Diario Judío México - La estadística no permite predecir comportamientos individuales, pero sí retratar los colectivos. Una de sus representaciones más habituales es la “campana de Gauss”: una curva simétrica, abultada en el centro y tendiente a cero en sus bordes. La gráfica de los resultados de procesos electorales nos permite visualizar la voluntad ciudadana en un momento dado, especialmente en una sociedad multipartidista como la israelí. Pero aún más ilustrativo resulta ver la evolución en el tiempo de dichas descripciones. Por ejemplo, en sus primeros procesos electorales, el centro (y punto álgido de la campana) se situaba en torno a opciones de izquierda sionista, mientras que los bordes a izquierda y derecha iban adelgazando a medida que aparecían el comunismo en una punta y los herederos de las doctrinas de Jabotinsky en la otra. A medida que avanzamos en el tiempo apreciamos que las corrientes más populares se fueron desgajando en porciones ideológicamente cercanas y finalmente hasta coaligadas en la función ejecutiva.

Las sociedades no son inmutables ni viven aisladas de lo que pasa en su entorno o aún de forma global. La Guerra Fría empujó a a posicionarse fuera de la sombra de los soviéticos que habían sido fundamentales para su independencia: primero acercándose a Europa y luego a los EE.UU., lo que supuso un tímido desplazamiento de la campana estadística que culminó en 1977 con la llegada al gobierno de las posiciones de derecha, tanto en lo económico como (y más trascendental para Oriente Medio) en el tema de la seguridad. Esa tendencia osciló levemente entre opciones de una derecha más sosegada y una izquierda cada vez menos radical, hasta la debacle del bloque soviético en los 90 que, si bien ya no influía directamente en la opinión ciudadana, sí abrió la puerta a nuevos patrocinadores de grupos armados irregulares en lugar de ejércitos. Ello se tradujo estadísticamente en un desplazamiento hacia posturas más beligerantes.

De poco sirvieron esfuerzos diplomáticos como los Acuerdos de Oslo, y las urnas así lo reflejaron, arrastrando a la opinión ciudadana a una desconfianza creciente, coronando políticas cada vez más intransigentes y conservadoras. Sorprendentemente, a estas alturas la curva estadística ha situado a una opción que empezó en el borde de la campana como centro de la misma. Hoy día, aunque cueste admitirlo, el Likud no es la derecha, sino el centro, espacio que intentó arrebatarle sin éxito la formación Kajol Laván con un programa casi idéntico (excepto en lo personal): el resto de partidos van a derecha o izquierda y los menos radicales entre ellos seguramente terminarán siendo absorbidos por las grandes formaciones.

Hemingway tituló su novela ambientada en la Guerra Civil Española “¿Por quién doblan las campanas?”. En , más que doblarse, la campana de Gauss se mueve como adaptación casi darwiniana a un ambiente hostil sin visos de solución.

Las opiniones expresadas aquí representan el punto de vista particular de nuestros periodistas, columnistas y colaboradores y/o agencias informativas y no representan en modo alguno la opinión de diariojudio.com y sus directivos. Si usted difiere con los conceptos vertidos por el autor, puede expresar su opinión enviando su comentario.

SIN COMENTARIOS

Deja tu Comentario

Artículo anteriorGana la ley, pierde Trump, gana Estados Unidos
Artículo siguienteWinona Ryder y John Turturro, protagonistas de la nueva miniserie de David Simon para HBO
En 1989 empieza a desempeñar labores de redacción y traducción (Inglés, Francés y Hebreo a Español) para diversas publicaciones informáticas: PC Magazine Actual, Personal Computing, Amstrad Magazine, Redes, Sistemas, Tribuna Informática, etc.). De 1992 a 1996 es responsable de las secciones de sonido y vanguardias tecnológicas en la revista de nuevas tecnologías OnOff (Editorial Globus). Realiza proyectos de ediciones técnicas también para las editoriales VNU, Infolaser y Tecnipublicaciones. De 1994 a 1998 trabaja como corrector para temas de informática para la Editorial McGraw-Hill. En 1996 realiza traducciones técnicas para KDC y para CT. *  Desde 1995 a 1999 es Jefe de Redacción en la agencia de comunicación Aleph, encargándose de las Notas de Prensa, Comunicados y Columnas para empresas como Lotus, Autodesk, Acer Computer Ibérica, Pinnacle, BEA, etc. Entre 1999 y mayo de 2000 es nombrado Director de Servicios Especiales de la misma empresa, a cargo de los servicios de traducciones (folletos técnicos, de marketing, anuncios, etc.), boletines (LotusClub, ATC Noticias, BEA News, etc.) y clipping. TRAYECTORIA PROFESIONAL (música) Desde 1989 colabora como redactor para revistas de música (Sociedad Española de Musicología, Guitar Player, Keyboard, etc.) y generales (Avalon, Panama Jack, etc.). En 1990 funda y dirige la revista trimestral de nuevas tendencias musicales MUSICA GLOBAL (Mandala Ediciones), que funciona hasta 1995. Se encarga del apartado de música en la versión española de la enciclopedia en CD-ROM Encarta 97 de Microsoft (para Me&Ta Multimedia). De 1996 a 1999 colabora con Marketing Editorial en varios proyectos para el Club Internacional del Libro (redacción de fascículos de la colección Historia de la Música Deutsche Grammophon y fichas de la colección La Gran Música). Desde 1995 participa en el grupo de música antigua de Eduardo Paniagua, como intérprete de cítola (guitarra medieval) y cantante de música judía sefardí, con los que ha actuado en España, Portugal, Marruecos, Francia, Italia, Suiza, Alemania, Bélgica, Dinamarca, Noruega, Canadá, Costa Rica, Panamá, Honduras, Croacia, Bosnia e Israel. Junto al grupo ha editado los discos “Música de las Tres Culturas” (1998), “Moradas del Corazón” (2003) y “Maimónides” (2004, todos en Pneuma Records). En 2006 forma el grupo Klezmer Sefardí (con CD del mismo nombre para Pneuma Records). TRAYECTORIA LABORAL * Desde junio de 2003 colabora desinteresadamente con la web Musicasdelmundo.org en la redacción de artículos sobre música e instrumentos del mundo. * Desde enero de 2004 y hasta marzo de 2005 colabora como redactor y traductor de la revista Musitec Magazine de F&G. * Desde enero de 2004 y hasta enero de 2005 colabora como traductor y redactor para la agencia de comunicación empresarial Aleph Comunicación. * Desde abril de 2001 y hasta marzo de 2005 colabora como redactor y traductor de las revistas DVD Total y Future Music de LarPress * Desde abril de 2001 y hasta mayo de 2003 colabora como redactor de la web de noticias de Nuevas Tecnologías de Tecnipublicaciones. * Desde junio de 2000 trabaja como traductor y redactor freelance para empresas como DyR, Prensatec, Aqua MassMedia, Aabam, Crimson, iTerracom y Premdan. Desde abril de 2007 trabaja en Radio Sefarad como director musical y desde finales del mismo año y hasta septiembre de 2011 como editor, a cargo de la creación y puesta en marcha de nuevas secciones. Desde octubre de 2011 es el director de Radio Sefarad.