Mensaje de un ciudadano de Gaza a los manifestantes universitarios: Están dañando la causa palestina

Por:
- - Visto 467 veces

Las protestas que se están extendiendo por todo Estados Unidos en los campus universitarios, donde los estudiantes se reúnen en nombre de los derechos de los palestinos y ocupan espacios en los campus con carpas, lamentablemente aunque dicen apoyar a los palestinos no están realmente interesados en salvaguardar nuestros derechos.

Me duele decir esto como palestino de Gaza. Mientras mi casa está destruida y hay miles de muertos, nunca pensé que me encontraría criticando a quienes hablaban. Y, sin embargo, no puedo guardar silencio sobre lo que estoy viendo. La verdad es que la manera en que muchos se reúnen para expresar su apoyo a los palestinos perjudica más nuestra causa que ayudarla.

¿Saben qué ayudaría a los palestinos en Gaza? Condenar las atrocidades de Hamás. En cambio, los manifestantes corean habitualmente su deseo de «Globalizar la Intifada». Aparentemente no se dan cuenta de que las Intifadas fueron desastrosas tanto para los palestinos como para los israelíes, del mismo modo que el 7 de octubre fue devastador para el pueblo de Gaza.


Deberían hablar en nombre de las víctimas inocentes de Hamás, tanto palestinas como israelíes. En cambio, respaldan la ideología de Hamás con carteles que anuncian resistencia “por cualquier medio necesario” y cánticos de «del río al mar», glorificando efectivamente a las brigadas Al-Qassam, el ala militar de Hamás, cuya ideología se basa enteramente en la eliminación de más de 6 millones de israelíes de la tierra.

Supuse que las personas que iniciaron estos lemas no estaban informadas sobre lo que defendían. Vi la bandera LGBTQ ondear con frecuencia entre personas que cantaban líneas de los estatutos de Hamás, e inicialmente quise educarlos, advertirles que el grupo al que están honrando probablemente los arrojaría desde lo alto de un edificio o los asesinaría como lo hicieron con Mahmoud Ishtiwi, un comandante de Hamás acusado de homosexualidad. Hamás acosa a las mujeres que no se cubren la cabeza. Hamás tortura a quienes se manifiestan contra su gobierno autoritario, como lo hicieron conmigo cuando protesté.

Todo esto parece pasar desapercibido para las personas que, para nuestra desgracia, se han autoproclamado nuestros aliados.

El discurso de odio en los campus universitarios, empezando por el de Columbia, ha alcanzado recientemente un nivel aterrador. He visto gente gritando cosas antisemitas a estudiantes judíos, incluyendo «los judíos regresen a Polonia» y otras frases horribles. Se ha deteriorado hasta el punto de que los judíos ya no asisten a clases universitarias debido al ambiente hostil actual y asisten a sus clases de modo online para evitar a los manifestantes.

Es inconcebible. Pero no es sólo el antisemitismo lo que me desespera. Es la hipocresía. ¿Dónde estaban estos jóvenes solidarios cuando Hamás se apoderó de Gaza y masacró a cientos de habitantes de Gaza, o cuando Hamás mantuvo cautivos a 2 millones de habitantes de Gaza durante más de 17 años? ¿Por qué no hablaron sobre el hecho de que Hamás condujo a los habitantes de Gaza a este conflicto, que resultó en más de 30.000 muertos y 80.000 heridos, según las autoridades municipales de Gaza? ¿Dónde estaban cuando los misiles fallidos de Hamás cobraron la vida de cientos de habitantes de Gaza el 17 de octubre, o cuando Hamás asesinó a jóvenes para robar ayuda y revenderla a los habitantes de Gaza a precios enormemente inflados?

La única conclusión que se puede sacar del silencio de estos manifestantes respecto de las atrocidades de Hamás y sus cánticos antisemitas es que no les preocupa proteger a los palestinos. Están en sus carpas por odio a judíos e israelíes.

Como ciudadano de Gaza y como palestino, quiero que los manifestantes y los organizadores de estas protestas sepan que su discurso de odio nos perjudica. La persona judía o israelí a la que están intimidando durante su manifestación puede ser la nieta de un sobreviviente del Holocausto o un familiar de un israelí asesinado o secuestrado por Hamás el 7 de octubre. Estas personas serían sus socios si las protestas fueran para lograr una paz duradera y justicia para palestinos e israelíes.

No acepto discursos de odio ni cánticos terroristas, y todos estos sueños tontos sobre la erradicación de Israel son repugnantes y nunca se harán realidad. Ambos, palestinos e israelíes, estamos aquí para quedarnos.

A los manifestantes no les interesa la paz. Algunos de los grupos han estado bloqueando a activistas palestinos por la paz como yo, ¡y soy de Gaza, el mismo lugar que dicen que les importa! En lugar de bloquear a los activistas por la paz, deberían invitarnos a unirnos a estas protestas y guiarlos en la dirección correcta: un lugar sin odio centrado en pedir la liberación de los rehenes que han estado cautivos en manos de Hamás durante más de 200 días.

Si los manifestantes se preocuparan por los palestinos, tendrían una exigencia central: Hamás debe rendirse, porque todos hemos sufrido a causa de Hamás y ya no podemos vivir bajo el gobierno de un grupo terrorista. Sólo entonces se podrá lograr un alto el fuego.

*Hamza Howidy es un palestino de la ciudad de Gaza. Es contador y defensor de la paz.

Publicado en www.newsweek.com

2 comentarios en «Mensaje de un ciudadano de Gaza a los manifestantes universitarios: Están dañando la causa palestina»
  1. Interesante y muy cierto el mensaje de un ciudadano de GAZA al tema de las injustas manifestaciones de estudiantes de las universidades de USA 🇺🇸, ojalá lo pudieran hacer muy extensivo sobre todo a todo el mundo árabe y enemigos de ISRAEL y desde luego a una gran parte de todos los judios del mundo Grcs

    Responder

Deja tu Comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, DiarioJudio.com se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de DiarioJudio.com, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


El tamaño máximo de subida de archivos: 300 MB. Puedes subir: imagen, audio, vídeo, documento, hoja de cálculo, interactivo, texto, archivo, código, otra. Los enlaces a YouTube, Facebook, Twitter y otros servicios insertados en el texto del comentario se incrustarán automáticamente. Suelta el archivo aquí

Artículos Relacionados: