental es común y tratable. 1225 proporcionará un lugar seguro para que los adolescentes aprendan sobre enfermedades mentales a través de una lente clara, sin conceptos erróneos ni vergüenza.

Aceptación:

A través de reuniones grupales y terapia grupal, los adolescentes trabajarán en el procesamiento y la comprensión de las enfermedades mentales y sus ramificaciones. Con esta base, estarán abiertos a explorar vías para la curación y la recuperación.

Asistencia

1225 proporcionará un terapeuta interno y creará un sistema de referencia para terapeutas externos, centros de rehabilitación y otros profesionales, para coordinar un plan de tratamiento adecuado para cada individuo y situación. También se implementará un programa de mentores.

Como todos sabemos, el tratamiento para problemas de salud mental no es barato. El seguro no cubre a muchos terapeutas y, a veces, se requieren intervenciones más costosas, como la rehabilitación. Para que el Proyecto Shmily despegue, 1225 pretende recaudar $ 300,000, el presupuesto operativo para el primer año del programa. Le pedimos que elija ser parte de esta campaña. Tu tzedaká puede ayudar a salvar las vidas de los jóvenes. Si bien este programa ha estado en las etapas de planificación durante algún tiempo, después de que Petmira fuera de su tiempo, 1225 decidió emprenderlo en su nombre y a través de este programa, tendrá chiyus.

Que la neshama de Shmily tenga un aliyah, yehi zichro baruch.

Para que puedas disfrutar de esta canción, y las miles más que vamos rescatando necesitamos de tu ayuda. Manda tu donativo hoy mismo y ayúdanos a preservar este tesoro. Disfruta la canción de hoy…

SaveTheMusic.com tiene como propósito el preservar la música judía en , hebreo, djudio-espanyol y otros idiomas.

Fundada por Roman Ajzen en 2006, Save the Music es ahora el principal colector de LP’s de  en el mundo. Igual de importante es su objetivo de convertirse en un lugar de encuentro virtual para que los artistas interactúen y promuevan gratuitamente sus , eventos y nuevos lanzamientos.

Este proyecto abarca el descubrimiento de grabaciones antiguas, enriqueciéndolas con letras, traducciones, transcripciones, partituras, y biografías de los artistas intérpretes y compositores. Cuando se escribió la canción? ¿Por qué? ¿Cuál era el contexto social de la canción? ¿Qué le dijo que tiene la intención de transmitir al oyente?

Múltiples representaciones de la misma canción con diferentes ritmos, ritmos, idiomas, y en varias fechas están disponibles para inspirarte. Incluso ofrecemos un sistema de “aprender hebreo” para aquellos que quieran aprender canciones con las transcripciones significativas y traducciones.

Todos estos tesoros están disponibles en línea en SaveTheMusic.com, un proyecto del Internet Development Fund, una organización sin fines de lucro, 501c3 California.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorLos sabores de Onomura Nigiri Room
Artículo siguientePasión judía y futbolera
Noticias, Reportajes, Cobertura de Eventos por nuestro staff editorial, así como artículos recibidos por la redacción para ser republicados en este medio.