Diario Judío México - Rodeadas de un ambiente místico y profundo mas de mil mujeres de la comunidad nos reunimos a cumplir juntas la mitzvah de afrashat jalá.

El Rabino Ambram Anidjar nos guio en una meditación profundad agradeciendo y honrando cada uno de los ingredientes para la jalá, recordándonos que hay un poder superior a nosotros que nos guía y nos bendice.

El colegio Atid fue el anfitrión donde un grupo de alumnas lleno de alegría el evento con sus bailes y rikudim, había mujeres de todas las edades, desde meses de nacidas hasta 99 años de edad; generaciones unidas en un shabbat especial.

Para nosotros fue un honor participar en un evento donde la hermandad entre las comunidades latió desde lo mas profundo de nuestros corazones.

En todos nuestros templos tenemos actividades para toda la familia, vayan, participen en un shabat único y especial.

FuenteComité de Comunicación de la Kehile
Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorJamenei: Irán no pide la desaparición del pueblo judío
Artículo siguiente¿Qué pasará en Israel y las elecciones? Preguntas y respuestas…

La Comunidad Ashkenazí de México es la institución cúpula de la colectividad que agrupa y unifica a las instituciones y miembros ashkenazim que la conforman brindándoles un marco de pertenencia donde puedan encontrar seguridad, continuidad y representatividad, buscando velar por la integración, desarrollo, crecimiento, consolidación y continuidad del asentamiento Ashkenazí en México.

Para cumplir con esta misión, en La Kehile contamos con el compromiso de sus líderes y la estructura profesional necesaria para contribuir al bienestar de sus afiliados,regidos por los principios de la ética judía, dentro de un marco de cooperación y ayuda mutua, guiados siempre por los valores ancestrales del Pueblo Judío.

  • El Comité de Socios de la Comunidad Ashkenazi se mantiene en continuo cambio y renovación, siempre en búsqueda de responder a las nuevas y crecientes necesidades de los miembros de la comunidad y así contribuir a mejorar su bienestar y calidad de vida.
  • Buscamos consolidar a la Comunidad Ashkenazí en México y cuya fortaleza radique en la integración activa de todos sus miembros e instituciones.
  • Establecer con nuestros asociados una comunicación continua, personalizada, clara y efectiva.
  • Ofrecer a nuestros asociados una atención personalizada y servicios de la más alta calidad, tanto en el ámbito de la identidad como en el campo de la vida diaria.
  • Garantizar que en el futuro las nuevas generaciones, cuenten con un marco comunitario donde satisfacer sus necesidades de identidad judía y donde apoyarse en asuntos del día a día.